Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN MARTES 19 s 6 s 2007 ABC AD LIBITUM CIUDADANOS DE HONOR N sus pocos días como titular del Ministerio de Instrucción Pública y Bellas Artes en el Gobierno de Niceto Alcalá Zamora, en la II República, Salvador de Madariaga tuvo la feliz iniciativa de crear una nueva institución: la Ciudadanía de Honor. Su normativa y convocatoria llegó a ser publicada en La Gaceta de Madrid para que cada 14 de abril fuera distinguido por sus méritos y ejemplaridad ciudadana un nombre incuestionable. Estaba en su ánimo que el primero en recibir tal honor fuera Miguel de Unamuno. Manuel Azaña, después, dejó en nada el proyecto de Madariaga y nos quedamos sin una instanM. MARTÍN cia, multidisciplinar por FERRAND su concepto, modélica por su nómina y sabia por su exigencia, a la que recurrir cuando las instituciones tradicionales no dieran más de sí. Renunciamos al consejo del talento. Si hoy tuviéramos que nombrar un ciudadano de honor destacado sobre todos los demás y con fuerza suficiente para servirnos de guía y modelo de conducta, tendríamos serias dificultades. La admiración intelectual no cotiza mucho y la feroz partitocracia tiende a negarle el pan y la sal a quienes no son, además de próximos, obedientes y escasamente críticos. Son tales el cainismo vigente, la saña acumulada y el oportunismo establecido que cuando, por ejemplo, el Rey Don Juan Carlos quiere honrar a un personaje como Adolfo Suárez, esforzado artesano de la Transición, espera a hacerlo, concediéndole el Toisón de Oro, a que el ex presidente esté senil y sus ex adversarios y ex compañeros, empujados por la única solidaridad verdaderamente española- -la que nos une frente al dolor y la enfermedad- no puedan objetar en contrario. Sería bueno que hubiera prosperado y mantenido en el tiempo la iniciativa de Madariaga. Dispondríamos de un catálogo de vidas ejemplares con el que educar a las nuevas generaciones que, sin ambición, rechazan el esfuerzo, niegan el mérito y confían más en un Estado protector que en una sociedad dinámica en la que brille, por sus hechos, el individuo. Una sociedad a la que puede aplicársele con toda justicia lo que Mariano Rajoy señala como esencia de José Luis Rodríguez Zapatero: No aprende de las consecuencias nefastas de sus errores ¿Aprende Rajoy? El líder- -mejor, dirigente- -del PP se está acostumbrando a utilizar una muletilla dialéctica que es alarmante. Dice con frecuencia para afear a su principal antagonista: Si yo hubiera sido presidente del Gobierno... Sabemos lo que dejó de hacer como destacado integrante, en las más diversas funciones, en el Gobierno de José María Aznar. Por ejemplo, una regeneración democrática que nos habían prometido y que sacrificaron por un plato de lentejas servido por Jordi Pujol. Ya digo, ni dentro ni fuera de la política nos sería hoy posible proponer, elegir y aceptar con cierta unanimidad un ciudadano de honor al año. Habría que recurrir a los difuntos. POR OTRA PARTE IMPUESTOS: EL QUE MÁS CHIFLE, CAPADOR Pero dentro del territorio del Reino de España, trasladar O pasará mucho tiempo antes de que se conozca el el domicilio fiscal de una comunidad autónoma a otra es fánúmero de contribuyentes catalanes que, con una u cil y barato, por lo menos de momento: mismo idioma, misotra fórmula, han cambiado su domicilio fiscal a como sistema jurídico, mismos asesores, mismos bancos... Si munidades cuyos vecinos soportan una menor carga impopara el común de la ciudadanía todo es igual, menos los imsitiva. Deben de ser bastantes porque cada vez que puede el puestos, ¿por qué resignarse a pagar más cuando puedes triseñor Antoni Castells, consejero deEconomía y Finanzas de butar menos? Al fin y al cabo, si vivir en Barcelona o en Mala Generalidad de Cataluña, reclama que el Estado impida drid o en Valencia o en Pamplona sólo presenta diferencias la rebaja de impuestos que se está llevando a cabo en algufiscales, la elección es bien sencilla. nas comunidades autónomas gobernadas por el PP Las figuras del deporte, españolas y europeas, Aunque de legítimo planteamiento en una sociese domicilian en Mónaco, pero para privilegiarse dad libre, ladelseñorCastells nodejadeser unaposidel sistema fiscal del Principado tienes que comción con evidentes síntomas de esquizofrenia polítiprar una carísima vivienda y demostrar a las autoco- fiscal. Reclamar simultáneamente, como lo hizo ridades españolas que por lo menos pasas allí seis el viernes pasado desde una tribuna pública, mayor meses. Dentro del territorio nacional español los autonomía fiscal para Cataluña y denunciar la posibles abaratamientos fiscales son, desde luego, competencia fiscal dañina que provocan otras comenores, pero como resulta menos complicado bemunidades cuando rebajan o suprimen impuestos JOSÉ M neficiarse de ellos, cualquier ahorro impositivo cedidos por el Estado resulta de una incoherencia GARCÍA- HOZ compensa. impropiadequien, comoelseñorCastells, parecegoEn realidad, todo esto es un disparate. En el mundo se zar de una reputación de hombre serio. buscan espacios económicos y políticos cada vez más amEn todo caso, si las reducciones de impuestos en Madrid plios. Sin hablar de la Unión Europea, el Nafta americano o o Valencia están provocando la marcha de contribuyentes las organizaciones regionalesasiáticas apuntan a launificacatalanes, taly comoelpropio Castellsdejóentrever en su inción de mercados en términos legales, fiscales, financieros. tervención, la huida no debería sorprender a nadie. Desde En este pequeño país, sin embargo, procedemos contracoque el mundo es mundo y desde que se inventaron los imrriente: allí donde otros buscan mercados unidos, los espapuestos, los sujetos pasivos han buscado activamente aqueñoles parecen disfrutar con la parcelación; allí donde se elillas zonas donde resulta más favorable el balance fiscal; es minan barreras, aquí las comunidades autónomas multiplidecir, el resultado de restar al dinero pagado en impuestos el can los costes de transferencia. ¿Por qué tener un mercado si valor de los servicios recibidos. Los contribuyentes suelen, puede haber diecisiete? en expresión anglosajona, votar con los pies y se instalan En realidad, el señor Antoni Castells tiene razón: dentro allí donde el balance fiscal resulta más favorable. de España, la competencia fiscal resulta dañina. Pero seguEs verdad que, de seguir al pie de la letra ese criterio, casi ramente, para legitimar esasentencia, él mismo deberíarestodos los contribuyentes occidentales se domiciliarían en ponder a una pregunta previa: ¿y, entonces, por qué el Golos bienconocidos paraísos fiscales: en Gibraltar, en las Islas bierno tripartito de la Generalidad fomenta, impulsa, proCayman, en Panamá, en Bermudas, en Liechtenstein. Al fin pugna y reivindica la partición del sistema fiscal español? yalcabo, en ningunadeestas plazas teprestan ningúnserviCuandoseharotolaunidaddel mercado- -pregunten a cualcio social, pero como se pagan unos impuestos ínfimos, el requier empresario con operaciones en todoelterritorionaciosultado entre lo debido y lo satisfecho es prácticamente cero. nal- -sólo queda una regla: el que más chifle, capador. Y si Y si no están atiborradas es por la sencilla razón de que conotro chifla más, ya no cabe llamar a los guardias: el capador seguir ciudadanía fiscal en cualquiera de esos paraísos retrabaja donde quiere. sulta legal y burocráticamente complicado, de forma que sójosemaria garcia- hoz. com lo compensa a los verdaderamente ricos. E N -Todos los mandatarios que resultaron vencedores porque yo apoyaba a sus rivales, le dicen al Barça que a quién se le ocurre tenerme como seguidor culé.