Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 11- -4- -2007 Tráfico yerra en sus previsiones ESPAÑA 25 Rubalcaba desautoriza a Blanco por pedir una rebaja de los límites de velocidad Los 106 muertos en carretera en Semana Santa desconciertan al Gobierno s Interior defiende el carné por puntos, puesto en cuestión por los automovilistas DOMINGO PÉREZ MADRID. La cercanía de las elecciones crea tensiones y hace perder los nervios a más de uno. Sólo eso explica que los 106 muertos por accidente de tráfico en la Operación de Semana Santa provocaran algo más que un malentendido entre el Gobierno y el PSOE. El reto lanzado por el director general de Tráfico, Pere Navarro, se convirtió en un bumerán que ha acabado descalabrando al PSOE. Pasar de cien muertos sería un fracaso señaló Navarro en los prolegómenos de la Operación. Puso una frontera que creía imposible de romper gracias al carné por puntos y a los controles de velocidad. Las dos armas que, según su criterio, le habían permitido presentar un descenso de la mortalidad superior al 20 por ciento en todas las últimas grandes operaciones de tráfico. En la Semana Santa de 2006 murieron 110 personas y nunca pensó que se llegara a 106 en 2007. Erró en los cálculos. La efectividad del carné por puntos se ha visto puesta en duda por los automovilistas. Pero nada justificaba que, adelantándose a la rueda de prensa para hacer balance sobre la Operación que tenía prevista el ministro del Interior, destacados miembros del PSOE propusieran medidas que chocan con los planes de Interior. Abrió la caja de los truenos el secretario de Organización del PSOE, José Blanco, que dejó en el aire dos perlas. Una para echar la culpa a las Comunidades Autónomas por el mal estado de las carreteras secundarias y otra para señalar que igual hay que plantearse rebajar el límite de velocidad de la red secundaria Tal vez hubiera omitido la primera de las consideraciones si llega a saber que Madrid y La Rioja fueron las únicas en las que no hubo ni un solo muerto. Sus grandes aportaciones a la polémica fueron rápidamente ratificadas por el portavoz del PSOE en el Congreso, Diego López Garrido, que aseguró que el Gobierno ha tomado nota de lo que ha sucedido esta Semana Santa, en la que ha habido más accidentes de los deseables y subrayó que rebajar la velocidad máxima en las vías de doble sentido podría ser una medida conveniente y oportuna Como se sabe, el límite máximo de velocidad en las carreteras de doble sentido se sitúa en 90 ó 100 kilómetros, en función de la anchura de los arcenes. La mañana se agitó. Las reacciones fueron inmediatas. Y las críticas empezaron a lloverles. El portavoz del PP en la comisión de seguridad vial del Congreso, Federico Subirón, consideró que la seguridad vial es algo muy complejo como para que se frivolice al proponer una rebaja en el límite de velocidad de la red secundaria y apostilló: Podemos volver al carro de bueyes y probablemente evitemos así accidentes Se sumaron muy pronto casi todas las asociaciones automovilistas. Para el RACE, de seguir por este camino, a este paso se llegará a prohibir conducir. Si no hay coches, no hay accidentes El Comisionado Europeo del Automóvil (CEA) calificó de ridícula la propuesta del PSOE. Y a esa misma línea se apuntaron muchas otras entidades de conductores. Las opiniones de Blanco y Garrido estaban siendo consideradas en buena lógica como la postura oficial del PSOE y, en consecuencia, como el aperitivo de lo que iba a anunciar por la tarde Rubalcaba. La polvareda alcanzaba ya tal magnitud que obligó a un portavoz del PSOE a realizar una serie de llamadas a los medios de comunicación para rebajar la tensión: Las palabras de Blanco han sido sólo una reflexión Rubalcaba y Navarro, en la rueda de Prensa de ayer EFE ACCIDENTALIDAD EN SEMANA SANTA 190 180 170 160 150 140 130 120 110 100 90 80 176 Defensa del carné por puntos 137 103 114 140 116 140 128 118 108 97 107 103 84 105 88 128 110 92 106 84 87 Culpa a las Comunidades Víctimas mortales Accidentes mortales (1) Ya con el carnet por puntos Agilizar las sanciones y guardias civiles con PDA, nuevos objetivos D. P. MADRID. Descartada cualquier nueva reducción de los límites de velocidad y defendida la utilidad del carné por puntos, Alfredo Pérez Rubalcaba pasó a detallar las nuevas medidas que pretenden evitar que las carreteras españolas vuelvan a llenarse de cadáveres. Anunció que se quiere agilizar el proceso sancionador, para lo que se revisarán los procedimientos administrativos. En ese sentido, el ministro explicó que no es fácil porque la legislación es garantista con los derechos de los que van a ser multados. De momento, ya se ha establecido un grupo de trabajo que debe completar un estudio para buscar mecanismos que aceleren los procesos de sancionadores. No dejó de recordar que se creará el mayor centro de Europa de automatización de multas, cuyo concurso de licitación de obra se dará a conocer la próxima semana. Asimismo, explicó que se dotará a los agentes de tráfico de la Guardia Civil con mecanismos PDA. Existe ya un proyecto piloto en Segovia para multar instantáneamente mediante la utilización de la banda ancha y evitar así el papeleo. Y finalmente, Rubalcaba hizo alusión a las quejas de falta de guardias civiles y a su poca presencia en las carreteras al anunciar dos concursos para un total de 1.000 nuevos agentes para antes de septiembre ABC 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 (1) Y parece que se quedarán sólo en eso por el momento, ya que pocas horas después, a media tarde, en la cita fijada para realizar el balance definitivo de la trágica Semana Santa, Alfredo Pérez Rubalcaba enmendaba la plana tanto al secretario de Organización como al portavoz parlamentario de su partido. Insistió en que lo que dijeron se trata sólo de una reflexión, y así hay que entenderla Y se apresuró a citar las medidas que se van a poner en marcha y entre las que, por supuesto, no se cuenta con ninguna reducción de velocidad. Lo que sí emprendió el ministro fue una defensa a ultranza del permiso por puntos. No es una pócima milagrosa- -aseguró- pero tampoco una fórmula agotada Para destacar que desde su entrada en vigor, el 1 de julio de 2006, los accidentes mortales se han reducido un 13,5 por ciento, lo que se traduce en 340 fallecidos menos En este periodo, según el ministro, se han retirado 400.000 puntos a 120.000 conductores y hay otro millón y medio en tramitación, correspondientes a medio millón infracciones. Ya hay 500 conductores que han perdido el carné o están pendientes de que se les notifique y a 20.000 se les ha comunicado que se les ha retirado la mitad o más de sus puntos