Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC ETA REVIENTA LA LEGISLATURA DE ZAPATERO LAS OTRAS DERROTAS DEL PRESIDENTE MIÉRCOLES 6 s 6 s 2007 ESPAÑA 31 Un mandato marcado por el fracaso Los fracasos de Zapatero se multiplican como hongos. Cuanto más avanza la legislatura, más derrotas acumula: las elecciones municipales, la descomposición de su partido, la política exterior, el Estatuto catalán o la crisis de la CNMV. Y aún hay más POR M. CALLEJA P. CERVILLA FOTO: Y. CARDO A. DE ANTONIO MADRID. Dentro de un año estaremos mejor que hoy La cita, de Zapatero el 30 de diciembre, ha marcado un hito en esta legislatura. Al día siguiente de que el presidente del Gobierno pronunciara tan optimista augurio sobre el proceso de negociación con ETA, la banda terrorista hacía explotar una furgoneta bomba en el aparcamiento de la Terminal 4 de Barajas, que mató a dos personas. El proceso de Zapatero, objetivo número uno de su mandato, saltaba por los aires. Ha sido el mayor fracaso del presidente del Gobierno, que terminó de consumarse ayer, con el anuncio de los terroristas de la ruptura del alto el fuego, pero no ha sido el único. Según avanza la legislatura, Zapatero va registrando más y más derrotas. El tiempo que pasa gobernando es directamente proporcional a los fracasos que cosecha. Hace apenas 10 días perdió otra gran batalla: las elecciones municipales. Los comicios del 27 de mayo se presentaron como un duelo entre Rajoy y Zapatero, a pocos meses de las elecciones generales. Pues bien, el PP ganó al PSOE por número de votos en el conjunto de España: 7.915.014 frente a 7.758.783 (35,61 por ciento del PP frente al 34,91 por ciento del PSOE) O lo que es lo mismo, 156.231 sufragios de diferencia, que colocaban a los populares como primer partido de España, siete años después de su victoria en las elecciones de marzo de 2000. El 27- M, Zapatero no sólo perdió las elecciones, sino que tuvo otra derrota mucho más severa, desde el punto de vista político y personal. El presidente del Gobierno quería ganar como fuera la batalla de Madrid, que suele considerarse puerta para llegar a La Moncloa. Para ello, y tras rechazos sucesivos de dirigentes del PSOE para presentarse como candidatos, con José Bono a la cabeza, Zapatero hizo una apuesta arriesgada, pero que presentó como segura: su asesor económico Miguel Sebastián sería el rival de Alberto Ruiz- Gallardón y el alcalde que necesita Madrid La derrota fue de las que hacen época: un 30,88 por ciento de votos, frente al 55,54 por ciento que logró el PP de Gallardón, y 16 concejales menos. La descomposición del PSOE Elecciones municipales El siguiente fracaso de la etapa de Zapatero está unido al anterior: la descomposición del PSOE en federaciones como la de Madrid. Tras la derrota de Miguel Sebastián, éste presentó su dimisión y ni siquiera recogerá su acta de concejal. La crisis del Partido Socialista de Madrid estalló. En la Comunidad de Madrid, los resultados habían sido igual de desastrosos, con Rafael Simancas como candidato. La reciente dimisión de Simancas como secretario general del partido obligó a formar una gestora, y a empezar a construir de nuevo la organización desde abajo. En la Comunidad Valenciana ha ocurrido otro tanto de lo mismo, tras las derrotas de Joan Ignasi Pla y Carmen Alborch en las autonómicas y en la Alcaldía de Valencia, respectivamente. A José Luis Rodríguez Zapatero tampoco se le puede atribuir ningún éxito por el nuevo Estatuto de Cataluña. El entusiasmo de los catalanes por el proceso en que se embarcó el presidente del Gobierno es perfectamente descriptible al ver la participación en el referéndum, que se celebró el 18 de junio de 2006: un 49,42 por ciento. Zapatero logró, además, enrabietar a CiU, con quien acordó el contenido final de la norma y que luego se sintió traicionada, hasta el punto de dejarse querer ante un futuro acuerdo posible con el PP. Tampoco estuvo acertado en la famosa OPA de Gas Natural, con la complicidad de La Caixa, sobre Endesa. El enredo del Gobierno, con el ex ministro de Industria José Montilla, hoy presidente de la Generalitat, a la cabeza, fue monumental. El resultado fue un desprestigio internacional, desconfianza en el mercado y una crisis del órgano regulador, la Co- Los protagonistas del culebrón del Estatuto (Carod, Montilla, Saura y Maragall) El Estatuto catalán Evo Morales, socio principal del Gobierno de Zapatero, junto a Miguel Ángel Moratinos misión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) La crisis de la CNMV ha desvelado la existencia de una nueva beautiful people vinculada al entorno del Gobierno, con el nexo de su ex asesor económico Miguel Sebastián. En esta nueva clase hay que incluir a Carlos Arenillas, vicepresidente de la CNMV y marido de la ministra Mercedes Cabrera, más conocido por sus facturas desorbitadas en restaurantes de lujo a cargo de una empresa con la que tendría supuestamente una vinculación profesional. De hecho, esta empresa- -que tenía que ser supervisada por la CNMV- -contrató al hermano de Arenillas. Manuel Conthe, que presentó su dimisión en la CNMV por estar en contra de los tejemanejes de la Oficina Económica de La Moncloa, forma parte fundamental en este entramado. ción o violencia durante la Guerra Civil y la Dictadura- -ha conseguido dividir a toda España, reabrir viejas heridas aún sin cicatrizar, resucitar el fantasma del pasado y provocar un debate que no se sabe cómo acabará. El Congreso rechazó las enmiendas a la totalidad al proyecto del Gobierno, que presentaron grupos tan distintos como IU, ERC y el PP. En Garachico, un pueblo de Tenerife, el PP no pudo presentarse porque en su lista sólo había mujeres. Semejante barbaridad fue posible gracias a la Ley de Paridad que impulsó el Gobierno de Zapatero, y que obliga a las cuotas de sexo también en las listas electorales. El carné por puntos también se aprobó a bombo y platillo, pero los resultados, en las últimas campañas, no han podido ir peor. La nueva beautiful people La política exterior El fiasco de Sebastián El enredo de la OPA El punto débil del Gobierno de Zapatero ha sido su política exterior. Sus grandes aliados no son otros que Hugo Chávez, Fidel Castro y Evo Morales. La agenda internacional del presidente del Gobierno no puede ser más desazonadora. Ha conseguido tener enfrente a la primera potencia mundial, y aparecer en cambio ante el mundo como máximo defensor de los presidentes populistas de Iberoamérica. El empeño del Gobierno del PSOE por aprobar una ley de Memoria Histórica- -llamada proyecto de ley por la que se reconocen y amplían derechos y se establecen medidas en favor de quienes padecieron persecu- La Paridad y otras leyes Ley de Memoria Histórica