Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 16- -5- -2007 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo 91 La lista de sustancias cancerígenas se dispara con 216 productos de uso común Un nuevo estudio identifica contaminantes que aumentan el riesgo de cáncer de mama N. RAMÍREZ DE CASTRO MADRID. Están en la comida, en el agua que bebemos y en el aire que respiramos. La lista de productos potencialmente cancerígenos con los que convivimos diariamente se engrosa. La última se nutre de 216 sustancias, relacionadas con la aparición del cáncer de mama, asegura un informe realizado por varios centros de investigación de Estados Unidos. En la lista aparecen desde disolventes utilizados en pinturas y plásticos, tintes para el pelo, sartenes antiadherentes y potentes medicamentos, hasta aditivos para mejorar el aroma y el sabor de la comida. De los dos centenares de carcinógenos identificados, 73 se encuentran en productos habituales de consumo- -incluidos 10 aditivos alimenticios autorizados por la Agencia del Medicamento Estadounidense- 35 son contaminantes ambientales, y 29 se fabrican de forma masiva. Sólo en Estados Unidos son producidos a un ritmo de 500.000 kilos al año. Algunos de los carcinógenos más comunes son el benceno, incorporado en los combustibles de los coches; la acrilamida, presente en las patatas fritas y en infinidad de productos de uso cotidiano, como las lentes de contacto, detergentes y cosméticos... sustancias químicas que recubren alfombras, textiles y muebles para evitar la combustión por fuego; materiales utilizados en la construcción como el PVC de las ventanas modernas, plásticos, barnices... La cantidad de productos potencialmente peligrosos es interminable. CARCINÓGENOS RELACIONADOS CON EL CÁNCER DE MAMA El cáncer de mama es el desarrollo de células anormales en los senos. Estas células crecen y reemplazan a los tejidos sanos normales Músculo Tumor canceroso Areola Productos químicos (36) Presentes en las patatas fritas, textiles, lentes de contacto, diluyentes de pintura, pesticidas, cosméticos, plásticos y combustibles Sin clasificar (39) Sustancias químicas de laboratorio (15) Productos naturales (5) Utilizados en pesticidas, suplementos para aumentar la masa muscular, y como agentes saborizantes y aromatizantes de helados, chicles y pastelería Hormonas (17) Fármacos para la terapia hormonal de la menopausia, anticonceptivos, lociones y champús Entre paréntesis el número de sustancias contaminantes Disolventes clorados (6) En pinturas y productos de limpieza Tintes (18) Utilizados en pinturas, plásticos y textiles pero también en productos capilares Pesticidas (10) Herbicidas y fungicidas para el control de plagas en las cosechas Productos de combustión (18) Aerosoles y sustancias que desprenden los combustibles diesel y gasolina y el humo del tabaco. Permanecen en el aire y el agua Radiación y desinfección para el agua (5) Radiografías, escáner, radiofármacos y productos para la cloración el agua Pezón Conducto de leche Tejido adiposo Costilla Fármacos (47) Quimioterapias para el tratamiento del cáncer, potentes sustancias contra el edema cardiaco, infecciones urinarias... fíciles de evitar como la radiación natural de la Tierra, así como otras fuentes de radiación- -rayos X y radiofármacos- -imprescindibles para el diagnóstico médico. La nueva lista ha sido elaborada por centros de investigación estadounidenses, entre los que se encuentra el Instituto Silent Spring y grupos de la Universidad de Harvard y California, impulsados por la Fundación Susan G. Komen para la prevención del cáncer de mama. El informe se ha elaborado tras revisar 900 estudios científicos publicados en la revista Cancer que relacionaban diferentes sustancias con la aparición del cáncer de mama. Los estudios recogen evidencias de su efecto en estudios con animales, pero también en humanos. La presencia de estos contaminantes en nuestro entorno podría explicar por qué las mujeres del mundo desarrollado tienen hasta cinco veces más probabilidades de desarrollar un tumor en su pecho. La predisposición genética de cada mujer es crucial en la aparición del cáncer de mama. Muta- Dieta, genes y entorno El cáncer de mama es el tumor más común que sufren las mujeres. En el mundo desarrollado, el riesgo se multiplica por cinco. La mortalidad ha descendido por las campañas de prevención. Pero la incidencia aumenta. La mitad de los tumores se diagnostican en mujeres de menos de 60 años. En el desarrollo de este tumor están implicados contaminantes ambientales, una dieta rica en alimentos grasos, sedentarismo y una mala herencia genética. Las mujeres portadoras de mutaciones en los genes BRCA 1 y 2 tienen entre un 50 y un 85 de posibilidades de padecerlo. Una revisión de 900 estudios El benceno de los combustibles, un contaminante identificado ciones genéticas en los genes BRCA 1 o el BRCA 2 que corren en las familias de madres a hijas pueden multiplicar por siete el riesgo de padecerlo. Pero no todos los casos se pueden explicar por una mala herencia genética. El grupo de investigación creado por la fundación Susan G. Komen busca una respuesta, en los contaminantes ambientales, para explicar la epidemia de casos en el mundo desarrollado. Esta información y AFP También productos orgánicos No todos son productos químicos. En el informe aparecen sustancias naturales como los derivados del helecho o el metileugenol, un potenciador del sabor de uso común, extraído de plantas como la albahaca, el jacinto, la cidronela o el anís. Se utiliza en gelatinas, repostería, bebidas no alcohólicas (sodas y bebidas refrescantes) goma de mascar, dulces y helados y como aromatizante en perfumes, lociones o detergentes. Entre los 216 compuestos también se citan sustancias di- Las mujeres de países desarrollados presentan cinco veces más probabilidades de tener cáncer de mama Buscar respuestas las decisiones que se tomen de ella pueden guiar el futuro del cáncer dicen. Aunque este listado no es suficiente. Se necesita seguir investigando. La gran mayoría de las sustancias identificadas hasta ahora como carcinógenos o disruptores hormonales nunca se han incluido en un estudio epidemiológico de cáncer de mama insisten. El listado completo de carcinógenos en: http www. silentspring. org sciencereview ABC