Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
82 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo LUNES 4- -6- -2007 ABC Reimplantan a un paciente amputado su mano derecha en el brazo izquierdo Sufrió la amputación traumática de la mano izquierda hace 40 años, y hace cuatro quedó paralizado del lado derecho... ha sido operado en una clínica valenciana LUZ DERQUI VALENCIA. Hace más de 40 años que I. L. I. sufrió la amputación de su mano izquierda en un accidente, cuanto tenía poco más de veinte años. Durante varias décadas se había manejado sin problemas ya que podía valerse por sí mismo y trabajar utilizando únicamente la derecha. Nunca se planteó la posibilidad de un trasplante, ya que en casos como el de este navarro de 63 años, no es aconsejado por ningún cirujano debido a que el posible beneficio es muy inferior a los riesgos, problemas y efectos secundarios que supone tener que seguir una fuerte medicación inmunosupresora para evitar el rechazo, por lo que sólo se recomienda en casos de un órgano vital o cuando afecta gravemente a la calidad de vida, como es el caso de las personas que han sufrido la amputación de ambas manos. Pero todo cambió hace tres año, cuando sufrió un accidente cerebral que le afectó a la parte que controla el lado derecho del cuerpo. Desde entonces y a efectos prácticos, era como si I. L. I. no tuviera ninguna de las dos manos, lo que limitaba gravemente su vida, ya que contaba con una mano completamente sana en un brazo sin control del movimiento, y otro brazo sano pero sin mano. Además, los efectos provocados por el infarto cerebral no eran recuperables, según confirmaron todos los médicos que le atendieron. Ante esta situación decidió acudir al médico valenciano Pedro Cavadas, uno de los mejores especialistas en microcirugía reconstructiva, que hace unos meses llevó a cabo el primer trasplante doble de manos en España. I. L. I. se ofreció como posible receptor de un donante de mano, aunque Cavadas le ofreció otra alternativa, una intervención más arriesgada e innovadora todavía, pero que resultaría mucho más beneficiosa a la larga: ser donante y receptor a la vez. Es decir amputar la mano sana del brazo enfermo e implantarla en el antebrazo paralizado. Al ser su propio donante- -autotrasplante- el paciente no debía tomar medicación para evitar el rechazo. No hay antecedentes de una intervención de este tipo, ya que en la historia médica tan sólo se han registrado dos casos similares, pero en circunstancias muy diferentes al de este navarro. En ambos casos se trató de intervenciones de urgencia practicadas inmediatamente después de que sufrieran aparatosos accidentes. En los dos casos se intentó salvar una de las manos implantándola en el brazo que había sufrido menos destrozos, según explicó a ABC el doctor Pedro Cavadas, quien incidió que el caso de I. L. I. es muy singular debido tanto a las circunstancias, como además por el hecho de ser el único al que se le ha reimplantado su propia mano sobre un muñón, más de cuatro décadas después de sufrir la amputación. Asimismo, en las dos intervenciones anteriores se reimplantaron las manos tal cual, con lo que el resultado era algo grotesco según explicó el cirujano, ya que en ambos la mano AUTOTRASPLANTE DE MANO Hace tres años un accidente cerebral le paraliza el lado derecho B. Cambian el pulgar de lado para convertir una mano derecha en una izquierda. El nervio radial correspondiente al meñique, se conectará con el nervio del pulgar Paciente I. L. I. 63 años B C E C. Se identifican las estructuras, nervios, músculos, venas y arterias. Se fijan primero los huesos D 40 años atrás, había perdido la mano izquierda en un accidente A. El pasado martes le amputan la mano derecha para implantársela en el brazo izquierdo Húmero Nervio cutáneo antebraquial Músculos extensores Arteria radial Radio Músculos flexores Nervio interóseo anterior Arteria cubital Cúbito Arteria interósea común D. Se repararon los músculos, arterias, venas y nervios E. Suturar la piel fue el último paso Hospital: El Consuelo de Valencia Equipo: 1 cirujano 2 ayudantes 1 anestesista 1 enfermera Tiempo: 12 horas de intervención ABC El alta, esta semana aunque tendrá que hacer rehabilitación El problema del pulgar quedaba al revés, con el pulgar en el lado contrario. Esta circunstancia, además de tener un impacto estético muy negativo, obligaba a los pacientes a adaptar muchos utensilios para poder manipularlos, por lo que no resultaba funcional. Por ello, Cavadas decidió cambiar también el pulgar de lugar en la misma intervención, de forma que reconvirtió una mano derecha en una izquierda. Asimismo, el propio especialista se plantea, con el tiempo, retocar los dedos, ya que ahora el meñique hace el efecto de ser el índice, sólo que más pequeño. Más de doce horas de quirófano fueron necesarias para que I. L. I. haya conseguido recuperar la función de su mano. La intervención se llevó a cabo en la Clínica El Consuelo de Valencia y en ella participaron, además del doctor Cavadas, dos médicos más de su equipo, así como una enfermera y un anestesista. Durante la intervención se llevó a cabo además un complicado trabajo con los huesos, con el fin de conseguir que se recuperara el giro de muñeca, algo que pierden estos paciente debido a las complicaciones derivadas del hecho de que las articulaciones son diferentes en cada brazo, por lo que no basta unir el cúbito y el radio para mantener la movilidad según explicó Cavadas. El resto de la intervención es similar a la de otros reimplantes. Primero se fijan las manos al esqueleto con placas y tornillos y después se procede a reparar las venas y arterias y restablecer la circulación sanguínea. Posteriormente se suturan los diferentes nervios y los músculos y, por último, la piel. Complicaciones óseas Soluciones arriesgadas para situaciones críticas El equipo del doctor Cavadas se ha hecho ya famoso por aplicar soluciones muy arriesgadas, con las que ha podido salvar las extremidades de varios pacientes. El primer caso que salió a la luz fue el de un paciente, un joven transportista, al que consiguió salvarle el brazo que se había amputado, manteniéndolo unido durante 9 días a las arterias de una pierna. Durante ese tiempo consiguió curar una grave infección en el muñón y una vez estuvo la herida limpia volvió a reimplantar con éxito el brazo en su sitio. Fue su propio donante Además del doble trasplante de manos, el primero en España y el primero del mundo en el que la paciente era una mujer que llevaba tanto tiempo sin manos, el cirujano valenciano fue noticia tras traerse a varios niños africanos a España para reconstruirles el pene. Los pequeños habían sido salvajemente mutilados debido a una creencia tribal que dice que cociendo el miembro de un niño virgen se cura el sida. Cavadas conoció estos casos estando en Kenia, a donde todos los años viaja en una misión quirúrgica organizada por su fundación. Actualmente está estudiando a varios pacientes para realizar un trasplante de cara, que podría ser el primero que se realiza en nuestro país.