Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 13 s 4 s 2007 El conflicto iraquí INTERNACIONAL 35 ATENTADO EN BAGDAD Ca na l Al a zamiyah Al Kazimiyah Shaykh Hamid Casco antiguo Hotel Palestina Hotel Sheraton Parlamento Zona Verde ZonaVerde Universidad Mansur BAGDAD Al Karkh Aeropuerto Internacional Ad Dawran Tig ris La fortaleza occidental donde EE. UU. creía hallarse seguro en Bagdad Son pocos los que pasan la frontera de la Zona Verde. Para llegar a este barrio del centro de Irak donde se venden bebidas alcohólicas y hamburguesas del Burger King, hay que traspasar puntos de control cercados por alambradas de púas y custodiados por inflexibles oficiales acompañados de perros rastreadores. Todo con el fin de preservar esos 10 kilómetros cuadrados, de la guerra que se libra afuera. Porque es allí donde están la embajada de los EE. UU. las oficinas de las transnacionales instaladas en Bagdad y, también, el poco concurrido Parlamento iraquí, el despacho del primer ministro y los palacios por los que se paseaba Sadam Husein. Para todos ellos se creó esta suerte de enclave extraterritorial, oficialmente llamado Zona Internacional, de donde no se puede entrar, ni tampoco salir, sin autorización de la policía verde Las fuerzas de seguridad iraquíes buscaban ayer supervivientes del atentado en Bagdad AP La insurgencia ataca el Parlamento iraquí en la blindada Zona Verde El Pentágono prolonga hasta 15 meses los destinos de sus militares en Irak mientras la Casa Blanca tiene grandes dificultades para encontrar un supervisor bélico PEDRO RODRÍGUEZ CORRESPONSAL WASHINGTON. Pese al redoblado despliegue de seguridad en Bagdad ordenado por la Casa Blanca hace dos meses, la insurgencia iraquí fue capaz ayer de perpetrar un ataque con explosivos en la sede del Parlamento iraquí. Como resultado de este atentado en mitad de la supervigilada Zona Verde de la capital de Irak, se acumularon decenas de heridos y al menos ocho personas perdieron la vida, incluidos tres parlamentarios. El ataque, deliberadamente perpetrado a la hora de la comer dentro de la cafetería de la sede parlamentaria, es con diferencia el más letal perpetrado hasta ahora en la Zona Verde, el céntrico enclave de Bagdad que acoge tanto la cúpula del Gobierno de Irak como la macroembajada de EE. UU. Los primeros indicios apuntan a un terrorista suicida como responsable de esa tragedia, supuestamente un guardaespaldas de un parlamentario suní. Aunque otras versiones hablan de un par de mujeres que no fueron debidamente registradas por los servicios de seguridad. Los artificieros que investigan el ataque habrían encontrado otras dos cargas explosivos sin detonar. fiya se ha saldado con una decena de muertos y 28 heridos. La estructura de 75 años conectaba la barriada suní de Waziriya con el área chií de Utafiya. Toda esta ofensiva terrorista ha merecido la repulsa explícita de la Casa Blanca. El presidente Bush reiteró una vez más su respaldo al Gobierno de Irak, criticando especialmente el atetando contra un símbolo de democracia Ante el cada vez más limitado respaldo a la gestión de la Administración Bush en Irak, la secretaria de Estado Condoleezza Rice ha reconocido que existe un problema de seguridad en Bagdad pero insistiendo en que es todavía muy pronto para juzgar el despliegue de seguridad en curso. Un esfuerzo bélico que para mantenerse ha obligado a que el Departamento de Defensa prolongue hasta quince meses los destinos de tropas regulares del Ejército de Tierra en Irak y Afganistán, que hasta ahora han venido cumpliendo rotaciones teóricamente de un año. Con esta decisión, la Administración Bush será capaz de extender su reforzada presencia en Irak por lo menos hasta el 2008. A juicio de la Speaker Nancy Pelosi, esta medida es un precio inaceptable para los militares y sus familias. Según la líder demócrata, la Administración Bush ha fracasado a la hora de crear un plan para equipar, entrenar y retirar pronto a nuestras tropas Esta semana, el Washington Post ha revelado también los problemas que tiene la Casa Blanca para nombrar una especie de zar supervisor sobre las guerras de Irak y Afganistán, con línea directa y autoridad sobre el Pentágono y otras instituciones del Gobierno federal. La Administración Bush habría contactado durante las últimas semanas a varios generales de cuatro estrellas que han declinado abandonar su situación de retiro para asumir esta espinosa responsabilidad. Según ha explicado gráficamente el general John Sheehan, la cuestión fundamental aquí es que no saben a donde demonios quieren ir FINCA URBANA El Sardinero (Santander) SE VENDE Calle Pérez Galdos Hundir un puente Dentro de una jornada de ataques especialmente visibles, los insurgentes también han utilizado un camión bomba para destruir uno de los principales puentes de Bagdad, enviando toda una serie de vehículos al fondo del río Tigris. A la espera de completarse un rastreo de la zona con buceadores, la destrucción del puente de Sara- 6.733 m 2 Interesados, enviar una carta facilitando datos de contacto y referencias propias, al Apartado de Correos 19017 AP 28080 MADRID ABC. es Vídeo del puente destruido con un cambión bomba en Irak en abc. es internacional