Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 ESPAÑA www. abc. es SÁBADO 16- -6- -2007 ABC El PSOE propuso a ETA la creación de un órgano vasco- navarro en plena campaña El Gobierno montó dos mesas paralelas de negociación pese a que se lo desaconsejaron sus expertos antiterroristas J. P. M. C. MADRID. El Gobierno y el PSOE plantearon a ETA- Batasuna durante la pasada campaña electoral la creación de un órgano común para el País Vasco y Navarra. Gara desvelaba ayer que el Ejecutivo de Zapatero y ETA, por un lado, y la coalición ilegal y los socialistas, por otro, mantuvieron negociaciones simultáneas y en el mismo lugar- -un país europeo- -en mayo. La falta de acuerdos llevó a los terroristas a suspender la tregua. En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, negó con tres palabras la existencia de contactos durante la campaña electoral: Ninguno, absolutamente ninguno Pero cuando se le preguntó si a lo largo del mes de mayo se produjo algún encuentro entre representantes del Gobierno y ETA, la respuesta fue bien distinta. De la Vega no lo negó. Sólo señaló que el Gobierno no hace comentarios sobre las informaciones de Gara y añadió que ETA no ha conseguido nunca ni uno solo de sus objetivos. No lo ha logrado tras 40 años empleando la violencia y nunca lo va a conseguir Además, fuentes cercanas a José Luis Rodríguez Zapatero indicaron después que el presidente del Gobierno no hace ningún comentario hacia atrás del proceso Sólo le interesa la firmeza y la unidad apostillaron. Según la filtración al diario proetarra, las reuniones simultáneas a dos bandas se celebraron los pasados 14, 15, 16 y 21 de mayo. Ello, pese a que el Gobierno había dado pública y oficialmente por roto el proceso tras el atentado de Barajas. Las autoridades del país anfitrión, algunos medios apuntaban a Bélgica, dieron apoyo logístico y blindaron los encuentros. Además, observadores internacionales actuaron como notarios en todos estas reuniones. La banda llegó a proponer, en el caso de que las negociaciones avanzaran, que una comisión internacional garantizara, esta vez sí, el cumplimiento de los compromisos. La delega- La vicepresidenta De la Vega durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros ción de Batasuna estuvo encabezada por Arnaldo Otegi que, en caso de salir de España, debía tener el permiso del juez Garzón. Una de dos, o el magistrado se lo dio para la ocasión o el batasuno desobedeció la orden judicial. La activación paralela de las dos mesas- -la técnica entre el Gobierno y ETA, para hablar de paz por presos y la política entre partidos, para abordar un cambio del marco legal- -es la hoja de ruta descrita en Anoeta. Los Servicios de Información ya alertaron en su momento al Gobierno de que el plan para que ambos foros trabajen de manera simultánea, con vasos comunicantes, encierra trampa ya que ETA nunca se comprometería ante el Ejecutivo a abandonar definitivamente la lucha armada hasta no comprobar en tiempo real que en la otra mesa, a través de Batasuna, impone la autodeterminación. En este sentido, las fuentes consultadas por ABC subrayan que el Gobierno volvió a caer en la trampa al prestarse a que ambas mesas se reunieran de forma paralela. La prueba evidente es que, al no llegar el PSOE y Batasuna a acuerdos, automáticamente ETA suspendió la tregua. Así pues, según la versión de Gara la cadena de reuniones sincronizadas se inició el 14 de mayo con un encuentro entre el Gobierno y ETA, que dio paso a otro entre el PSOE y Batasuna, y así sucesivamente. El Ejecutivo y la banda asumieron que la clave estaba en el FRANCISCO SECO ¿Un proceso roto? El PNV, excluido de la lista de invitados de la banda Las reuniones de mayo se celebraron a instancias de ETA, que, pese a perpetrar apenas cinco meses antes la salvajada de Barajas, se permitió incluso establecer las condiciones e imponer su lista de invitados Así, exigió, y el Gobierno accedió a ello, la presencia de observadores internacionales con el encargo de levantar acta notarial y garantizar el cumplimiento de los acuerdos que se pudieran alcanzar. Además, la banda reclamó, con el mismo asentimiento del Ejecutivo, la exclusión, en la mesa de partidos, del PNV Los etarras conside. raban que el partido de Imaz se había convertido en un obstáculo para que el proceso avanzara, entre otros motivos porque se opone a un nuevo estatuto integrado por Guipúzcoa, Vizcaya, Álava y Navarra. El PSOE, según la versión de Gara se mostró de acuerdo con ese planteamiento, al reconocer que los nacionalistas no quieren la unificación de esta forma de los cuatro territorios porque perderían poder económico. Los socialistas, pues, accedieron a que las dos mesas celebraran reuniones paralelas. Cayó en la trampa de ETA. acuerdo que debía alcanzarse en la otra mesa. Y fue allí donde Otegi, que encabezada la delegación de Batasuna, puso sobre el tapete el plan Anaitasuna, que propone una autonomía política que incluya al País Vasco y Navarra con derecho a decidir. Por su parte, el PSOE planteó reformas estatutarias en el País Vasco y Navarra, así como la posibilidad de constituir entre ambas Comunidades un órgano común intergubernamental Y todo ello en plena campaña. Paralelamente, en la mesa técnica ETA se comprometió a desmantelar su maquinaria terrorista, pero sólo si el proceso concluía con éxito, esto es, si el Gobierno se plegaba a la exigencia de unidad territorial y autodeterminación. Además, los etarras reclamaron impunidad para la propia banda y para sus tramas políticas, que propiciara una tregua bilateral Esto es, cese de las detenciones y del acoso judicial. La versión de Gara añade que la posición del Gobierno fue la de exigir a la banda que