Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 ESPAÑA NACE LA INFANTA SOFÍA, SEGUNDA HIJA DE LOS PRÍNCIPES DE ASTURIAS VISITAS INSTITUCIONALES MIÉRCOLES 2 s 5 s 2007 ABC Zapatero y Rajoy no coincidieron en la visita de felicitación a los Príncipes Un centenar de ciudadanos aguardó junto a la clínica la llegada de personalidades BLANCA TORQUEMADA MADRID. A las visitas familiares más esperadas, las del Rey y la de la Infanta Leonor, se unieron en el concurridísimo día de ayer las de rigor institucional: por la tarde y sucesivamente (pareció que evitaron coincidir) llegaron a la clínica donde ha nacido la segunda hija de los Príncipes de Asturias el presidente del Gobierno, pasadas las seis, y hora y media después el líder de la oposición Mariano Rajoy, una vez que ya se había marchado el jefe del Ejecutivo. Así, el trasiego de personalidades alimentó sobradamente la expectación de un centenar de ciudadanos que, congregados en las inmediaciones de la Ruber e irreductibles pese a las inclemencias de un primero de mayo destemplado, jaleaban lo poco que veían, pues desde el flanco accesible al público sólo hay perspectiva para la entrada y salida de los coches. A José Luis Rodríguez Zapatero le acompañó su esposa Sonsoles Espinosa, ataviada con un moderno trench dorado y pantalón pitillo. Ambos entraron en el centro hospitalario un cuarto de hora después de que lo hiciera Don Juan Carlos y tan sólo regalaron a los periodistas un saludo fugaz desde la puerta. No habían pasado ni diez segundos desde la irrupción de Zapatero cuando el alcalde de Madrid, Alberto RuizGallardón, salió de otro coche que en un primer momento se creyó que pertenecía al dispositivo de seguridad de Moncloa, lo que dio lugar a algunas chanzas e intentos de sacar punta a la coincidencia horaria. Después de tres cuartos de hora, Zapatero y su esposa se fueron casi a la vez que los Reyes y sin hacer declaraciones. Sin duda, la tragedia del derrumbamiento de Palencia dictó ayer austeridad y contención en las expresiones públicas. Sí se dirigió a los medios de comunicación en el momento de abandonar el recinto el alcalde Alberto Ruiz- Gallardón, quien se refirió a la condición de madrileña de la Infanta recién nacida y a la entrañable relación que une a la capital con la Familia Real. El último visitante de la jornada fue Mariano Rajoy, quien, tras interrumpir su tournée de precampaña y regresar de Ponferrada expresamente, llegó a las siete y media, treinta minutos después de la salida de los Reyes y de Rodríguez Zapatero. El presidente del Partido Popular saludó desde las puertas de la clínica y, al marcharse, se acercó a pie al corralillo de los periodistas, aunque tampoco consideró oportuno hablar. En todo caso, las dependencias habilitadas para las visitas con motivo del nacimiento de la Infanta Sofía tuvieron una elevada ocupación a lo lar- go de toda la jornada. Hubo dos momentos álgidos: a primera hora de la tarde, con la presencia de Doña Sofía, de todos los sobrinos de los Príncipes de Asturias (salvo Irene Urdangarín y Carla Vigo) de los Duques de Palma y de Paloma Rocasolano y los abuelos maternos de Doña Letizia, y más adelante el que propició la llegada del Rey, que se unió a Doña Sofía para atender, junto al Príncipe de Asturias, las felicitaciones institucionales del presidente del Gobierno y del alcalde de Madrid. Ninguno de los representantes políticos tuvo ocasión de ver ni a Doña Letizia ni a la pequeña Sofía, que ahora precisan tranquilidad e intimidad. ABC. es Especial sobre el nacimiento de la Infanta Sofía en abc. es nacional Zapatero, con Sonsoles Zapatero y su esposa, Sonsoles Espinosa, a su llegada JULIÁN DE DOMINGO Mariano Rajoy saluda a la salida de su visita DANIEL G. LÓPEZ