Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 INTERNACIONAL SÁBADO 19 s 5 s 2007 ABC Referéndum en Rumanía sobre la destitución del presidente Traian Basescu SIMÓN TECCO CORRESPONSAL LIUBLIANA. Más de dieciocho millones de electores rumanos han sido llamados hoy a participar en el referéndum, que confirmará en el cargo o bien ratificará la destitución del presidente del Estado Traian Basescu, suspendido en sus funciones el 19 de abril pasado por el Parlamento, bajo la acusación de haber violado la Constitución. En las papeletas de voto, al elector se le pregunta: ¿Está de acuerdo con la destitución del presidente Traian Basescu? Las últimas encuestas indican que el 79 por ciento de los electores, es contrario a su destitución y solo el 20,9 por ciento respondió afirmativamente. Si bien es el político más popular de Rumania, su confirmación en el cargo depende sobre todo de la participación electoral. Si pierdo el referéndum me voy a casa declaró recientemente, dejando claro que, en ese caso, se retirará de la política. Para Basescu el referéndum es un momento clave (para la política rumana) que permitirá al electorado decidir en que tipo de Rumania desea vivir Basescu, de 55 años, fue elegido presidente del Estado en la segunda vuelta de las presidenciales del 2004, como candidato de una coalición de centro derecha. La designación de Brown provoca una bicefalia de poder en el Reino Unido Pese a las críticas, dirigentes del partido advierten que la transición no se acortará EMILI J. BLASCO CORRESPONSAL LONDRES. Los dos primeros ministros Así titulaba ayer, con una foto de Gordon Brown y otra de Tony Blair, la portada de The Guardian resaltando gráficamente una situación inaudita en el Reino Unido, un país en el que nunca se ha producido el traspaso pactado de liderazgo a medio mandato y donde la marcha de un primer ministro es súbita (por dimisión o derrota electoral) y se solventa en cuestión de horas con la elevación de un nuevo premier sin tiempos de transición ni limbos. No es que la situación sea rara en otros países, pero las costumbres británicas, derivadas de su específico sistema político, hacen que las circunstancias en que se produce el tránsito de Blair a Brown hayan sido acogidas con extrañeza por los propios laboristas. Algunos dirigentes han pedido que el actual primer ministro haga ya de forma inmediata las maletas. Otros reclaman que, en la seis semanas que quedan hasta el cambio en Downing Street, Blair se abstenga de tomar decisiones que condicionen el futuro Gobierno y que Brown incluso pueda acompañarle al Consejo Europeo de los días 21 y 22 de junio. El calendario preveía que el actual canciller del Tesoro fuera proclamado nuevo líder, tras la realización de unas primarias, en la conferencia laborista que se celebrará el 24 de junio. Tres días después, Blair abandonará Downing Street. La anomalía viene de que, al no contar con candidato oponente, Brown ya ha sido confirmado como futuro nuevo líder y seguro primer ministro. El Consejo Europeo A pesar de algunos movimientos en las filas laboristas, la transición no se va a acortar. El coordinador de la campaña del sucesor, el ministro Jack Straw, ya ha advertido que Brown está encantado de poder dedicar el tiempo que queda para preparar el próximo Gobierno y tener los encuentros previstos con la militan- Tony Blair sonreía ayer al finalizar su visita a Estados Unidos cia para dar a conocer sus proyectos. De todos modos, el equipo de Brown ha hecho saber que Blair deberá acudir atado de manos al Consejo Europeo para no hacer sesiones, a las que podría estar tentado para dejar una buena impresión entre AP el resto de gobernantes de la UE. La situación está siendo aprovechada por los conservadores, que consideran las seis semanas de espera como un inadmisible tiempo de parálisis, entre el tour de despedida de Blair y el de presentación de Brown.