Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
74 CULTURAyESPECTÁCULOS www. abc. es culturayespectaculos MARTES 12- -6- -2007 ABC Descubren al sucesor de Harry Potter Barry Cunningham, el tipo que convirtió en oro la historia del aprendiz de mago, dice haber hallado un nuevo filón entre Túneles novela de ciencia ficción de Roderick Gordon y Brian Williams MARCELO JUSTO SERVICIO ESPECIAL LONDRES. Detrás de un fenómeno editorial de la magnitud de Harry Potter siempre hay un editor y una industria. Barry Cunningham es el editor que en agosto de 1996 comprendió que el manuscrito que tenía entre manos podía ser un éxito sin precedentes. Casi once años más tarde, cuando la saga del niño mago está a punto de cerrarse para siempre, Cunningham asegura haber encontrado lo que ansía desesperadamente el mundo editorial y comercial de todo el mundo: un nuevo Harry Potter Los flamantes magos de la felicidad infantil y la taquilla son Roderick Gordon y Brian Williams. Cunningham está convencido de que la novela de ciencia ficción de estos dos autores, Túneles tiene la magia necesaria para sustituir a Harry Potter. El editor inglés ya vendió los derechos de Túneles en 15 lenguas, con adelantos de más de un millón de euros, y está negociando con Hollywood la realización de una saga fílmica. El protagonista de Túneles es un niño fascinado con la arqueología que descubre un mundo perdido cavando en los túneles que hay debajo de la ciudad. Según Cunningham, el libro tiene todos los ingredientes de los grandes clásicos de la literatura infantil, como Alicia en el país de las maravillas de Lewis Carroll, o El león, la bruja y el armario de C. S. Lewis. En declaraciones al matutino británico The Independent Cunningham señaló que la clave del éxito es ofrecer un portal que le permita al niño entrar en otro mundo. Con Harry Potter supe desde la primera página que era mágico. Túneles me produjo la misma sensación de descubrir un mundo de imaginación que se La publicación de un libro de Harry Potter siempre provoca gran expectación. El último saldrá a la venta en julio encuentra más allá de nuestra vida cotidiana. Siempre estoy a la búsqueda de libros que transformen el mundo con el poder de la imaginación. A los niños les encanta la idea de un portal del mundo cotidiano que les sirva de punto de partida para introducirse en un mundo mágico dice Barry Cunningham. En la búsqueda de esos libros no le ha ido mal. Y no sólo por Harry Potter, cuyo asombroso éxito alrededor del mundo debe haber superado con creces las fantasías del mismo Cunningham. Con el afinadísimo olfato que le permitió detectar el potencial de Harry Potter que otros editores habían REUTERS dejado pasar porque ¿quién se iba a interesar en un niño que iba a aprender magia a una ecuela privada inglesa? Cunningham ha dado a conocer otros talentos de la literatura infantil moderna, entre ellos Túneles mágicos La última entrega de la saga creada por J. K. Rowling desata la guerra de precios entre los comerciantes M. JUSTO S. E. LONDRES. Una de las fechas más esperadas del calendario literario universal, el 21 de julio, es también la fecha más temida por muchos libreros británicos. Es que con la salida a la venta de Harry Potter and the Deathly Hallows se va a desatar en el Reino Unido una de las competencias más despiadadas para meterse en el bolsillo de los consumidores infantiles y sus familias. No en vano los libreros apodaron al último libro de JK Rowling Harry Potter and the Nightmare on High street Harry Potter y la pesadilla de los comercios Se espera que el séptimo y último libro de la saga Harry Potter se agote a toda velocidad. Las poderosísimas cadenas de supermercados planean venderlos muy por debajo de su valor de tapa, algo que está afectando a librerías grandes y pequeñas. El libro saldrá a la calle con un precio de tapa de 17,99 libras y la editorial se llevará 10,74 por ejemplar. Una de las cinco grandes cadenas de supermercados, Asda, va a ponerlo a la venta a 8,87 libras, es decir a mitad de precio respecto al resto y con una pérdida de casi dos libras por novela en relación a lo que se llevará la editorial. Para un monstruo como Asda, que calcula que junto al niño entrará toda la familia a hacer las compras de la semana, y de paso, llevarse el último Harry Potter, no hay problemas. Para los dueños de librerías pequeñas, como el Norfolk Childrens Book en Alby, se trata de un negocio funesto: No podemos darnos el lujo de no tenerlo. De manera que tenemos que trabajar a pérdidas. Así y todo, no podemos ofrecerlo al precio de Asda se lamentó la dueña de la librería, Marilyn Brocklehurst. Harry Potter no sólo ha cambiado la vida de las pequeñas librerías de provincias. La misma editorial Bloomsbury, que publicaba a autores alternativos de renombre como la canadiense Margaret Atwood, se ha visto catapultada al estrellato de la bolsa de valores de la City. No sorprende. En un día la penúltima novela de JK Rowling, Harry Potter y el príncipe mestizo vendió igual número de ejemplares, ni más ni menos, que El Código da Vinci de Dan Brown.