Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
66 MADRID DOMINGO 29 s 4 s 2007 ABC Un nuevo abono servirá desde el martes para viajar hasta Ávila y Segovia J. M. C. MADRID. Los ciudadanos que se desplacen entre la Comunidad de Madrid y las provincias de Ávila y Segovia podrán beneficiarse desde el martes de un nuevo título de transportes, el abono combinado. Éste permitirá a sus usuarios realizar todos los viajes que deseen entre estas provincias y los diferentes medios de transporte que operan en el anillo C 2. Esta medida, cofinanciada entre el Gobierno de Madrid y la Junta de Castilla y León, beneficiará diariamente a unas dos mil personas de una treintena de municipios de Ávila y Segovia, en su mayoría estudiantes, que con un único título de transporte podrán viajar a Madrid y realizar dentro de esta Comunidad todos los desplazamientos que necesiten. Para ello, podrán adquirir un abono que constará de dos títulos: uno valido para los autobuses de las empresas concesionarias de las líneas que conectan con la región madrileña y, otro, el abono C 2 que permite desplazarse por todo el territorio de Madrid. La medida se implantará en dos fases. En la primera, el abono combinado será válido para toda la red de transporte público de la Comunidad de Madrid y los autobuses que la conectan con Ávila y Segovia. Posteriormente, el objetivo de ambas administraciones autonómicas es ampliar su validez también a la red ferroviaria de Castilla y León mediante un convenio con Renfe. Además de a las dos capitales de provincia de Castilla y León, la medida beneficiará también a los vecinos de Laguilla, Revenga, Otero de Herreros, San Rafael, El Espinar, Valsaín, La Granja, Torrecaballeros, Brieva, Berrocalejo, Aldeavieja, Villacastín, Navas de San Antonio, Navahondilla, Santa María del Tiétar, Sotillo de la Adrada, Higuera de las Dueñas, Fresnedilla, La Adrada, Piedralaves, Casillas, El Tiemblo, Cebreros, Peguerinos, Hoyo de Pinares y Las Navas del Marqués. El abono ya está extendido a Guadalajara, Toledo y Cuenca. Casi 1.400 indigentes carecen de vivienda en la capital La mayoría de los sin hogar en Madrid son inmigrantes y proceden de los países europeos no comunitarios y de África M. J. ÁLVAREZ MADRID. Unas 1.400 personas en Madrid capital carecen de un techo en el que refugiarse. Eso no quiere decir que pasen la noche en la calle. La mayoría, utiliza los albergues municipales. Estas cifras, ofrecidas por la concejal Ana Botella, son los primeros datos de una investigación encargada por el Ayuntamiento de Madrid a la Universidad de Comillas. Como ya informó ABC, se estudió una fecha (12 de diciembre) en la que 400 voluntarios recorrieron toda la ciudad y detectaron 621 indigentes. Éstos, unidos a los 718 que ocupaban los dispositivos de la red municipal, da un resultado de 1.339 indicó Botella. Con todo, destacó que la investigación no ha finalizado. Forma parte de un estudio más amplio del sin hogarismo con el fin de conocer su número aproximado, su distinta problemática y poner en marcha recursos específicos que les ayuden a salir de la exclusión o a vivir en unas condiciones más dignas De ahí que los recuentos se vuelvan a repetir el próximo invierno, ante las características de sus protagonistas, que no permanecen mucho tiempo en el mismo lugar. Hombre (72 extranjero (55,2 con una edad media de 42 años y con una formación básica, conforma el perfil de los 621 indigentes detectados. El grueso procedía de la Europa no comunitaria (46,54 y África (41,21 mientras que el 8,5 eran de Iberoamérica y el resto, 7,5 eran de la UE. El grueso de las personas localizadas se encontraba en los distritos de la almendra central. Así, el 34,8 pernoctaban en el distrito Centro, el 13,2 %lo hacía en Arganzuela y el 9,8 en Chamberí. Casi las dos terceras partes (64 llevaban varios años viviendo en la calle y un 32 varios meses y no llega al 4 %lo s que llevan unas semanas o días. La mayoría procedían de empleos marcados por la temporalidad como la construcción (hombres) y la hostelería (mujeres) El desempleo es el primer factor de esta situación, seguido por los problemas familiares (15,2 la precariedad laboral (9,4 y las drogas o el alcohol, que alcanzan un 9,4 y un 8 respectivamente. Son alcohólicos (34 drogodependientes (21 tienen alguna enfermedad mental (14 discapacidad física (9 y sida (2 Vecinos beneficiados Una tercera parte de los afectados son alcohólicos y uno de cada cinco es drogodependiente