Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 14 s 5 s 2007 Campeonato del Mundo de Fórmula 1 s Gran Premio de España DEPORTES 87 La banca aterriza en la feria El paddock de Montmeló se convierte en una pasarela en la que desfila gente de posibles, pasando por el banquero Emilio Botín, Ramón Calderón, futbolistas del presente y del pasado, modelos y empresarios en busca de fotos y autógrafos E. YUNTA MONTMELÓ. Entre el tumulto destaca la menuda figura de Bernie Ecclestone, el tipo que mueve el cotarro en la Fórmula 1. A él se pegan todos los vips para darle palmaditas y de paso para dejarse ver, que entre tanta cámara que arrastra nunca se sabe si tendrán cuota de pantalla. Es lo que tiene el paddock de la F- 1. Importa bien poco el nuevo alerón de Ferrari o el compuesto de McLaren. He aquí un circo gigantesco con cabida para todos los públicos, desde el más excéntrico al más pretencioso. La gente anda con aires de grandeza, pero baja a la tierra cuando suplican un autógrafo de Alonso o una foto con Briatore para luego colgar el recuerdo en el despacho y poder fanfarronear diciendo que son amigos de toda la vida. Todo el conglomerado que conlleva los cuatro días de Gran Premio se multiplica el día de carrera. Desde primera hora de la mañana, el puente del paddock está prácticamente repleto de gente guapa que busca la mejor caseta para llevarse un buen canapé o cualquier obsequio, que escasean si no se pasa religiosamente por caja. Aquí nada es gratis. Entre una nube de aficionados se presenta Emilio Botín a las 11.20 en el campamento de McLaren y departe durante una media hora con Ron Dennis, el patrón del conjunto de Fernando Alonso. El banquero, vestido con pantalón verde y americana azul, goza de todos los privilegios del equipo plateado, consecuencia directa por ser el principal patrocinador español de la escudería británica. De cicerone, Alejandro Agag, marido de Ana Aznar, hombre de peso en el circo y poseedor, en sociedad con Flavio Briatore, de los derechos de televisión de la Fórmula 1 en España. Casi nada. Botín, una de las mayores fortunas de España, aterrizó en el glamuroso mercado de los bólidos este año con la firme intención de impulsar la marca única Santander A razón de 15 millones al año, no es de extrañar que al cántabro se le trate como a un ministro, como a la más prestigiosa de las eminencias. Entró en el motorhome al tiempo que otros se apartaban para abrirle camino y guiarle hacia Dennis, que dejó todo lo que tenía para ser buen anfitrión. Entre Randy Mamola y Antonia Dell Atte desfilan modelos de nivel que atienden a las peticiones del pueblo, mientras los palcos privados abren sus puertas para los numerosos compromisos institucionales. Hasta 100.000 euros pagan al año las empresas al circuito para alquilar uno de esos habitáculos y un buen pellizco más para el catering, que impone la Iñaki Rueda Ingeniero de control de F- 1 PARAÍSO DE LAS CURVAS RÁPIDAS ontmeló empieza a ser uno de los circuitos tradicionales en la Fórmula 1. No sólo porque lleve acogiendo al Campeonato del Mundo desde 1991, sino también porque tiene un carácter muy especial. Curvas rápidas, es lo que le viene a uno a la mente cuando piensa en el trazado catalán. No es la pista mas rápida del calendario, pero sí es la que más prima laeficacia aerodinámica debido a sus curvones y sus infinitas rectas. Las curvas rápidas requieren mucha carga aerodinámica, cuanta más fuerza ejerzan los alerones del monoplaza hacia el suelo más se agarran los neumáticos y más rápido es el paso por curva. En las largas rectas lo que impera es la poca resistencia al viento y por eso en Monza vemos a los monoplazas con menos alerones. La carga aerodinámica está ligada a la resistencia al viento por la eficacia aerodinámica. Así que si un monoplaza tiene una eficacia de tres, éste proporciona un tercio de resistencia por cada kilo de masa ejercido en los neumáticos hacia el suelo. La antigua doble curva de entrada en recta era una de las características principales de este circuito. Con una velocidad mínima de 260 kms h y una aceleración lateral cerca de cinco veces la de la gravedad, era uno de los giros mas alabados por todos los pilotos. Para hacer el trazado un poco más seguro, este año se ha incluido una chicane en medio de la doble curva por la cual los monoplazas pasan a poco mas de 80 kms. h. La chicane en cuestión está ligeramente contraperaltada, lo cual la hace bastante técnica y en teoría facilita los adelantamientos en recta, pero le quita un poco de carácter al trazado. El curvón Renault, con una velocidad mínima de unos 210 kms. h. y la curva Campsa, ciega y de la misma velocidad, hacen que la puesta a punto y los requerimientos del monoplaza cambien poco con el nuevo trazado. Éste sigue penalizando a los equipos que no tienen un paquete aerodinámico eficaz o un motor con menos potencia. Por lo general, si un monoplaza va bien en Montmeló el equipo en cuestión tiene una buena base para ganar carreras, o por lo menos para mejorar durante la temporada. M Calderón, presidente del Real Madrid, con Bernie Ecclestone organización y cobra a precio de langosta para luego ofrecer ensalada de lentejas sin contar con los arrendatarios. Mientras las acrobacias aéreas de la Patrulla Águila divierten al personal, llegan varios futbolistas del Real Madrid. Roberto Carlos, Míchel Salgado, y Sergio Ramos, acompañados por un eufórico Ramón Calderón. Por cierto, el mandamás del club blanco prometió en su día que este año habría un coche con el escudo AFP Futbolistas y demás famosos del club en Montmeló y nada de nada. El aterrizaje del fútbol en la Fórmula 1 tendrá que esperar, como el fichaje de Kaká. Los abucheos se los lleva una comitiva de políticos con José Montilla a la cabeza, al que acompañan el ministro Joan Clos y su socio republicano e independentista Josep Lluís Carod- Rovira. También asistieron el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky y José Antonio Zarzalejos, director de ABC. Disidentes y ferraristas en Montmeló E. Y. MONTMELÓ. Es el Gran Premio de España, pero ni por asomo los 140.700 espectadores estaban con Alonso. Hay disidentes, público que le da la espalda al campeón del mundo o puristas que en su día le prometieron amor eterno al rojo de Ferrari. En comparación con el año pasado, cuando el azul silenció los relinchos del caballo de la escudería italiana, esta vez hubo espacio para todos. No son tan llamativas las camisetas blancas de McLaren y no todos los seguidores del asturiano están como para dejarse los cuartos cada vez que cambie su ídolo de equipo. Sí que se vislumbran una cantidad de banderas del Principado que le dan un par de caballos más al motor del McLaren de Fernando. Entre la sidra y las canciones de Melendi se mezclan las gigantescas banderolas de Ferrari. No hay tanta rivalidad como antaño, pues con Michael Schumacher en la parrilla la cosa era bien distinta. También hay algún reproche para Alonso, cierto ambiente hostil por parte de un sector Un niño con la camiseta del equipo Ferrari anima a Alonso de la parroquia hacia él. Es uno de los pocos campeones del mundo que hay en España, pero es un ídolo cuestionado por su forma de ser. Fernando: todo por ti y ni me miras reza una pancarta elaborada por Irene, que esperaba cierta deferencia EPA de su héroe. Gente llegada de su tierra se manifiesta en la misma línea: Le valoramos mucho, pero creo que debería tener algún gesto más con nosotros explica Alberto, que se desplazó desde Oviedo en autocar y mantiene el azul de Renault.