Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 ECONOMÍA LUNES 4 s 6 s 2007 ABC Los agricultores denuncian la subida del 25 de la tarifa eléctrica para el riego JAVIER NATES MADRID. El próximo 1 de julio entrará en vigor la subida de las tarifas eléctricas para el riego. Tras la aplicación de la PAC, lo que ha supuesto una fuerte reconversión en muchos sectores, el agricultor se encuentra ahora con un incremento en la factura energética para regar. A su juicio, esto es la gota que colma el vaso. Este aumento sería del 22 en alta tensión y del 28 en baja y supondría, según la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) un coste de 50 millones de euros para el sector agrario y afectaría a unos 61.000 usuarios, algunos de ellos comunidades de regantes. La Asociación de Jóvenes Agricultores (Asaja) y la Unión de Pequeños Agricultores (UPA) por su parte, estiman que los costes de producción podrían incrementarse en algunos casos en hasta un 300 La decisión de eliminar estas tarifas especiales se debe al anterior ministro de Industria, José Montilla, que redactó el real decreto 809 2006, que debía entrar en vigor el 1 de enero. Ante el estupor del sector, el Ministerio decidió aplazar seis meses su aplicación. Los agricultores insisten en que esta demora no ha servido para evaluar el sector, por coincidir con los meses de invierno y primavera, en los que el riego no tiene incidencia. Las organizaciones agrarias han solicitado reunirse con Industria y Agricultura para intentar llegar a un acuerdo, en especial al secretario general de Energía, Ignacio Nieto. Para Asaja, no existe ninguna normativa europea que establezca fecha alguna para la eliminación de estas tarifas. La apertura del mercado no puede en ningún caso comenzar por la eliminación de las mismas. Además, estima que el sector está muy atomizado y atraviesa una mala coyuntura por la crisis de precios en origen y las reformas de las OCM. La organización que dirige Pedro Barato tampoco entiende por qué el programa de modernización del Plan Nacional de Regadíos apuesta por transformar más de un millón de hectáreas que pasan del riego por gravedad (con un coste nulo) al goteo por aspersión (que sí consume energía) por lo que se pregunta si se está torpedeando el programa de modernización de regadíos Seguros recibió más de 4.800 quejas, reclamaciones y consultas en 2006 Resolvió 5.350 expedientes en los que dio la razón a la entidad en 1.333; en 1.065 al reclamante y 1.757 no fueron admitidos por no cumplir los requisitos J. H. MADRID. Los consumidores son cada día más conscientes de sus derechos y cuando consideran que éstos han sido lesionados acuden con mayor frecuencia a los organismos correspondientes para realizar las oportunas reclamaciones. El seguro, por su fuerte implantación y por el elevado número de asegurados que hay en nuestro país, es un sector proclive a que se produzcan muchas reclamaciones. Concretamente, durante 2006 se presentaron en el servicio de reclamaciones de la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones (DGSFP) un total de 4.829 entre consultas, quejas y reclamaciones en materia de seguros, planes y fondos de pensiones, mediación y comercialización por entidades de crédito. Esta cifra no supone una variación significativa respecto a las 4.823 presentadas en 2005. Cerca del 60 del total, esto es, 2.884 (sólo 4 menos que el año anterior) reunía los requisitos previstos legalmente para iniciar un procedimiento de reclamación y a los que se abrió el correspondiente expediente. El sector asegurador es el que acapara la mayor parte de las reclamaciones, concretamente 2.702, que suponen un 94 del total; otras 108 corresponden a planes y fondos de pensiones (4 del total) 16 en materia de mediación y 58 son reclamaciones por comercialización de seguros y planes de entidades de crédito (2 del total) Los ramos que dan origen a un mayor número de reclamaciones son multirriesgo del hogar y automóviles que, con cerca de 1.600 entre ambas, acapararon casi el 59 del total. Estos datos indican que ha habido una estabilidad en el número de reclamaciones respecto a años anteriores. Sin embargo sí se ha apreciado un incremento notable en el número de expedientes resueltos, en el que se alcanzó la mayor cifra en un solo año. Concretamente, fueron 5.350 expedientes, de los que 3.351 fueron informes finales sobre reclamaciones y otros 1.757 no fueron admitidos por diversos motivos, la mayor parte de ellos por no cumplir los requisitos necesarios para abrir un expediente. RECLAMACIONES A COMPAÑÍAS DE SEGUROS Resueltas según su forma de terminación Informe remisión al órgano judicial práctica de pruebas 222 Informe remisión a trámite pericial 478 Otras formas de terminación: Finiquito, desistimiento 205 Informe remisión a trámite pericial 48 Informe favorable al reclamante 1.065 Informe favorable a la entidad 1.333 Iniciadas en 2006 RAMOS O AGRUPACIONES NÚMERO S TOTAL Expedientes resueltos Multirriesgos Vehículos Vida Enfermedad Defensa jurídica Decesos Responsabilidad Civil general Accidentes Asistencia Pérdidas pecuniarias diversas TOTAL El servicio de reclamaciones trabajó a un alto ritmo, ya que resolvió los expedientes a mayor velocidad que le iban entrando. Así, recibió 4.829 expedientes y terminó 5.350, lo que supone que frente a una entrada media mensual de 400 escritos, la DGSFP resolvió unos 445 por mes. Pero no siempre el cliente tiene la razón, ya que 1.333 de las reclamaciones resueltas, que suponen un 40 del total, 999 583 364 196 123 122 110 99 82 24 2.702 36,97 21,58 13,47 7,25 4,55 4,52 4,07 3,66 3,03 0,89 100,0 Reunión con Industria Hogar, con 999, y automóviles, con 583, acapararon el mayor número de reclamaciones el informe resultante fue favorable para la entidad. Sin embargo, sólo en 1.065 de los casos, un 32 del total, le dieron la razón al reclamante. El resto de los expedientes se resolvieron con la remisión a trámite pericial, en 478 casos; con remisión al órgano judicial, en 222; otros 48 están subjúdice y los 205 restantes se resolvieron con el finiquito o con el desistimiento de una parte, entre otras formas. Uno de cada cuatro conductores declaró al menos un accidente el año pasado J. H. MADRID. El carné por puntos ha supuesto una reducción en la frecuencia de siniestros graves, que para el sector asegurador son en los que hay lesiones personales, independientemente de la gravedad, pero aumentaron considerablemente los leves, que sólo suponen arreglos del vehículo, según manifestó la presidente de Unespa, Pilar González de Frutos, en la presentación de la Memoria Social del Seguro, documento en el que trata de reflejar lo que representa el seguro para la sociedad española más allá de las frías cifras de primas y de datos económicos. La patronal del seguro afirma que en España hay asegurados 27 millones de vehículos y que uno de cada cuatro conductores declaró al menos un siniestro en el año. En el pasado año, el 40 de los vehículos siniestrados fueron reparados en menos de una semana. La siniestralidad en este ramo es más elevada en los hombres que en las mujeres, y en los jóvenes que en los mayores. Respecto a la asistencia a los accidentados, los de mayor gravedad, que suponen un 4 precisan una media de 40 días de estancia hospitalaria. La mayoría, un 57 permanecen ingresados hasta 6 días. De los que necesitan rehabilitación acuden de media a entre 7 y 20 sesiones, que equivalen a un periodo de entre una semana y un mes y medio. Otro de los datos que aporta la memoria indica que el seguro de fallecimiento resuelve cada año el futuro de cerca de 25.000 familias españolas que tienen una situación económi- ca comprometida tras el fallecimiento de algún familiar. Dentro del ramo de vida, también se destaca que hay cerca de 14 millones de pólizas de vida individuales, de las que el 62 pertenecen a hombres, y que el tramo de edad comprendido entre los 25 y los 34 años es el que presenta un mayor número de asegurados y sus pólizas están relacionadas con el pago de una hipoteca en caso de fallecimiento. El 66 de las viviendas españolas están protegidas en nuestro país, y las que tienen 45 años o menos son las más aseguradas. Además, las aseguradas tienden a ser viviendas en propiedad, especialmente las que tienen una hipoteca. ABC