Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 OPINIÓN MIÉRCOLES 6 s 6 s 2007 ABC DIRECTOR: JOSÉ ANTONIO ZARZALEJOS PRESIDENTA- EDITORA: CATALINA LUCA DE TENA DIRECTOR GENERAL: JOSÉ LUIS ROMERO Área Financiera: Jorge Ortega Área de Márketing: Javier Caballero Área Técnica: José Cañizares Área de Recursos Humanos: Raquel Herrera DIRECTOR GENERAL DE DESARROLLO: EMILIO YBARRA PRESIDENTE DE HONOR: GUILLERMO LUCA DE TENA Director Adjunto: Eduardo San Martín Subdirectores: Santiago Castelo, Fernando R. Lafuente, Alberto Pérez, Alberto Aguirre de Cárcer Jefes de Área: Jaime González (Opinión) J. L. Jaraba (España) Miguel Salvatierra (Internacional) Ángel Laso (Economía) Juan Cierco (Cultura, Ciencia y Deportes) Mayte Alcaraz (Fin de Semana) Jesús Aycart (Arte) Adjuntos al director: Ramón Pérez- Maura, Enrique Ortego y Ángel Collado Redactores jefes: V. A. Pérez (Continuidad) A. Martínez (Política) M. Erice (Internacional) F. Cortés (Economía) A. Puerta (Regiones) J. Fernández- Cuesta (Sociedad) A. Garrido (Madrid) J. G. Calero (Cultura y Espectáculos) J. M. Mata (Deportes) F. Álvarez (Comunicación- TV) A. Sotillo (S 6 y D 7) L. del Álamo (Diseño) J. Romeu (Fotografía) F. Rubio (Ilustración) y S. Guijarro UN ESCUDO QUE NO AMENAZA A NADIE ETA Y EL COLAPSO DE LA LEGISLATURA L se debe exclusivamente a que Zapatero la ha puesto en maA razón principal por la que ETA ha revocado el alnos de los etarras. Por eso, el intento desesperado de endoto el fuego anunciado en marzo de 2006 es que consisar la culpa al PP por la revocación del alto el fuego, adedera alcanzados los objetivos que se propuso con su más de un recurso político inmoral, conlleva un ejercicio nueva falsa tregua. Los etarras nunca han suspendido su de cobardía muy revelador de la falta de principios con los actividad terrorista para dar una oportunidad a la paz, sique el PSOE abordó la negociación con ETA. El PSOE y el no para darse una oportunidad a sí mismos, a sus pretensioGobierno montaron el diálogo con los etarras y los batanes y a sus necesidades operativas. ETA ha logrado remonsunos sobre la premisa de la exclusión del PP, tanto cuando tar en buena medida la tendencia de derrota que estableció los populares estaban en el poder, como cuando pasaron a la segunda legislatura de Aznar y, por eso, diez días desla oposición. Pedir ahora a Rajoy que apoye a un Gobierno pués de volver a los ayuntamientos vascos ha hecho públique lo ha marginado siempre que ha podido es, simplemenco lo que siempre tuvo decidido: que reactivaría la violente, un nuevo engaño a la opinión pública. cia terrorista en cuanto le resultara oportuno. La organizaZapatero se debe a la democracia, aunque se haya comción etarra es hoy más fuerte que en marzo de 2004. No es portado como si estuviera por encima de ella. Ocultó a los un diagnóstico especulativo. Se trata de una dramática españoles en las elecciones de 2004 que su partido llevaba constatación que resulta, simplemente, de contabilizar sus dos años negociando con Batasuna, pero no dudó en pedir avances logísticos y políticos. Su rearme ha sido incesante, a los ciudadanos que lo apoyaran a ciegas en su aventura tanto de explosivos como de armas; cuenta con miles de plapactista con los etarras. Ahora ha llegado el tiempo de que cas de matrículas y de documentación francesa de identiel presidente del Gobierno se someta a las urnas que no pudad; ha reorganizado comandos en el interior del territodieron reflejar el parecer de los españoles sobre el proceso rio español. Igualmente, ha conseguido cohesionar a la izde negociación con ETA. Esta era la gran apuesta política quierda abertzale mediante una burla constante a la ilegade Zapatero para este mandato: una tregua bilateral, pactalización de Batasuna; ha vuelto a las instituciones municida por el Gobierno y los terroristas, para desarrollar una pales, desde donde creará plataformas de propaganda, capnegociación de carácter político sobre la autodeterminatación, financiación y acoso a los no nacionalistas. ETA ha ción y la territorialidad. Nunca revocado el alto el fuego porque fue una ocasión para derrotar a ya no necesita mantener el engalos terroristas y, a pesar de esto, ño de este aparente cese de la vio La disolución de las Cortes y la Zapatero la propició y la mantulencia. Tiene lo que buscaba. vo. El fracaso político de la negoSólo ETA es responsable de caconvocatoria inmediata de ciación es el fracaso de la legislada atentado que cometa a partir elecciones generales es el único tura socialista. Pero no hay que de hoy. Nunca una organización gesto de dignidad que puede realizar engañarse. Si ETA ha roto el alterrorista puede encontrar excuto el fuego se debe no a la firmesa en las decisiones, por erróneel presidente del Gobierno za de Zapatero, sino al incumplias que sean, de un Gobierno demiento de esos pactos inconfemocrático. Ni siquiera en las que Si ETA ha roto el alto el fuego se sos que jalonaron una crónica ha tomado Rodríguez Zapatero. debe al incumplimiento de esos de deslealtad y ocultación a la Ahora bien, de la misma manera pactos inconfesos que jalonaron una sociedad española. La disoluque sólo ETA debe responder de ción de las Cortes y la convocatosus actos, el Gobierno socialista crónica de deslealtad y ocultación a ria inmediata de elecciones gedebe asumir las responsabilidala sociedad española nerales es el único gesto de digdes por los suyos. Sin duda, este nidad que puede realizar el prees el momento de la unidad de los sidente del Gobierno. demócratas y del apoyo a las insPor supuesto, es tiempo de unidad democrática. Rajoy tituciones del Estado en la lucha contra ETA. Pero también la ofreció en reiteradas ocasiones. Tantas como Zapatero es el momento de que, como en toda democracia que se prela rechazó o jugó con ella. Es imprescindible una rectificacie, el presidente del Gobierno responda ante los ciudadación estructural de la política antiterrorista, sin perjuicio nos, porque afirmar que Rodríguez Zapatero ha demostradel llamamiento a las urnas. Y esa rectificación tiene una do no tener autoridad moral ni política para liderar la lucha condición: la de que las personas que han protagonizado y contra ETA no sólo no es debilitar al Estado, sino que es una provocado este fracaso que compromete al Estado en su necesidad democrática y el presupuesto imprescindible paconjunto, asuman sus responsabilidades. Tales son todos ra reiniciar una estrategia de derrota de los terroristas. los dirigentes del socialismo vasco que actuaron como viLa declaración institucional que el jefe del Ejecutivo leyó sionarios y legitimaron políticamente a Batasuna y ETA; a media mañana de ayer ratificó sin paliativos que se enes también el fiscal general del Estado, responsable de hacuentra en una huida hacia delante. Sus palabras fueron deber inoculado en lucha judicial contra ETA el virus del cepcionantes y no se corresponden con las que cabía esperar oportunismo y la servidumbre política; son los dirigentes de un presidente de Gobierno que debe afrontar un desafío del PSOE que durante años han faltado a la verdad, neganterrorista inmediato y a gran escala. Más bien parecieron do contactos con Batasuna, descalificando a los escéptiuna reformulación simulada de su obcecación con el procecos con el proceso, imputando al PP viles deseos de reanuso de negociación con ETA. Zapatero dio la impresión de dación del terror; son los responsables políticos del Minisque, en efecto, no da más de sí políticamente y ha tocado sueterio del Interior, que verificaron que el alto el fuego era lo. Un ejemplo más de su grado de desorientación, de su pérdi completo y real mientras ETA metía armas en el País da de perspectiva y de su incapacidad para reaccionar es el Vasco. Es, por supuesto, Zapatero, incapaz en su alocución hecho de que ayer, tras haber decidido que por la noche acude ayer de pronunciar las palabras derrota, Constitución diría a dar explicaciones en TVE, decidió a última hora no y Partido Popular, prescindiendo de los tres conceptos báhacerlo, posiblemente por temor a un deterioro mayor de su sicos de cualquier política digna de llamarse antiterrorisimagen, dada su probada insolvencia para dar respuestas ta. La convocatoria de elecciones generales es inaplazable. convincentes. De hecho, si ETA ha reventado la legislatura STADOS Unidos se dispone a instalar un sistema de defensa antimisiles en Europa, decisión que ha provocado una inesperada tensión con el Gobierno ruso. Por momentos, da la impresión de que volvemos a las épocas de incomprensión de la Guerra Fría, y de que estamos a punto de lanzar el mundo hacia una nueva carrera de armamentos como la que conocimos hasta hace casi dos décadas. Sin embargo, las circunstancias son bien distintas: lo que Estados Unidos planea es un dispositivo defensivo con el proteger a los aliados europeos de un peligro que, por hipotético que resulte, no puede ignorarse. La reacción de Rusia- -haciendo de estos planes un pretexto para reactivar el espectro de un continente europeo plagado de dianas nucleares- -no es comprensible ni aceptable. Se dice que la amenaza de Irán no es en estos momentos real, pero tampoco es razonabe sentarse y esperar a tomar medidas cuando lo sea, puesto que tal vez entonces sea demasiado tarde. El régimen iraní ha dado pruebas más que suficientes para convencer al más escéptico de que su objetivo es dotarse de una tecnología que le permita disponer de armas nucleares. Si Estados Unidos y sus aliados estuvieran pensando en los mismos parámetros de la vieja Guerra Fría, la respuesta ante una amenaza de este tipo hubiera sido- -como lo fue entonces- -igualmente ofensiva y de intensidad creciente. Sin embargo, se ha optado por una posición moderada y pasiva, que no amenaza a nadie, excepto, naturalmente, a la efectividad de las armas que pretendan ser disparadas contra territorio europeo, cosa que debemos suponer que no incumbe a Rusia. La iniciativa se ha encaminado adecuadamente a través de la Alianza Atlántica, y Estados Unidos ha invitado abiertamente a los generales y los científicos rusos para que puedan comprobar que no hay nada amenazador en este proyecto. Sólo una visión de antinorteamericanismo cerril podría justificar la oposición a un proyecto en cuyo origen no hay ninguna ambición de dominación, sino de protección frente a las veleidades nucleares de un Estado que en estos momentos está en manos de alguien como Ahmadineyad, un iluminado que se despacha día si y día también con ideas de borrar a tal o cual país del mapa. Frente a este evidente factor de desestabilización, Rusia debería entender que le interesa más sumarse de buena fe a un proyecto defensivo en lugar de oponerse a base de amenazas incompatibles con las políticas de buena vecindad. Como dijo ayer en Praga George Bush, Rusia ya no es el enemigo de la OTAN, y el presidente Putin debería ser consciente de lo que representan las nuevas amenazas contra las sociedades libres. Una Rusia comprometida con la democratización de su propia sociedad y que mira al futuro a través de las ventajas de su cooperación económica con Europa Occidental no debería temer nada de la OTAN, sino, más bien, de los extremismos que alienta Teherán. E