Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 MADRID www. abc. es madrid DOMINGO 29- -4- -2007 ABC Cuatro grandes empresas se disputan la compra de la torre Repsol por 750 millones Sacyr e Inmocaral son las mejor colocadas s Caja Madrid y Grupo Rayet se mueven en la sombra s La operación no se cerrará hasta después del verano MIGUEL OLIVER MADRID. Será el edificio más alto de España. Y también uno de los cien rascacielos más altos del mundo. Una obra prodigiosa de Norman Foster. Es, además, el bautizo del prestigioso arquitecto británico en Madrid. La torre Repsol, con sus futuros 250 metros de altura, marcará un nuevo hito en el nuevo skyline de la capital. Junto con el obelisco de Cristal de la Mutua Madrileña será el auténtico rey de las alturas. Sus dueños, sin embargo, ya no la quieren. En los planes del anterior presidente, Alfonso Cortina, figuraba que el rascacielos de la Castellana fuera a convertirse en la nueva sede corporativa de la petrolífera. Pero la llegada de Antonio Brufau supuso un cambio en la política corporativa de la empresa. El nuevo dirigente decidió a finales del pasado año trasladarse a un nuevo complejo situado en la zona de Méndez Álvaro y poner en venta la torre. El cambio al nuevo edificio está previsto para 2009, donde contará con una superficie de parcela de unos 32.000 metros cuadrados para albergar a 4.000 personas, y dispondrá de un total de 2.000 plazas de aparcamiento, el doble de las que tendría en el rascacielos. La intención de Repsol es conseguir vender la torre antes del verano por un precio que oscila entre los 700 y 750 millones de euros. Los expertos no creen probable, de todas formas, que la operación se pueda cerrar, en su totalidad, en los próximos tres meses. En todo caso podría alcanzarse un acuerdo parcial, pero completar la operación antes de julio va a ser complicado apunta José Luis Guillermo, socio de la consultora inmobiliaria Knight Frank. El producto es lo más de lo más- -apunta- es completamente novedoso en nuestro país y lo tiene todo: modernidad, visibilidad, ubicación... Además, dicha operación llega en una situación de mercado interesante porque no hay suelo en el centro de la capital, lo que puede provocar que las grandes compañías decidan trasladarse a la zona norte de Madrid, que es donde se encuentra el rascacielos Pretendientes no le van a faltar a la torre. Desde el momento en que se conoció que Repsol quería desprenderse del edificio, varias compañías han mostrado un interés público por hacerse con ella. La primera fue Sacyr, que ya es propietaria de una de las cuatro torres que se levantan en el paseo de la Castellana. Hay que tener en cuenta que la constructora que preside Luis del Rivero es el primer accionista de Repsol, con un 20 por ciento de su capital social. Inmocaral es otro de los nombres que se han asociado a la torre de la petrolífera. Su presidente, Luis Portillo, ha reconocido que luchará en la subasta debido a la alta calidad del activo Pero no son só- Es lo más de lo más Inauguración prevista: segundo semestre 2008 La venta de la torre Repsol se trata, sin duda, de una operación atípica dentro del sector inmobiliario ya que ha salido al mercado antes de que hayan concluido sus obras. Responsables de la compañía petrolera calculan que será a partir del segundo semestre del próximo año cuando el edificio pueda ser inaugurado. De las 49 plantas que tendrá, sólo 34 se destinarán a espacios para el trabajador. El rascacielos, además, contará con un auditorio para 300 personas, que se encontrará en un nivel intermedio del edificio, por encima de la recepción. A la torre, con una superficie de 7.500 metros, le corresponde una edificabilidad de 56.250 metros cuadrados. La torre Repsol es la primera que se encuentra al subir por la Castellana lo ellos. Caja Madrid y Grupo Rayet también están moviendo hilos en la sombra para conocer a fondo el producto y decidir si entran en la puja. El proceso de compra será muy abierto según fuentes del sector. En este caso, no se descarta la posibilidad de que se realice a través de una subasta en internet, aunque la decisión definitiva no se ha tomado. En 2001 ya se llevó a cabo en Barcelona una subasta virtual similar a la que podría realizarse con la torre Repsol. Ese año Gas Natural subastó su antigua sede en la calle Portal del Ángel, cuya puja ganó el grupo United Color of Benetton, tras ofrecer 28,06 millones de euros. Dicha subasta podría celebrarse en cualquier momento ERNESTO AGUDO El rascacielos formará parte de la lista de los cien edificios más altos del mundo cuando concluyan sus obras La petrolera ha decidido trasladarse en 2009 a un complejo de Méndez Álvaro con el doble de espacio a pesar de que las obras de edificación no concluirán previsiblemente hasta el segundo semestre de 2008. El rascacielos tendrá una altura de 250 metros, repartidos en 49 plantas sobre rasante. Bajo tierra contará con otras cinco plantas para acoger 1.150 plazas de aparcamiento. El inmueble se diferenciará del resto porque será el único que cuente con un auditorio en su interior, que tendrá un aforo para 300 personas. Dicho recinto se encontrará en un nivel intermedio del edificio, sobre la recepción. La parcela donde se sitúa la torre de Repsol tiene una superficie de 7.500 metros cuadrados y le corresponde una edificabilidad de 56.250 metros. El edificio se caracterizará por estar enmarcado por un arco que protegerá los tres bloques que están destinados al espacio para las oficinas. De las 49 plantas que tendrá, sólo 34 se dedicarán a espacios para trabajar.