Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
76 CULTURAyESPECTÁCULOS www. abc. es culturayespectaculos VIERNES 13- -4- -2007 ABC Fallece Kurt Vonnegut, el novelista de la contracultura El escritor, de 84 años, víctima de una caída, deja un imaginativo legado literario basado en la crítica social y el humor negro PEDRO RODRÍGUEZ CORRESPONSAL WASHINGTON. El novelista Kurt Vonnegut, que en los años sesenta se hizo con un nombre propio en la literatura de EE. UU. a través de una serie de destacadas novelas dentro la jungla experimental de la contracultura, ha fallecido este martes a los 84 años en la ciudad de Nueva York. Aunque siempre sospechó que su tremenda adicción al tabaco o su depresivo carácter le pasarían factura en algún momento, los irreversibles daños cerebrales sufridos en una reciente caída han puesto final a un imaginativo y exitoso legado de crítica social y humor negro. Tras dos décadas como poco apreciado escritor de ciencia ficción, Kurt Vonnegut alcanzó el estatus de icono cultural con su novela pacifista Matadero- Cinco publicada en 1969 y que relata con una estructura poco ortodoxa el brutal bombardeo aliado sobre la ciudad germana de Dresde durante la Segunda Guerra Mundial. Experiencia que el escritor vivió en primera persona al haber caído prisionero de los alemanes en la contraofensiva de las Ardenas. Los obituarios del novelista, nacido en Indianápolis el 11 de noviembre de 1922, no dudan en ofrecer comparaciones con otro original maestro de las letras estadounidenses: Mark Twain. Insistiéndose en visiones literarias comunes, con énfasis en reiterados llamamientos a la decencia humana. Descrito como un satirista con corazón o cabezonamente imaginativo el mismísimo Tom Wolfe ha calificado a su admirado amigo como la cosa más parecida que hemos tenido a un Voltaire Pese a la aversión de algunos críticos, entre reproches de excesiva popularidad y claridad, la obra de Kurt Vonnegut ha inspirado desde estudios académicos a páginas de internet mantenidas por sus seguidores más jóvenes. Interés combinado que explica cómo sus 14 novelas se encuentran todavía en publicación tras una carrera de medio siglo como escritor. Con cinco volúmenes llevados al cine. Su obra narrativa- -que abarca títulos como Las sirenas de Titán Cuna de gato y Dios le bendiga, Mr. Rosewater además de teatro, relatos y ensayos- -presenta una serie de recurrentes y peculiares personajes como Billy Pilgrim, Eliot Rosewater o Kilgore Trout. El propio Vonnegut justificaba este reciclaje diciendo que si hubiera invertido más tiempo creando personajes nuevos nunca hubiera llegado a llamar la atención sobre las cosas que realmente importan En una citada entrevista con Playboy Vonnegut no dudó en declararse como un escritor con motivos políticos: Estoy de acuerdo con Stalin, Hitler y Mussolini en que el escritor debe servir a la sociedad... principalmente creo que debemos ser, incluso biológicamente, agentes de cambio Afirmando en otra ocasión que su objetivo era escribir novelas para atrapar a la gente antes de que se conviertan en generales, senadores y presidentes y así poder envenenar sus mentes con humanidad, alentarles a construir un mundo mejor Cosas importantes Vonnegut, junto a su esposa, la fotógrafa Jill Krementz, en una imagen tomada en 2004 máquinas y en la que ya estaban las claves de su obra literaria: un existencialismo fabricado con humor negro. Buena parte de su obra pertenece al género de la ciencia ficción, donde destaca Las sirenas de Titán en la que un astronauta millonario mete su astronave en una corriente espacio temporal y consigue ver el pasado y el futuro y moverse como ondas; en la que un cruzado evangelista se opone a los viajes espaciales; en la que el hijo de un multimillonario vive peripecias bélicas en Marte, y en la que un extraterrestre con la nave averiada durante 200.000 años tiene un importante mensaje que transmitir al universo. También Cuna de gato es ciencia ficción, y también está llena de humor negrísimo, que culmina en un final apocalíptico: la torpeza humana consigue acabar con la Tierra. La mezcla de Kafka y Groucho Marx le resultaba enormemente eficaz a Kurt Vonnegut Jr. AP Félix Romeo Escritor KAFKA, GROUCHO Y KURT urt Vonnegut Jr. (Indiana, 1922- Nueva York, 2007) fue un clásico en vida de la literatura estadounidense desde que en 1969 publicara Mataderocinco o la cruzada de los niños, donde relataba los terribles bombardeos sobre Dresde al final de la II Guerra Mundial. Había comenzado a publicar en revistas populares de los años 50 y debutó con La pianola una novela distópica en la que los hombres son progresivamente reemplazados por K Comparaciones con Mark Twain y Voltaire despiden al autor de la celebrada novela Matadero- Cinco Escribió muchas otras novelas, más fungibles, menos clásicas, más pegadas al tiempo que vivía, pero siempre muy divertidas, como Barbazul en la que cuenta la delirante restauración de unos cuadros realizados por un falso pintor expresionista abstracto. Escribió unos consejos para escritores que definen su propia forma de abordar la escritura. El primero de ellos decía: Utiliza el tiempo de un completo desconocido de forma que él o ella no sienta que lo está malgastando Su último libro traducido al castellano, Un hombre sin patria es una suerte de testamento, en el que expone su programa vital: nunca fue alemán y nunca consiguió ser un completo americano, socialdemócrata a su manera, amaba la vida y el amor, odiaba las máquinas, defendía la vida... y mordía por defender su derecho al humor, siempre crítico: La ironía sería que sí sabemos lo que hacemos