Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 ESPAÑA NACE LA INFANTA SOFÍA, SEGUNDA HIJA DE LOS PRÍNCIPES DE ASTURIAS MIÉRCOLES 2 s 5 s 2007 ABC El Rey y Leonor conocieron a Sofía Don Juan Carlos consideró que la tragedia de Palencia exigía una actitud respetuosa hacia el dolor y prefirió no hacer comentarios tópicos sobre la recién nacida ALMUDENA MARTÍNEZ- FORNÉS MADRID. Su Majestad el Rey regresó ayer a Madrid, después de pasar estos días festivos fuera de la ciudad, para conocer a su octava nieta, la Infanta Sofía. Aunque a Don Juan Carlos le encantan los niños y estaba muy ilusionado con la recién nacida, en esta ocasión el Rey rompió la norma habitual en los nacimientos anteriores y no quiso hacer ningún comentario a la salida del centro sanitario. Así que, después de despedirse con la mano de los informadores, Don Juan Carlos y Doña Sofía se subieron en el automóvil y se dirigieron a su residencia del Palacio de La Zarzuela. Inmediatamente después de Sus Majestades, abandonaron la clínica el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y su esposa, Sonsoles Espinosa, que minutos antes habían acudido a felicitar a la Familia Real por el nacimiento de un nuevo miembro. Aunque es cierto que la salida conjunta de los Reyes y el presidente del Gobierno dificultaba que Don Juan Carlos y Doña Sofía se pararan para hablar a la Prensa- -pues eso hubiera obligado a esperar también al jefe del Ejecutivo- también es verdad que el Rey consideró que la tragedia ocurrida en Palencia exigía una actitud sobria, austera y respetuosa con el dolor de las familias afectadas, incompatible con el tipo de declaraciones que se suelen hacer en estas ocasiones. Precisamente de las terribles consecuencias de esa explosión estuvieron hablando en la clínica Don Juan Carlos, que estaba muy impresionado; José Luis Rodríguez Zapatero y el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz- Gallardón, ya que los tres coincidieron en el Ruber Internacional. Todo ello hizo que el nacimiento de la Infanta Sofía fuera celebrado ayer con una alegría contenida. Pero los acontecimientos no restaron un ápice de cariño al abrazo entrañable que Don Juan Carlos dio al Príncipe de Asturias nada más llegar al Ruber. El Rey también pasó a la habitación número 17 de la clínica, donde Doña Letizia se recupera admirablemente de la cesárea que le practicaron el domingo, y cuando Don Juan Carlos vio a la recién nacida coincidió con los demás en que es monísima y le recordaba a la Infanta Leonor, según informaron testigos presenciales. Durante el día de ayer un total de diecisiete personas acudieron a la clínica para felicitar a los Príncipes por el nacimiento de su segunda hija. Pero la visita más esperada fue la de la Infanta Leonor, que demostró tener todo un carácter a pesar de contar con apenas año y medio. La visita proporcionó, además, las primeras imágenes entrañables de Don Felipe en plan padrazo con su hija. Así, se pudieron ver los esfuerzos Froilán se llevó una colleja en medio del revuelo Por mucho que Felipe- -más conocido como Froilán- -se esfuerce por comportarse correctamente, al final siempre se convierte en el protagonista de la travesura. La última fue ayer, a las puertas del Ruber Internacional y ante la presencia de un centenar de cámaras y periodistas. La anécdota tuvo lugar cuando el mayor de los Urdangarín, Juan, se intentaba subir al monovolumen por la puerta trasera, resbaló y se dio un pequeño golpe, que fue celebrado con una sonora carcajada por parte de Felipe. Inmediatamente, su tío, Iñaki, le dio una pequeña colleja para recordarle que no está bien reírse del mal ajeno. Aparte de este detalle, también se vieron algunos gestos de camaradería y sintonía entre los dos primos, aunque el que se mostraba más contento de todos era Miguel, que el pasado lunes cumplió cinco años, y ayer salió de la clínica con un patinete que no tenía al entrar, quizá regalo de los Príncipes. Una alegría contenida Los Reyes saludan a la salida de la clínica Ruber tras visitar a la Infanta Sofía JULIÁN DE DOMINGO Paloma Rocasolano abandona la clínica D. G. LÓPEZ Los bisabuelos maternos visitaron a Sofía D. G. LÓPEZ