Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 15- -5- -2007 Asesinado un colaborador del jefe del Supremo destituido por Musharraf 29 Royal estima que urge invitar a los militantes a elegir antes de verano a la misma candidata a las presidenciales, para trabajar con tiempo Mientras unos abogan por centrar más la formación socialista, las juventudes consideran que ha llegado la hora de buscar caras nuevas Sarkozy ofrece una cartera al histórico ex ministro de izquierda Bernard Kouchner Malestar en sectores conservadores por el ofrecimiento de cargos a la izquierda J. P. QUIÑONERO PARÍS. La aplicación de los cuatro ejes prometidos por Nicolas Sarkozy- -la acción, la eficacia, la reforma y la apertura- -está viniendo acompañada de ofertas de ministerios o puestos importantes a ex ministros socialistas, con sorpresa y amarga resignación irónica de algunas personalidades conservadoras. Ante ello, la matización presidencial: La fidelidad no será el único criterio en la formación de mi gobierno Antes siquiera de instalarse en el Elíseo, Sarkozy comenzó ayer por entrevistarse largamente con los líderes de todas las centrales sindicales, para informarles y discutir con ellos los proyectos de reformas. Al mismo tiempo, el presidente continuaba preparando su primer gobierno, reducido (quince o dieciséis ministerios) paritario (igualdad intachable de hombres y mujeres, lo que no deja de crear algunos problemas) y abierto. Gran expectación y una brizna de estupor ha causado la bien orquestada oferta de puestos a varias personalidades socialistas. Sarkozy le habría planteado a Bernard Kouchner- -ex ministro socialista de Sanidad- -la cartera de Asuntos Exteriores. Se trata de un aldabonazo. Kouchner es una personalidad emblemática de la izquierda no comunista. Antiguo miembro de Médicos sin Fronteras, Kouchner ha aceptado discutir la oferta. Otras personalidades socialistas, como Hubert Vedrine, ex ministro de Asuntos Exteriores; Claude Allegre, que lo fuera de Educación, o Anne Lauvergeon, antigua invitan a los elefantes a tomar la ruta del cementerio de las viejas glorias difuntas. Henri Emmanuelli, ex presidente de la Asamblea Nacional, propone por el contrario fundar un nuevo partido federador de todas las izquierdas, incluyendo a comunistas y antimundialistas Bertrand Delanoë, alcalde de París, estima que todos somos culpables de la derrota y aspira a alguna forma de liderazgo... ¿Cómo se come esa histórica división sin precedentes desde la fundación del actual PS, en el congreso de Epinay de 1971? Con los sapos y culebras que vendrán a envenenar la inmediata campaña de las elecciones legislativas de mediados del próximo junio. Unidas, las distintas familias que integran el PS no es seguro que pudieran evitar una honorable derrota. Divididos, los socialistas parecen condenados al matadero electoral. De ahí la urgencia de la terapia de grupo Algunas inaudibles voces sensatas recuerdan la urgentísima necesidad de una mínima unidad de fachada, para presentar un frente vagamente común ante la nueva e inmediata batalla electoral. División sin precedentes El parisino Grévin Wax Museum reemplazó ayer la figura de Chirac por la de Sarkozy consejera de Mitterrand, han recibido tentadoras ofertas. Esta apertura a la izquierda, sin precedentes en la historia política de los presidentes conservadores, sólo pasa con ciertas reticencias entre la vieja guardia de ese espectro. los proyectos de ley que debieran aprobarse antes o durante las vacaciones. Reformas económicas y sociales pudieran lanzarse con relativa rapidez, inseparables del anunciado Plan Marshall para los suburbios. Sarkozy se lanzará inmediatamente a la batalla institucional europea. Su primera visita, la misma noche de su entrada en el Elíseo, lo llevará hasta Berlín, para discutir con Angela Merkel los proyectos de relanzamiento de una UE estancada en su crisis institucional. Sarkozy ya prometió ser un presidente actor. Un presidente que promete, actúa y da cuentas de la marcha de su trabajo. AFP Sarkozy se propone actuar con rapidez y energía para poner en marcha su proyecto de ruptura con veintitantos años de demagogia de izquierdas (Mitterrand) y derechas (Chirac) Su previsible primer ministro, François Fillon (conservador moderado, de origen demócrata cristiano) ya trabaja en Rapidez y energía El presidente no sólo recibe a los líderes sindicales. Los acompaña hasta la puerta de su residencia provisional. Y se sitúa en un peldaño inferior para despedirlos ante las cámaras. Escena impensable durante las presidencias de Giscard, Mitterrand o Chirac, cuando los sindicalistas eran recibidos por el jefe de gobierno y acompañados a la puerta por un jefe de protocolo. ABC. es La nueva etapa de Sarkozy en la Presidencia de Francia en abc. es internacional Michelle Alliot- Marie Ministra de Asuntos Exteriores Dama de hierro de la antigua familia gaullista. Sueña con Exteriores. Sabe cantar los Salmos en euskera. Divorciada muy joven de un primer marido mucho mayor que ella, vive sin estar casada con el presidente saliente de la Asamblea Nacional. Está rodeada de personajes que le hicieron soñar con la Presidencia. Alain Juppé Un gran ministerio El más fiel de los antiguos herederos de Chirac. Brillante, cultivado, ha perdido su antigua soberbia. Se creará un gran ministerio para él. Fue primer ministro de Chirac en 1995. Y acometió las reformas que ahora se propone lanzar Sarkozy. Aquellas reformas se transformaron en una batalla campal entre los sindicatos. Brice Hortefeux Ministro de Interior Pudiera ser un buen ministro de Interior, si la fidelidad personal no lo condena a controlar la Unión para un Movimiento Popular (UMP) Amigo personal del presidente Nicolas Sarkozy desde hace veinte años. Su arma absoluta es la fidelidad sin tacha. Y su talento para las maniobras en la oscuridad de los pasillos. Valerie Precesse Asuntos Sociales Una señora de armas tomar. Experta en política familiar. Rica, guapa, bien casada, buena madre, aguerrida en todas las batallas políticas de los últimos cinco años en Francia. Espera que su ambición le lleve muy lejos. Precesse tiene un equipo político personal consagrado a la jefa con una fidelidad intachable. Rachida Dati Un puesto emblemático La benjamina del sarkozismo. Nació en una familia numerosa de inmigrantes marroquíes. Ocupará un puesto emblemático. Tuvo que pagarse los estudios trabajando. Sostuvo a su familia desde muy joven. Y descubrió a Nicolas Sarkozy en televisión. Le escribió una y otra vez hasta conseguir una cita.