Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 ESPAÑA www. abc. es MARTES 3- -4- -2007 ABC El comando Donosti puso en su punto de mira a Maite Pagaza y Fernando Savater Sólo mes y medio después de la tregua, Txeroki dio a los etarras la orden de recabar datos sobre policías y políticos NATI VILLANUEVA MADRID. El filósofo y miembro de la plataforma Basta Ya Fernando Savater y Maite Pagazaurtundúa, presidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo, eran objetivos del comando Donosti de ETA, desarticulado el pasado miércoles en el País Vasco y Navarra. Además de Savater y Pagaza, dirigentes de dos de las tres organizaciones de intelectuales y víctimas del País Vasco que recientemente se manifestaron contra la política antiterrorista del Gobierno, el jefe de este grupo criminal, el liberado José Ángel Lerín, tenía en su poder información sobre un policía nacional del barrio de Amara (San Sebastián) de dos ertzainas de Tolosa y de diversos intereses del Estado, como bancos y oficinas de correos Este comando había sido elegido por la dirección etarra para poner contra las cuerdas al Gobierno de Zapatero en función del destino de Batasuna ante las próximas elecciones. Moreno considera que los seis terroristas pertenecen o colaboran (en el caso de Itziar Aguirre e Ínigo Orue) con ETA, para la que prestaban sus servicios recopilando información sobre objetivos, haciendo seguimientos, llevando a cabo funciones de lanzadera para avisar de la presencia de controles, ayudando a miembros liberados o incluso interviniendo en labores de captación. Maite Pagaza, militante socialista y hermana del policía municipal asesinado en Andoain por ETA en 2003, fue sometida a seguimientos que cesaron cuando los terroristas observaron que mantenía su protección con escoltas. Junto a Savater y los otros objetivos mencionados anteriormente, uno de los detenidos, Arkaitz Agote (miembro de un comando de información) recopiló datos sobre agentes de la Guardia Civil, Policía Nacional y Ertzainsivos en diferentes carreteras los días 29 y 30 de julio de 2005. En el auto en el que se decide sobre la situación personal de este etarra, Moreno señala que como esa acción no se pudo llevar a cabo guardaron el material para emplearlo posteriormente en la comisión de otros atentados. Ya en septiembre de 2006, en pleno alto el fuego, Agote pasó a formar parte del comando Donosti junto con el considerado jefe operativo (Lerín) y el también imputado Juan Carlos Herrador. De los seis etarras para los que el juez dictó prisión, es José Ángel Lerín a quien se imputa el mayor número de delitos: pertenencia a organización terrorista, falsificación de documentos, tenencia de armas y explosivos y estragos. Según se señala en la resolución, Lerín, miembro de ETA, comenzó su actividad criminal en septiembre de 2004 siguiendo instrucciones directas de Garikoitz Aspiazu, Txeroki responsable del aparato militar de la banda. Estas actividades iban dirigidas, dice el juez, contra intereses económicos en Guipúzcoa y turísticos en la costa mediterránea En mayo de 2006, cuando no había pasado un mes y medio del anuncio del alto el fuego de ETA, Lerín se integró en el comando Urederra y Txeroki le dio el nombre de guerra de Jacinto Este comando cuya actividad se circunscribía a Guipúzcoa, se limitaba a realizar diversas informaciones, entre ellas las ya citadas sobre Savater, el policía nacional de Amara y los ertzainas de Tolosa, así como sobre Pedro Miguéliz Txofo testigo protegido en el caso Lasa y Zabala y ex confidente de la Guardia Civil. En el auto de prisión de Lerín, Moreno señala que en el domicilio donde el etarra residía se encontró abundante material explosivo (aproximadamente 30 kilos de clorato, polvo de aluminio, pentrita y cordón detonante) sistemas de iniciación, detonadores, placas de matrícula vírgenes y numerosa documentación en relación a vigilancias sobre diferentes objetivos En otro domicilio utilizado por el jefe del Donosti se Fernando Savater I. GIL Savater: A mí, nada ni nadie me va a cambiar A. A. MADRID. ABC habló ayer con el filósofo Fernando Savater poco después de que uno de los seis autos dictados por el juez Moreno le señalara como objetivo principal del comando Donosti desarticulado por la Guardia Civil. Ya lo sabía, pero no quisiera darle más importancia de la que tiene. Está claro que debemos tener mucho cuidado. Mientras esta gente no sea desarmada, o no se desarme, seguiremos siendo objetivo de ETA. A mí, nada ni nadie me va a cambiar. Pero le insisto, no quiero entrar en muchos más detalles y tampoco convertirme en protagonista de una situación que sufren muchos ciudadanos del País Vasco Campaña de verano Vigilancias sobre objetivos tza, así como de políticos del PP y del PSOE de San Sebastián desde finales de 1999 hasta mayo de 2003. Agote también participó en la preparación de una cadena de atentados frustrados que consistía en la colocación de diez artefactos explo- halló una pistola, munición y documentación falsa, y en la vivienda de su hermano, otros 150 kilos de material explosivo, dispositivos con el anagrama de ETA, tornillos y bolas de acero, el Zutabe 111 y otras publicaciones de la banda. Respecto a Juan Carlos Herrador, imputado por pertenencia a organización terrorista y depósito de explosivos, el magistrado señala que como miembro de ETA ha realizado diversas actividades a favor de esa organización, tales como alojar a miembros liberados realizar funciones de lanzadera y de correo e informaciones sobre objetivos de la banda para entregárselas posteriormente a los liberados Recuerda el juez que la novia de este terrorista, Lorea Irigoyen, desde ayer también en prisión, ha colaborado en dos ocasiones con ETA recogiendo y trasladando al jefe del comando Sobre los imputados por colaboración con banda armada, Itziar Aguirre e Íñigo Orue, el magistrado señala respecto a la primera que durante los años 2005, 2006 y 2007 ha alojado en su domicilio a varios miembros liberados de ETA como Itziar Plaza, Alejandro Zobarana y Juan Carlos Herrador. Además, llevó a cabo funciones de lanzadera para avisar de la presencia de controles. Orue, por su parte, ha ayudado a Lerín en sus desplazamientos facilitando la realización de actividades terroristas Por otra parte, las Fuerzas de Seguridad continúan buscando a otros posibles miembros del comando Donosti entre ellos a Ignacio Lerín, hermano del presunto jefe del gru-