Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 13 s 4 s 2007 VIERNES deESTRENO 85 Cerdos salvajes EE. UU. 2007 99 minutos Género- -Comedia Director- -Walt Becker Actores- -John Travolta, Tim Allen, Martin Lawrence, Willam H. Macy Nostalgia de aires perdidos JOSÉ MANUEL CUÉLLAR El sueño que todos tenemos y que nunca realizamos. Más que un homenaje a Easy Rider la película de Becker es una rememoración del tiempo perdido, aires de nostalgia que no volverán. Moteros convertidos en ejecutivos agresivos lo mismo que amigos futboleros se fueron separando en busca del futuro de cada cual y luego ya no se volvió a saber. Todo el trabajo de Becker gira en torno a lo que éramos y ya no somos, una caricatura de nosotros mismos, mucho más cuando se intenta volver a ser lo que era sin poder. Ese es el problema de la película, que los norteamericanos, como suelen hacer en sus amagos de comedia, la rodean de dosis de dignidad y hombría que andan muy lejos de la realidad cotidiana. Por debajo de la fachada de pobres hombres ridiculizados hasta el máximo, Hollywood nos quiere pintar unos personajes que se levantan en pos de su pasada altanería, pero se les ve en exceso la pintura peliculera que les han pasado desde las altas instancias de la producción, en los despachos de amasar dinero. En el haber las interpretaciones con un, de nuevo, extraordinario Ray Liotta y el siempre versátil William H. Macy, grandísimo secundario allí donde se le reclame. Y también se puede meter en el activo el justo reclamo que tiene el hombre de parar en un momento determinado, de decir basta, aunque sea por un breve periodo de tiempo, al trabajo de quince horas, a los chequeos médicos, al estrés, a la mujer, a la amante, a los niños (pesadísimos) a las prisas y a la locura en que se ha convertido la vida moderna. En ese aspecto, la película destila toneladas de envidia hacia esos cuatros amigos que intentan echar hacia atrás la máquina del tiempo. Una vez plasmada la idea, la puesta en práctica falla por mor de un guión excesivamente cliché, patoso en algunos extremos y demasiado simplón en casi todos sus supuestos pliegues. Incluido el final, muy a lo Rocky Balboa, la comedia discurre por senderos muy planos, correctos y entretenidos, pero excesivamente americanos para el entendimiento europeo. En suma, la clásica buena idea sobre el papel venida a menos por las manazas de los de arriba, que seguro que querían hacerse una piscina aún más grande. Es que son... Martin Lawrence, Tim Allen y John Travolta, en una escena de Cerdos salvajes ABC Un homenaje a Easy Rider John Travolta rompe la taquilla americana con Cerdos salvajes Dirigida por Walt Becker, comparte reparto con Tim Allen y Ray Liotta. Entre sus proyectos, dar vida a J. R. en la versión cinematográfica de Dallas JOSÉ EDUARDO ARENAS MADRID. En su historia personal, desde que empezó a trabajar en el cine en los años 70, ha habido relaciones sentimentales con idéntica suerte como con las películas. Ahora, John Travolta se ha plantado en los 53 años- sin bisturí de por medio, de momento con todo un arsenal de vivencias tan bien digeridas como para ofrecer la estampa de alguien que va libre de equipaje por la vida. Cerdos salvajes llega hoy a las pantallas. El protagonista de Grease Carrie Pulp Fiction o Fiebre del sábado noche tiene como compañeros a Tim Allen y Ray Liotta, que también compartieron promoción, aunque en el caso del ídolo de Grease su medio de transporte es un enorme avión privado que él mismo pilota. Es uno de mis grandes placeres, el pilotar comenta sencillo. El último viaje en Harley Cerdos salvajes dirigido por Walt Becker, se llevó las taquillas norteamericanas por delante al conseguir cerca de ciento cincuenta millones de dólares, una cifra que ni por lo más remoto pensaba que íbamos a alcanzar- -explica- Había cierta seguridad en que la película funcionara; de hecho, cuando tuve el guión en las manos vi enseguida que de salir bien existía un material lo suficientemente interesante como para que el gran público se distrajera. Se trataba de un grupo de amigos, muy diferentes entre sí, cuarentones ellos, que se montan en sus Harley Davidson para realizar un último viaje, a lo Easy Rider que liberará a todos de la monotonía en la que se han convertido sus vidas. Bueno, pues se han superado todas las previsiones. Está visto- -continúa- -que nada mejor para combatir el hastío que hacerse una escapada como ellos. Y si ésta se plantea en la cuarentena, mucho mejor Como homenaje a Easy Rider (dirigida por Dennis Hop- per en 1969) en la cinta hace una aparición sentimental su protagonista, Peter Fonda, otro amante de las Harley dentro y fuera de la pantalla. Fue una idea mía, que el director aceptó. Le pareció interesante la aparición de Peter. Nadie ha olvidado la película Travolta asegura pertenecer a ese tipo de personas que fomentan el compartir actividades con otras familias amigas: Me considero una persona sociable que ama la naturaleza y disfruta saliendo los fines de semana al campo con la familia. Te sientes libre. De alguna manera, la película comparte ese espíritu cuando ves al grupo de amigos felices por las carreteras como moteros en busca de una respuesta que les devuelva a sus casas con el convencimiento de que allí también son libres. En cuanto a mí, en los últimos años me preocupan las cosas sencillas, como la salud y el comprobar que algunas cosas dejan de funcionar como antes comenta con una sonrisa. No le agrada que aludan a su carrera como algo divisible en cuatro etapas: la de máximo esplendor popular, la de las películas que no llegaron al éxito, las directamente mediocres y el reconocimiento que le encumbró de nuevo de la mano de Tarantino. A lo largo de mi vida he tenido mucha suerte y centenares de oportunidades. Todo lo que he hecho lo he aprovechado De esa manera, el actor no deja hueco alguno para recordar momentos dolorosos habidos en su vida sentimental y que no vienen a cuento. Actualmente tiene cuatro proyectos en puertas, algunos tan efectivos a primera vista como la versión cinematográfica de Dallas donde el versátil Travolta será J. R. Ewing, o el igualmente esperado Hairspray adaptación de la obra teatral surgida del filme del mismo título firmado por el singular John Watters. Cuatro proyectos En el filme, un grupo de amigos, muy diferentes entre sí, cuarentones, se montan en sus Harley Davidson para realizar un último viaje Más información sobre la película: http: www. wildhogs. movies. go. com