Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 20 s 4 s 2007 La izquierda ignora el espíritu de la Transición ESPAÑA 13 El precio de la memoria El desatasco del proyecto viene precedido de otro: la reapertura de la ley de restitución del patrimonio incautado en la Guerra Civil- -por la que los partidos han recibido ya 27 millones de euros- -para reclamar más fondos y sin pruebas; bastará con fotos POR ÁNGEL COLLADO MADRID. Entre el proyecto de revisión general de la Transición y exaltación de la II República esbozado por el Gobierno de Zapatero al principio de la legislatura y el texto del acuerdo entre PSOE e IU hay todo un proceso de quiero y no puedo -porque no conviene ya al Gobierno- -con un resultado que no satisface ni a los propios firmantes. El texto resultante molesta por igual a la oposición, a los protagonistas y a los herederos de la etapa del consenso- -que todavía quedan en el Partido Socialista- -y a los que aspiraban a dar rango de ley al entierro del modelo constitucional de 1978 para poner en marcha una reforma del mismo encaminada a instaurar otro tipo de régimen de nuevo cuño inspirado en lo que pudo haber sido la República, la del Frente Popular, por supuesto. Así lo han planteado abiertamente en el Congreso los portavoces de los aliados fijos del Gobierno: ERC, IU e IC. El acuerdo, que respeta los principio revisionistas de la Transición pero quiere negar sus consecuencias prácticas- -de ahí el disgusto general- ha sido posible por una vía paralela pero de contrastada eficacia: los fondos públicos para la supervivencia de los partidos aliados de Zapatero. El mes pasado, a propuesta de Esquerra, con el apoyo de IU y los grupos nacionalistas, el PSOE se avino a reabrir otra ley, la de restitución o compensación a los partidos políticos de bienes y derechos incautados en aplicación de la normativa sobre responsabilidades políticas del periodo 1936- 1939 Por esa vía abierta en diciembre de 1998, los partidos políticos históricos han ingresado 27,8 millones de euros. Pero ya no da más de sí. Hasta ahora, para obtener las compensaciones se requería algún tipo de documentación oficial, mercantil o contable, escrituras de propiedad o arrendamiento, recibos de alquiler o pruebas de la incautación. La novedad consistirá en no necesitar documentos, que basten testimonios actuales o de la época presunciones de titularidad de derechos o simple material gráfico (fotos) Hasta 2005, por la vía jurídica normal de aportar documentos, el PSOE había logrado 10,8 millones de euros y el PNV 10,4. ERC se ha llevado otros 1,76, pero tenía por delante a Izquierda Republicana, con 3. Como era una cuestión de historia el grupúsculo de IR, cuando se promulgó la ley en IU, se quedó con el dinero y después abandonó la coalición. Peor parados quedaron los comunistas. El PCE se ha tenido que conformar con un millón de euros y los catalanes del PSUC con 574 euros. El portavoz de ICV Joan Herrera, ya ha echado cuentas en el Congreso para su resarcimiento al asegurar que el PSUC tenía 20 locales en propiedad y otros 200 en alquiler en Cataluña cuando terminó la guerra. Como no ha podido acreditarlo confía en equipararse con los demás partidos en cuanto entre en vigor la citada reforma. Izquierda Unida, con tres diputados en el Congreso, debe, sólo a las cajas de ahorro, 8,4 millones de euros. Sus socios catalanes de ICV con dos dipu, tados, deben por su lado otros siete millones. Entre la subida general del 20 por ciento en las subvenciones a los partidos y las nuevas facilidades para exigir compensaciones por patrimonio, los socios parlamentarios menores del Gobierno han visto el cielo abierto a su supervivencia económica. IU prefiere ignorar que el PCE fue un pilar de la Transición y Llamazares compagina la memoria económica con la del 36. La historia deja sin sitio a los comunistas. Presunciones de titularidad