Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 16 s 6 s 2007 ESPAÑA 23 El Jurado declara culpable a la pareja acusada de acribillar al celador de Sevilla Fueron conducidos a la cárcel entre improperios e intentos de agresión JOSÉ L. GARCÍA SEVILLA. La libertad de María Luisa Cortés acabó ayer en la propia Audiencia Provincial de Sevilla, desde donde ingresó en prisión después de que el Jurado popular que ha enjuiciado la muerte a tiros del celador Gaspar García la considerara autora, junto con su marido, de un delito de asesinato por el que podría cumplir hasta veinte años de prisión. Media hora después de que el Jurado emitiera su veredicto, el matrimonio era conducido a la cárcel, hecho que desató la tensión contenida a lo largo de varios días, tanto por parte del condenado, que arremetió contra los fotógrafos, como por parte de la familia de María Luisa, cuya madre protagonizó tensas escenas y tuvo que ser sacada del edificio en volandas por sus propios familiares. La lectura del veredicto se hizo esperar hasta casi las dos de la tarde, aunque en la práctica la mañana se utilizó para preparar el texto definitivo, ya que las decisiones estaban tomadas desde la noche anterior. Al final, el Jurado rebasó las expectativas del fiscal y se aproximó en pleno a las sostenidas por la acusación particular, al considerar a María Luisa tan autora del asesinato de Gaspar García como a su marido, aunque no se la apreció la agravante de ensañamiento. El Jurado acepta plenamente el relato de los hechos, en el La mujer declarada culpable se fue de los juzgados lanzando improperios sentido de que, tras un accidente sin consecuencias lesivas -circunloquio con el que se definió el atropello de la hija de María Luisa y Ricardo- este último, despreocupándose de la niña, se acercó al coche del celador de manera sorpresiva y comenzó a disparar contra él, sin darle opción a defenderse. María Luisa se aproximó al coche mientras su mari- MILLÁN HERCE do cambiaba el cargador de la pistola y abrió la puerta para facilitar que Ricardo continuara disparando, hecho que, según el veredicto, la hace culpable también de asesinato.