Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 25- -3- -2007 En portada s Oleada de fusiones en la nueva Europa ECONOMÍAyNEGOCIOS 45 tros de Transportes de la UE sobre cielos abiertos entre Europa y Estados Unidos. Detrás de este rimbombante término de cielos abiertos hay un proyecto para liberalizar el transporte aéreo a ambos lados del Atlántico, lo que supondrá, entre otras cosas, que aumentará el tráfico entre ambas zonas del mundo gracias a una mayor competencia fruto de que se podrá volar desde la UE a Estados Unidos desde cualquier punto de Europa, y sin que sea necesario partir del país de origen de la aerolínea, como sucede en la actualidad. Las nuevas posibilidades de este acuerdo, según los analistas, hacen que muchas miradas se hayan vuelto hacia Iberia, o lo que es lo mismo, que otras aerolíneas europeas piensen en tomar posiciones o aumentar las que tienen en la aerolínea de bandera española. Todo apunta a que Lufthansa podría estar interesada en entrar en Iberia a pesar de que, en principio, sería British Airways la que lo tendría más fácil ya que controla ya un 10 del capital de la empresa española. Además el acuerdo facilita también las operaciones corporativas entre aerolíneas de un lado y otro del Atlántico, aunque de momento en condiciones de desventaja para las europeas, ya que, aunque comprasen más del 50 de las acciones de una competidora norteamericana sólo podrían tener derechos políticos equivalentes al 25 Esta discriminación se resolverá, según la Comisión Europea, en una segunda fase del acuerdo, que podría empezar a negociarse en el año 2010. La fusión Abertis- Autostrade- -en la imagen, el día de su anuncio- -deberá esperar nadas anteriormente, algunas finalizadas y otras aún en fase de proyecto, el sector de las autopistas se enmarcaría dentro de las operaciones abortadas desde los poderes políticos, cosa contra la que lucha la Comisión Europea, aunque con éxito irregular. En la memoria de todos está el- -de momento- -fallido intento por parte de la española Abertis de entrar en el capital de la italiana Autostrade, como consecuencia de las trabas puestas por la autoridad reguladora de las autopistas de ese país, que por indicación del Gobierno puso tantas piedras en el camino a Abertis que ésta, finalmente, arrojó la toalla, aunque no para siempre. En relación con este caso hay algunas fuentes que aseguran que las facilidades que ha dado el Gobierno español a Enel para entrar en la puja por Endesa se traducirán en alguna facilidad también para Abertis en su aventura italiana. YOLANDA CARDO Autopistas, intento fallido Frente a todas las operaciones de fusión o adquisición mencio- Además de la consolidación del Mercado Interior Europeo, otra de las razones de esta lluvia de opas es, según los expertos, que las empresas se ven obligadas a ganar tamaño si no quieren a su vez que otra venga y lo gane a costa de ellas. Se trata de defenderse antes de que vengan a por tí. Fernando González Urbaneja ESTA LIGA YA NO ES NACIONAL os reiterados movimientos corporativos a nivel europeo y global cambian la dimensiónyelalcance de losmercados financieros, el ámbito nacional cada día sirve para menos. Las legislaciones nacionales sobre opas y las regulaciones locales de sectores son manifiestamente ineficaces ante estas operacionessupranacionales. Losinversores son globales, los nuevos capitalistas que se apellidan capital riesgo abaten fronteras y actúancalculando mercados mucho más que nacionales. Crecer es ahora el principal problema de las compañías, crecer sin perjudicar la competencia, lo cual obliga a entrar en nuevos e inciertos mercados. Ban- Los nuevos capitalistas que se apellidan capital riesgo abaten fronteras y actúan calculando mercados mucho más que nacionales L cos, compañíasenergéticas, constructoras, concesionarios de servicios públicos, empresas de telecomunicaciones o de cualquier otro sectoraspiran, necesitan, dimensión supranacional y tienen que abordar operaciones de adquisición, amistosa u hostil, para las que sobran asesores financieros y legales y compañeros de viaje con cuanta liquidez sea necesaria. En las finanzas internacionales lo que sobran son capitales y lo que faltan son activos en los que invertir. La liga de las finanzas ya no es nacional aunque algunos gobiernos se resisten a aceptar que pintan poco en el gran juego. Soros enseñó al Tesoro británico, dos décadas atrás, que la libra es- terlina escapaba a dictado el gobierno, los mercados globales torcían el brazode losbancoscentrales a la hora de fijar el cambio de una divisa. Lo mismo sirve ahora para las grandes compañías. El sofoco del gobierno español en el caso Endesa es evidente. Intentaron apoyar una OPA fracasado desde el minuto dos del partido y abortar una OPA bien planteada por un pretendiente legítimo que cumplía los requisitos y sólo han conseguido sinsabores, confusión y hacer el ridículo. Pero hay más lecciones que se están aprendiendo. La primera, que las opas hostiles activan mecanismos imprevisibles de respuestayconsecuenciasnoprevistas. Haymásopashostilesfracasadas que exitosas. La segunda, que losmercadosreclamanmástransparencia y más concertación, que no se puede perder tiempo y dinero en guerras agotadoras. Los crecimientos de ACS o de Ferrovial, con sucesivas tomas de posición en compañías del sector o en otros sectores, se han materializado eficazmente cuando hanevitadoconfrontaciónyapostado por el consenso. El conflicto interno en Metrovacesa ha conducido a la división de la empresa como la menos pésima solución a una puja bloqueada. Telefónica, Iberdrola, Santander y BBVA han acertado a conducir una expansión internacional inimaginable unos años atrás, mediante operacionesambiciosaspero concertadas. Un precio inicialmente elevado se convierte en oportunidadcuando lasoperaciónsematerializa en tiempo y forma, para garantizar una inmediata vuelta a la normalidad. Y la posición de las empresas españolas en esta apasionante liga financiera es relevante, con unan capacidad y una ambición que les convierte en protagonistas destacados de la competición.