Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 ESPAÑA LA HORA DE LA VERDAD DEL 11- M ORIGEN DE LOS EXPLOSIVOS Y DETONADORES DE LEGANÉS VIERNES 11 s 5 s 2007 ABC RUTA DE LA DINAMITA DE LEGANÉS N Garaje de Trashorras (C. Vidrieras, Avilés) Lotes de dinamita- 033 N 212- 044 E 071- 044 E 152- 044 E 15 A- 6 De Asturias A- 1 A- 2 29 febrero 6 de la madrugada 23 enero- 23 febrero Mina Conchita (Tineo- Salas) 5 4 Oviedo Depósito de explosivos de Columbiello (Pola de Lena) A Madrid A- 5 La doble contabilidad de Emilio Llano MADRID. El agente que compareció ayer puso en el blanco de la diana al vigilante de Mina Conchita, Emilio Llano, al afirmar que la explotación tenía una doble contabilidad: la que presentaba al interventor de armas de la Benemérita, y la que trasladaba a la empresa propietaria de la mina. En su opinión, esta doble contabilidad justificaría la distracción de una cantidad tan signiticativa de explosivos, pues si se hubiera llevado una contabilidad real, habrían salido a la luz los desajustes. Madrid M- 40 M- 50 3 ASTURIAS 2 Calle Carmen Martín Gaite, 40 A- 4 Leganés (Madrid) 7 A- 3 Depósito de explosivos de Valdellano (Cangas de Narcea) 29 febrero, 19: 30 h. Chalé donde se confeccionaron las bombas Morata de Tajuña (Madrid) 6 De Burgos 1 Toyota Corolla y Wolkswagen Golf utilizados para ir de Mina Conchita al garaje La Guardia Civil concluye que la Goma 2 ECO de Leganés sólo pudo salir de Mina Conchita Asegura que los terroristas contaron con la ayuda de alguien que trabajaba allí D. MARTÍNEZ N. VILLANUEVA MADRID. Todas las investigaciones desembocaron en Mina Conchita como origen del explosivo. Lo ratificó ante el tribunal que juzga el atentado del 11- M el sargento del Servicio de Información de la Guardia Civil que investigó la procedencia y comercialización de la dinamita que terminó en manos de los terroristas. Con ella confeccionaron las bombas con las que asesinaron a 192 personas. Al agente se le exigió, a preguntas del abogado del ex minero José Emilio Suárez Trashorras, casi una declaración de fe que le obligó a confesar: La absoluta certeza sobre el origen de los explosivos no creo que la tenga ni Dios El agente Y 57188- A sí certificó que el explosivo recuperado en Leganés era Goma 2 ECO y, al igual que los detonadores, provenía de la explotación asturiana en la que trabajaron cuatro de los procesados. Con las numeraciones de las fajas de los cartuchos de dinamita y de los detonadores recuperados en Leganés- -fueron facilitadas por el Juzgado número 6 de la Audiencia Nacional- la Guardia Civil, al tener las competencias en materia de explosivos, abrió la investigación sobre el origen de la dinamita, elemento que algunos quieren convertir en la prueba del algodón para determinar la autoría de los atentados. Ya recordó el primer perito, el miércoles, que la Goma 2 ECO era sólo un indicio más para descartar a ETA, pero ni mucho menos el único. El agente que compareció ayer, en su minuciosa y detallada exposición, afirmó que con las numeraciones facilitadas por el juez Del Olmo (lote 033 n 212, lote 04 e 071, lote 004 e 152 y lote incompleto 044 e 15? se reconstruyó el recorrido del explosivo y detonadores. Fue una tarea que no resultó fácil porque, una vez más, los vacíos legales permitieron lagunas en los controles. Prueba de ello es que nada exigía el control de la numeración de las fajas de explosivo y sólo se hacía de los palés. Las investigaciones llevaron a la fábrica que Unión Española de Explosivos tiene en Páramo de Masa. De allí salió la dinamita hacia los depósitos comerciales de Columbiello (Pola de Lena) y Valdellano (Cangas de Narcea) y desde allí fue trasladada por la empresa Canela de Seguridad a Mina Conchita. A esta explotación, propiedad de Caolines de Merillés, llegó la Guardia Civil tras comprobar que las cuatro numeraciones de explosivo y detonadores recuperados en Leganés provenían de allí. Mina Conchita era la única explotación que contaba con las cuatro numeraciones; de ahí que la investigación se enfocara claramente hacia ella y no hacia los otros tres clientes (Carbonar, Coto y Cotominero) que, coincidiendo algunas de las numeraciones, nunca recibieron las cuatro a la vez. Lo más lógico, dijo el perito, es que los terroristas robaran las cuatro numeraciones en una sola explotación, Mina Conchita. Los envoltorios recuperados en Leganés arrojaban un peso total de 90 kilogramos de explosivo, ya que el peso de cada cartucho era de 152 gramos. Las cuatro numeraciones de explosivos halladas en Leganés correspondían a partidas que entraron en esta mina el 23 de enero, 9 de febrero y 23 de febrero de 2004. Respecto a los detonadores, los terroristas disponían de 552, cifra a la que hay que sumar los 12 de las mochilas de los trenes. El agente del Servicio de Información señaló que sólo alguien que contara con ayuda de un trabajador de la mina podría haber llevado a cabo la sustracción del explosivo, pues es imposible que cantidades tan grandes como las utilizadas el 11- M estuvieran tiradas en el suelo a la vista de cualquiera. Eso no quiere decir que no hubiera, como declaró el testigo Daniel Fernández, pequeñas cantidades abandonadas a su suerte en los distintos niveles de la mina. Este minero aseguró que en un fin de semana desaparecieron cuatro o cinco cajas con 25 kilos de dinamita. El Jemad podrá decidir el derribo de aviones en situaciones de crisis EP MADRID. El Gobierno está ultimando una orden ministerial para convertir al jefe de Estado Mayor de la Defensa (Jemad) en autoridad alternativa con capacidad de decidir el derribo de un avión secuestrado que amenace objetivos civiles o militares en territorio español, según informaron fuentes militares. El Ejecutivo publicará esta orden en los próximos días en el BOE, en la que se atribuye al jefe de la cúpula militar la misma capacidad de decisión que posee quien ocupa la Secretaría de Estado de Defensa (en la actualidad Soledad López) alto cargo que debe determinar directamente si se derriba o no un avión que no atienda las órdenes trasmitidas por las autoridades españolas y suponga una amenaza contra objetivos civiles o militares en territorio nacional. Fuentes militares han confirmado que la última ocasión en que España se vio obligada a activar la alerta en el marco del denominado procedimiento Renegade -que culmina en última instancia con el derribo de la aeronave- -se produjo el pasado mes de febrero y concluyó al comprobarse que la amenaza era infundada. En otras dos ocasiones anteriores, la alerta se resolvió de la misma manera. Las citadas fuentes indicaron que, tras ese último episodio, Defensa detectó algunas dificultades en la aplicación del procedimiento Renegade por lo que se planteó la necesidad de contar con una autoridad alternativa que pudiera tomar la decisión final en caso de que la autoridad competente no estuviera en ese momento operativa. ABC Fábrica de Unión Española de Explosivos (Páramo de Masa, Burgos) ABC. es Más información sobre el juicio de los atentados de Madrid en abc. es nacional