Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
S 6 21 4 07 EL DIARIO DE JENNIFER ZAMBUDIO 16 S 6 LOS SÁBADOS DE ROSA BELMONTE Resoluciones y deposiciones ay quien tiene a los jueces en un pedestal (en realidad están en estrados) y se lleva las manos a la cabeza cuando ponen por escrito algo chocante. Por ejemplo, eso de considerar sorprendente que una persona con alto nivel de formación ¿una licenciatura universitaria es alto nivel de formación? soporte durante años maltrato psicológico. Paparruchas. De la misma forma que hay antologías de disparates en exámenes escolares La Santísima Trinidad son el Padre, el Hijo y una palomita que vive con ellos o El Benelux lo forman Bélgica, Luxemburgo y Neardental pues las hay en resoluciones judiciales, lo cual debería resultar sorprendente dado el presunto alto nivel de formación de los magistrados. Famosa es aquella sentencia basada en las escrituras y canciones de Manolo Escobar. No me gusta que a los toros te pongas la minifalda y eso. Cacho zorra. Y posteriormente, fuera vergüenzas, me acuerdo de otra en la que una juez quitaba credibilidad a una agredida por la pinta que llevaba en el juicio propia de un chiringuito decía la tía) Claro que no todos son así. Algunos son peores. Pero otros hasta vuelcan su sentido del humor en los fundamentos de derecho. A éstos sí los tengo en un pedestal. Bueno, los tengo colgados en la pared de mi despacho. Una vez me regalaron enmarcados un recurso de apelación y la posterior sentencia. Normalmente prefiero que me regalen unos zapatos de Roger Vivier pero el presente colgado tiene su valor. Es como un tríptico de Utamaro pero sólo con textos. Está junto a un cuadro de Antonio López. Dos manifestaciones de realismo español. De hiperrealismo. El recurso de apelación (de un juicio de faltas por lesiones) está escrito a mano por el recurrente en papel timbrado (o en fotocopia timbrada) No estoy de acuerdo con la sentencia porque, de haberme presentado a la hora citada, la sentencia podría ser otra. El motivo por el cual llegué 10 minutos tarde es que, cuando decidí salir de casa para presentarme a la citación, me entraron ganas de cagar y no podía aguantarme y por estos motivos presento el recurso de apelación Y, ya escrita como las formas mandan, la sentencia de la Audiencia Provincial. Se condena al tipo y luego vienen los fundamentos de derecho, donde el magistrado ponente se ador- H Antonio López, pinceles para el realismo VÍCTOR INCHAUSTI Escobar (con su hija) un precedente DE SAN BERNARDO na: Se alza la parte recurrente frente a la resolución de la instancia sobre la base de un singular motivo cual es el de que llegó 10 minutos tarde al acto del jui- Una vez me regalaron enmarcados un recurso de apelación y la posterior sentencia. Normalmente prefiero que me regalen unos zapatos de Roger Vivier cio, lo que impidió su comparecencia, porque cuando decidió salir de casa para presentarse a la citación le entraron ganas de cagar y no pudo presentarse... Sin duda alguna, en la tesitura de escoger entre una y otra deposición, una, por evacuación del vientre, otra, por manifestación ante el juez como acusado, cualquier persona habría de optar por la primera por los graves apremios que supone el caso de no ser satisfecha esa necesidad fisiológica, siendo poco higiénica la presentación ante un tribunal en otras condiciones que no sean las de un completo descargo... Sin embargo, pese a lo expuesto... no podemos acceder a lo que se nos solicita porque la parte ni demuestra la existencia del sorpresivo apretón que refiere, ni acredita que, después de soportar sus presurosas consecuencias, acudiera inmediatamente al acto del juicio y éste hubiera concluido Mis partes favoritas son lo de no haber demostrado la existencia del apretón ¿tenía que llevar las pruebas al CSI para que ajustaran la hora exacta? También me gusta cuando utiliza los términos deposición y descargo, típicamente jurídicos, en sus otras acepciones. En realidad, muchas sentencias y autos tienen más de deposición que de resolución.