Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES 17- -5- -2007 María Barranco vuelve al teatro de la mano de Móvil y de Miguel Narros 91 La Biblioteca Devoto Valle- Inclán sale a subasta en Madrid La colección incluye primeras ediciones de las generaciones del 98, 14, 27 y 36 PRUDENCIO MATEOS MADRID. Los próximos días 22 y 23 la firma de subastas Fernando Durán subastará la Biblioteca del escritor Daniel Devoto y de su esposa, Mariquiña Valle- Inclán, hija de don Ramón. Este escritor y poeta nacido en Buenos Aires en 1916 y miembro de la generación de los 40, además de escribir libros de poesía y prosa realizó numerosos trabajos sobre crítica y ensayos literarios, filología y estudios sobre historia de la música en Hispanoamérica. El conjunto se compone de 1.800 lotes pertenecientes a una biblioteca dormida en París desde el fallecimiento del escritor en 2001, con algunos títulos hoy prácticamente inencontrables y muy raros de entre otros los miembros de las generaciones literarias españolas del 98, 14, 27 y 36. Algunos de éstos, con dedicatorias autógrafas y dibujos originales de nombres como Rafael Alberti. En este bloque, tal vez el más numeroso de la convocatoria, están prácticamente todos los componentes de la llamada Edad de Plata de la cultura española. Desde ediciones príncipe de Juan Ramón Jiménez, de los hermanos Machado y Miguel de Unamuno, hasta algunas de los primeros libros en primera edición de Federico García Lorca, Rafael Alberti, Manuel Altolaguirre, José Moreno Villa, Ramón Gómez de la Serna, etc. Y a unos precios, salvo excepciones, que no están muy subidos de tono. Así, la primera edición del primer libro publicado por Federico García Lorca, Impresiones y Paisajes publicado en 1918, sale en 950 euros. En 650 euros de partida encontraremos el libro de Rafael Alberti De los sauces. Dos poemas Es una primera edición publicada en 1942 y con dedicatoria del autor. Junto a este bloque, la Biblioteca Devoto Valle- Inclán ofrece títulos en primeras ediciones de algunos de los grandes nombres de la literatura iberoamericana del siglo XX: Cortázar, Borges, Bioy Casares, Octavio Paz, Neruda... De este autor sale a subasta España en el corazón Su precio de salida: 2.750 euros. La subasta comprende además cartas y tarjetas postales autógrafas de escritores y músicos. Más información en: http: www. fernandoduransubastas com El director Wong Kar Wai, junto a los actores Jude Law y Norah Jones, ayer en Cannes AFP El modo de abrir Cannes 60: Wong Kar... guay El director chino inaugura con My blueberry nights una edición del Festival que se prevé magnífica E. RODRÍGUEZ MARCHANTE ENVIADO ESPECIAL CANNES. No se llega a los sesenta impunemente, y el Festival de Cannes, que ayer empezó a cumplir esa edad, sabe que una película inaugural es la primera referencia y señala ya hacia algún sitio: es el paraguas a seguir. Mientras unos se limpian las gafas, otros se echan colirio y todos se besan y saludan, este Cannes va y abre su pantalla con lo último de Wong Kar Wai, My blueberry nights una película que te empaña las gafas, que te irrita los ojos (pero tranquiliza la mirada) y que pronuncia, o escribe, de forma maravillosamente relamida un elogio del beso no como saludo, sino como efecto arrebatador de la realidad. Wong Kar Wai consigue con poco esfuerzo aparente hacer su primera película americana sin que deje por ello de ser china: su estilo lo mueve a él. Grandes panorámicas que contienen un plano corto, cortísimo, de un rostro, y grandes panorámicas para dejarse fuera de foco esos fondos de vivos cromados que construyen el estado de ánimo interior de sus historias, que son, como siempre, varias y ninguna, mientras la música evoca, o invoca, ese mejunje de colores al fondo. Disimulada entre una road movie el director busca la distancia corta para hablar de la separación: ese terreno a veces invisible, mínimo, pero infranqueable que aleja a dos personas definitivamente. El eje de la narración es el corazón roto de una joven (que interpreta la cantante Norah Jones) y su huida nos permitirá conocer otros corazones rotos y otras distancias invisibles e infranqueables: el tramo que ocupa la historia de David Strathairn, un policía en proceso de descomposición, vale ya de por sí una inauguración en Cannes, y el cambio de luces de la historia que protagoniza Natalie Portman podría servir ella sola de clausura. Aunque la clausura de la película es tan aparentemente americana pero tan profundamente oriental tan Wong Kar Wai, que lo deja a uno con el billete de vuelta a sí mismo en la mano mientras los títulos cierran una historia completamente abierta de par en par en un bar de Nueva York. My blueberry nights deja en suspenso una propuesta agresiva para nuestra lógica, por la cual, un beso (y hasta los cuentos nos lo sugieren) convierte a la rana en príncipe y a la dormilona en despierta; pero Wong Kar Wai baraja otras soluciones al respecto... y que guardan el mismo secreto que todo el cine de este hombre, que parece dártelo reflejado en un jarrón, o en el pomo de una puerta, o en el charol de un zapato de tacón, con lo cual siempre te queda la espina, o la herida de la espina, de si ves lo real o su reflejo, sensación que se aromatiza con su modo de tratar el tiempo, hurtándole fotogramas al movimiento y dejándolo empapado de desmayo. Es magnífico el chisporroteo entre Norah Jones y Jude Law, que forman lo que se podría denominar el clima Wong de la película y que encarnan y hacen visible una vieja aspiración del romántico y sentimental director chino: construyen al tiempo la doble cara de una NO historia de amor al estilo de Deseando amar Como apostilla a este gran arranque del Festival de Cannes se puede jugar a decir que tal vez haya a quien no le guste My blueberry nights por las mismas razones por las que le entusiasmaron algunas películas anteriores de Wong Kar Wai. Más información sobre el festival: http: www. festival- cannes. fr De Cortázar a Neruda Distancias invisibles Dibujo de Alberti y Poema del cante jondo de Lorca