Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 ESPAÑA www. abc. es VIERNES 30- -3- -2007 ABC LA HORA DE LA VERDAD DEL 11- M EL EX DIRECTOR DE LA POLICÍA SE NIEGA A DECLARAR Rajoy desautoriza a Díaz de Mera y le insta a colaborar con la Justicia Entiende su dilema pero le recuerda la obligación de todo ciudadano CRISTINA DE LA HOZ MADRID. El ex director general de la Policía Agustín Díaz de Mera ya sabe cuál es el deseo de su jefe de filas: que colabore con la Justicia atendiendo a los requerimientos del tribunal que juzga los atentados del 11- M. Así se manifestó ayer Mariano Rajoy, tajante y sin ambigüedades, deseoso acaso de que la polémica en torno a la actitud del que fuera máximo responsable de la Policía el día de los más cruentos atentados perpetrados en España, se olvide lo más rápido posible. Todos los ciudadanos deben colaborar con la Justicia, atender a los requerimientos suyos y, luego, acatar las resoluciones de los jueces porque esa es la regla básica de la democracia declaró el líder popular durante una comparecencia ante los medios de comunicación en la ciudad alicantina de Elche. La distancia física no impidió que entrara de lleno en una cuestión que ha provocado estupor y confusión a partes iguales en la sede de la calle Génova. No obstante, el resto de los dirigentes populares ha intentado, en mayor o menor medida, con más o menos entusiasmo, justificar al que el Sindicato Unificado de Policía (SUP) considera uno de los mejores directores generales que ha tenido el Cuerpo. Rajoy quiso mostrarse comprensivo con la situación humana, personal, de Díaz de Mera, hasta el punto de que dijo entender sus temores a revelar el nombre de una persona- -el supuesto agente que le comunicó la existencia de un documento que acreditaba la conexión ETA- islamistas- -en que puede verse muy perjudicado También admitió que el antiguo alto cargo pueda tener un dilema entre no revelar una fuente y atender a los requerimientos del juez Pero pasado el capítulo de las comprensiones, reiteró que la obligación del ex director general es colaborar con la justicia y evitar, con ello, que el juicio del 11- M les estalle en la cara después de meses de pedagogía y de llamamientos del líder del PP para sacar esos atentados- -y su capítulo conspiratorio -de la agenda política y del discurso del primer partido de la oposición. De hecho, Gobierno, PSOE y sus socios aprovecharon para resucitar lo que el portavoz parlamentario socialista, Diego López Garrido, llamó la patología de la mentira esto es, el mismo argumentario que los días que mediaron entre el 11 y el 14- M. El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, dijo que Rajoy debía instar a que De Mera dejara el acta de eurodiputado salvo que sea un rehén del falso testimonio El líder de IU, Gaspar Llamazares, dijo del ex director general de la Policía que es un peón negro de la conspiración Para abundar más en sus argumentos, el presidente popular expresó su respeto por el tribunal, el mismo que ha decidido multar a Díaz de Mera por desobediencia grave y concluyó que hay un Parlamento que aprueba leyes, hay un Gobierno que es el poder ejecutivo y luego hay un juez que aplica las leyes; por lo tanto, debemos acostumbrarnos a respetar a los tribunales En el entorno de Díaz de Mera no dudan afirmar que, a tenor de la firme actitud de éste, el papel (por el documento) existe y la persona también, y eso se va a conocer El hecho además de que haya asumido el coste de una responsabilidad penal Acebes pide que sea Telesforo Rubio el que dé a conocer el contenido del documento del que habla el ex director general de la Policía El Grupo Popular aplaude su silencio ante el Tribunal que investiga el 11- M Fuentes de Génova creen que el perjuicio está hecho y que la situación es imposible Se va a conocer afianza esta primera impresión, aunque tampoco faltan los que se temen que puede haber habido mucho de improvisación y de ingenuidad por su parte. En todo caso, el perjuicio ya está hecho apuntan fuentes de la calle Génova, que entienden que la situación, tan- to jurídica como políticamente, es imposible En todo caso, Díaz de Mera cosechó muchos apoyos entre los suyos, siendo el más destacable el del secretario general del PP, Ángel Acebes, con quien le une una vieja amistad. Fue Acebes el que le eligió para po- Un dilema El informe desaparecido que citó De Mera podría estar en el sumario D. M. C. M. MADRID. El informe al que se refiere Agustín Díaz de Mera, ex director general de la Policía, podría ser el elaborado por la Comisaría General de Información entre finales de 2005 y principio de 2006 sobre supuestos vínculos entre ETA y la célula islamista del 11- M. El documento, que está integrado por once análisis, fue remitido al juez Juan del Olmo y, por tanto, está incluido en el sumario. En sus conclusiones no recogen ningun tipo de colaboración entre ambos grupos terroristas. Ordenado por Telesforo Rubio, el documento incluye la investigación abierta a raíz de que se hallara al miembro del GIA Abdelkrim Benesmail, interno en la cárcel de Villabona, una anotación con los nombres de varios etarras también presos. Concretamente, el papel recogía: Iragi Gurrutxaga Hariet, Parot, Unai Córdoba carretera Sevilla Madrid km 391 Apdo. 479 1400 Alcolea En su informe, los agentes no dieron especial relevancia a este hecho y señalaron que quizá la intención del islamista era la de iniciar una relación epistolar con Parot por su ascendencia argelina Bensmail y el etarra coincidieron en la cárcel de Alcalá de Henares entre el 28 de abril y el 23 de junio de 2001. El islamista también estuvo con Harriet Aguirre en la prisión de Valdemoro desde el 20 de octubre de 2000 al 22 de marzo de 2001. Igualmente, el informe señaló que no trascendió de lo cotidiano la relación del islamista Sohbi Khauni con el etarra Luis Garciandia Mariñelarena. Ambos terroristas compartieron módulo en el centro de A Lama (Pontevedra) durante el año 2003. En definitiva, los investigadores no hallaron ningún dato sobre posibles vínculos entre presos islamistas y etarras en la preparación del 11- M. El documento consideró un mero azar el que la caravana de la muerte de ETA y la de Jamal Ahmidan se trasladaran a Madrid en las mismas fechas y tachó de ridículo que ETA necesitara de la red de Suárez Trashorras para adquirir explosivo. Además, añadió que la última vez que ETA utilizó Goma 2 Eco fue en 1996.