Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 13 s 4 s 2007 El desafío constante de ETA- Batasuna ESPAÑA 17 Batasuna desempolva ANV para colarse en las urnas si la Justicia tumba sus listas blancas La coalición ya le pidió en 2002 que le prestara las siglas si era ilegalizada J. PAGOLA MADRID. Batasuna desempolva el viejo partido Acción Nacionalista Vasca (ANV) como adelantó ABC, y lo mantiene en la recámara como una de sus apuestas para presentarse a los próximos comicios municipales y al Parlamento de Navarra, si no prosperan la multitud de agrupaciones con las que pretende colarse en las urnas. ANV formó parte, entre 1978 y 2001, de la Herri Batasuna más dura, la que redactó las ponencias Oldartzen Karramarro o Txinaurriak cuando se proponía la socialización del sufrimiento esto es, que ETA ampliara su abanico de objetivos. Tras su salida de la coalición, pasó al más absoluto ostracismo. A medida que se acerca el 27- M, parece confirmarse lo que los expertos antiterroristas presagiaban iba a ser el modus operandi electoral de ETA- Batasuna: lanza partidos- señuelos- -ASB- -para distraer a la opinión pública; presenta agrupaciones o plataformas más o menos limpias Barañaingo Ezker Abertzalen Donostiako Abertzalen Sozialista -para absorber toda la atención de los investigadores, con posibilidad de colar un número no desdeñable. Airea lemas- -Euskal Herri Berria- -para confundir aún más, y, por si acaso, se guarda en la recámara formaciones ya legalizadas- -ANV PCTV fácilmente manejables, para asegurarse su presencia en los comicios si fracasa la batería de maniobras y argucias. Para añadir más confusión premeditada, el propio Arnaldo Otegi decía ayer que la apuesta de la izquierda abertzale no es ANV sino ASB, que no tiene op, ciones legales para concurrir a estos comicios. En este contexto, y con Batasuna en plena recogida de firmas para respaldar sus agrupaciones electorales- sucias y limpias los prehistóricos de ANV des, pués de 30 años de travesía del desierto, deciden ahora presentarse a las elecciones. Como primer requisito imprescindible, este partido ha acreditado ya a sus representantes legales ante las Juntas Electorales del País Vasco y Navarra. O el tradicionalmente dócil grupúsculo se ha rebelado ahora contra Batasuna y decide hacerle competencia desleal cuando no se ha presentado a unos comicios desde 1977, o, por el contrario, quizá fruto de presiones pone todo lo que tiene- -sus siglas y grandes dosis de nacionalismo- -al servicio de la coalición ilegal. Los observadores de la situación apuestan, sin lugar a duda, por esta segunda hipótesis. ANV nació en 1930 como una escisión del ala más radical del PNV y en 1977 se inscribió en el registro de partidos políticos. Un año después formó parte de la mesa de Alsasua que dio paso a la constitución de HB. Desde ese momento perteneció a la coalición con una aparente personalidad propia, pero, en realidad, con nula influencia en la toma de decisiones. De hecho, entre la treintena de dirigentes que han formado a lo largo de los años la mesa nacional, en un principio sólo había tres delegados de ANV para pasar a dos y finalmente a uno. Su última representante fue Amaia Bao, condenada a 7 de cárcel por el Supremo, que le acusó de colaboración con ETA junto a otros dirigentes por exhibir un vídeo de los terroristas. En 2001, durante el denominado proceso de refundación de Batasuna, surgieron algunas corrientes críticas, como Aralar que, finalmente, se escindió. Con el objetivo de sofocar cualquier rebelión interna, ETA intervino para amarrar aún más la mesa nacional y ANV perdió su representante. Los dirigentes del grupúsculo nacionalista decidieron desmarcarse de Batasuna y un año después celebraron un congreso, en el que Kepa Bereciartúa resultó elegido como presidente, y Antton Gómez Lorente como secretario general. Este último había sido elegido en 1999 concejal de HB en la localidad guipuzcoana de Aya. Se da la circunstancia de que en aquel congreso el proetarra Joseba Permach pidió a los representantes de ANV la posibilidad de utilizar sus siglas si eran ilegalizados, como así ocurrió después. Pese a ser objeto de desprecio, dieron una respuesta favorable, aunque, finalmente, Batasuna no recurrió a esas siglas. Con motivo de las anteriores municipales de 2003, la coalición volvió a contemplar la posibilidad de parapetarse en ANV tal y co, mo en su día adelantó ABC, pero de nuevo la desechó. El pasado 2 de julio, Bereciartúa, en un acto de homenaje a los presos de ETA, dijo que los vecinos de Urbina han protagonizado años y años de lucha y siempre han dado lo mejor de sus hijos En el pasado Aberri Eguna ANV coincidió con Batasuna en una marcha desde Irún a Hendaya. La Fiscalía pide a las Fuerzas de Seguridad que investiguen al viejo partido N. C. MADRID. La reactivación de Acción Nacionalista Vasca (ANV) justo para esta convocatoria electoral ha despertado las sospechas de la Fiscalía, que ha decidido solicitar a la Policía y a la Guardia Civil sendos informes sobre esta formación política y sus responsables con el fin de determinar si tiene alguna vinculación con las ilegalizadas Batasuna, Herri Batasuna y Euskal Herritarrok o si pretende concurrir a las elecciones como su sucesora. De detectarse indicios en ese sentido, tanto la Fiscalía como la Abogacía del Estado podrían presentar demandas ante la Sala del 61 La duda surge, según fuentes judiciales, a la hora de determinar la vía, pues se trata de un partido legal y parece razonable que, en su caso, se abriera un nuevo proceso de ilegalización. Dados los antecedentes históricos de vinculación de ANV con HB, la asociación Dignidad y Justicia solicitó el pasado día 21 al juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón que encargara informes a las Fuerzas de Seguridad para determinar si procede también la suspensión de sus actividades. La decisión del magistrado está pendiente. El último congreso Trámites electorales Imagen de la sede de ANV, en Ondárroa (Vizcaya) EFE ANV perteneció a la HB más dura, la que pedía a ETA que ampliara su abanico de objetivos potenciales