Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 23- -6- -2007 El ex novio de la joven asesinada en Avilés confiesa que es el autor del crimen 11 Rajoy preguntará el miércoles por la inmigración El Grupo Popular tampoco llevará la próxima semana- -como en las dos anteriores- -la lucha antiterrorista a la sesión de control al Gobierno del Congreso, la última antes de las vacaciones. Los populares prefieren centrarse en el ámbito social, en especial la gestión para frenar la inmigración ilegal y la violencia de género. Este examen parlamentario al Ejecutivo servirá para entrever algunos de los principales mensajes que centrarán el debate sobre el estado de la Nación, de la primera semana de julio. Rajoy preguntará a Zapatero por las medidas que piensa adoptar ante la previsible llegada de inmigrantes a nuestras costas este verano. ETA exigió por carta a Zapatero que cumpliera su compromiso de impunidad Enviados del PSOE achacaron las detenciones a jueces del PP según Gara S. N MADRID. En la primera reunión ETA- Gobierno celebrada tras el anuncio de alto el fuego permanente a finales del pasado mes de junio, los emisarios de Zapatero- -tres importantes dirigentes del PSOE- -admitieron el no cumplimiento de los compromisos de impunidad- -cese de las detenciones, paralización de los sumarios... que achacaron a la labor de algunos jueces que son instrumentos del PP ETA- Batasuna continúa administrando la filtración de las informaciones referidas a la serie de reuniones mantenidas con el Ejecutivo desde 2005. En opinión de los expertos, con estas filtraciones la banda persigue varios objetivos: vengarse del Gobierno por la falta de acuerdos, sabotear el incipiente acercamiento entre Zapatero y Rajoy y justificar ante sus bases la reanudación del terror, al trasladar la responsabilidad de la suspensión de la tregua al Ejecutivo. El periódico Gara canalizador de esta estrategia, se centró ayer en las reuniones consecutivas mantenidas a finales del pasado mes de junio. Según esta versión, los emisarios de Zapatero, para justificar el supuesto incumplimiento de los compromisos, culparon a factores externos las detenciones de etarras practicadas en los meses anteriores, que calificaron como accidente importante Como ejemplo, citaron también el disparate del proceso contra Ibarretxe por reunirse con Batasuna. Unos días antes, precisamente, la Policía había realizado una operación contra una trama encargada de cobrar el impuesto revolucionario que a punto estuvo de abortarse por el chivatazo a uno de los cabecillas de la red. El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba parecía justificarse por el desenlace de las investigadores, que se saldaron con detenciones a ambos lados de la frontera, al subrayar que el operativo venía de años atrás En estas reuniones de finales de junio, ETA entregó una escueta carta dirigida a Rodríguez Zapatero en la que le indicaba que la vulneración de las garantías establecidas en los acuerdos es motivo y puede suponer la ruptura del proceso de negociación y por lo tanto la suspensión del proceso abierto ETA- -añadía la misiva- -le hace un llamamiento directo para que actúe con responsabilidad y adopte las medidas pertinentes para cumplir las garantías y acuerdos alcanzados en la mesa de negociación Días después, al anunciar en el Congreso de los Diputados el inicio del diálogo con ETA, el presidente del Gobierno prometió informar a los grupos parlamentarios sobre la situación y posibles avances del proceso en septiembre. Pero llegó el nuevo curso político y el ministro del Interior no tenía novedades que contar, por lo que aplazó la ronda de contactos. Precisamente, a finales de septiembre volvieron a reunirse representantes del Ejecutivo y de la banda. Los terroristas insistieron en que el Gobierno no cumplía los compromisos adquiridos en 2005, mientras que los emisarios de Moncloa, tras reprocharles la persistencia de la kale borroka y el chantaje, exigieron a ETA un comunicado que reflejara un salto cualitativo Gara se refiere a la declaración que aguardaba el Gobierno en la que la banda debía hacer irreversible el proceso, noticia que adelantó ABC. los populares, la vicepresidenta no quiso entrar a dar ningún juicio de opinión de los datos de la negociación ETA- PSOE. No estamos dispuestos a entrar en el juego de los terroristas ni a convertir su agenda en la agenda política ni del Gobierno ni de la nación De la Vega se negó sistemáticamente a colaborar en hacer de altavoz de la banda terrorista y lamentó que no haya sido posible poner fin a la violencia de forma no violenta, porque los terroristas así han querido. La única opción que queda es la firmeza y derrotar a ETA A pesar de las palabras de De la Vega, la secretaria ejecutiva de Política Social del Partido Popular, Ana Pastor, volvió ayer a pedir al Ejecutivo claridad y transparencia en sus negociaciones con la banda terrorista. A finales de septiembre los emisarios exigieron a la banda un comunicado de alto el fuego irreversible El Gobierno ofreció a la banda legalizar ANV a cambio de que condenara los atentados Tres meses después de los atentados de Barajas en la T- 4, el Gobierno de Rodríguez Zapatero y la banda terrorista ETA volvieron a reunirse el pasado mes de marzo, según publica hoy el diario Gara Esta reunión, a la que sólo asistió un miembro designado por el Ejecutivo, supuso una toma de contacto antes de los encuentros de mayo. En estos contactos, el representante del Gobierno insistió en la necesidad de un nuevo comunicado de ETA y la banda armada replicó reivindicando los compromisos acordados ya por ambos en 2005. Y sobre todo uno: el acuerdo político pendiente El rotativo asegura que las conversaciones de estos dos días de diálogo giran en torno a cómo ve cada parte la posibilidad de relanzar un proceso Según Gara el enviado del Gobierno llega con un objetivo que pone sobre la mesa una y otra vez: lograr un nuevo comunicado de ETA que suponga un compromiso firme y claro de renuncia a los atentados Los terroristas traen a colación que ya existen acuerdos de base, los suscritos en 2005, pese a sus incumplientos. Para ETA, lo que procede no es buscar otras bases, sino cumplir las acordadas. Considera que lo que Madrid busca es renegociarlas y se niega. Es en este punto, cuando el enviado del Ejecutivo plantea a ETA una especie de trueque. Quiere saber si la banda está dispuesta a realizar un comunicado con nuevos compromisos; y, a cambio, ofrece que el presidente del Gobierno haga una declaración en términos de distensión bilateral ETA reitera que no hay nada que hacer sin acuerdo político, a lo que el Ejecutivo pone encima de la mesa que estaría dispuesto a legalizar a la izquierda abertzale