Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 ESPAÑA SÁBADO 24 s 3 s 2007 ABC El PP espera que la Ley de la Carrera Militar se modifique en la Comisión PABLO MINGOTE MADRID. El Partido Popular fue la clave para que la Ley de la Carrera Militar superase las enmiendas a la totalidad presentadas por IU y CiU, y fuese admitida a trámite en el Congreso. El portavoz de Defensa del PP, Arsenio Fernández de Mesa, indicó ayer a ABC que es significativo y da muestra de la situación actual que el Gobierno tenga que apoyarse en el PP para tramitar una ley para mejorar la defensa de España a lo que añadió que, curiosamente, sus socios para la mayoría de las cuestiones le vuelven la espalda cuando se trata de cuestiones económicas y de Defensa De todas maneras, los populares mantienen 110 enmiendas parciales para tratar de evitar una nueva inestabilidad para los militares. Los tres aspectos que son indudablemente mejorables los resume Fernández de Mesa: La enseñanza se deberían recoger los acuerdos de Bolonia y que acabar la carrera militar implique una titulación que posibilite el acceso a los cargos públicos sin necesidad de homologación las normas de comportamiento, que deben estar recogidas en la Ley de Derechos y Deberes, pendiente de tramitación, y no en esta norma y, en menor medida, la reordenación de las escalas auxiliares, que merecen un estudio más profundo La Ley, que ahora pasará a la Comisión de Defensa, establece un nuevo modelo de formación militar, reduce el número de generales y estipula la obtención de títulos universitarios y educativos civiles para los oficiales y suboficiales al término de su etapa en las academias castrenses. El objetivo, según el Gobierno, es garantizar la calidad y asegurar la máxima eficacia en las Fuerzas Armadas. El PP planta al Grupo Prisa por las declaraciones intolerables de Polanco Dejará de acudir a entrevistas, tertulias y programas de sus medios hasta que rectifique C. DE LA HOZ VALLADOLID. Al igual que el PSOE ha decidido plantar a Telemadrid, a la que acusa de falta de imparcialidad informativa, el PP anunció ayer que dejará de atender los requerimientos del Grupo Prisa, después de unas declaraciones de su presidente, Jesús de Polanco, que calificaron de intolerables El responsable de Comunicación del PP, Gabriel Elorriaga, leyó ayer un comunicado tras la clausura de la XII Interparlamentaria popular, en el que criticó la atribución de comportamientos, actuaciones e intenciones abiertamente antidemocráticos que hiciera Polanco. A juicio del PP, dichas declaraciones van mucho más allá del legítimo posicionamiento editorial y de la crítica ideológica Es más, indican que ponen en evidencia el profundo sectarismo del presidente de Prisa, al tiempo que desvanecen cualquier pretensión de imparcialidad de esta empresa y comprometen la capacidad de cualquiera de los medios que lo integran de informar de manera veraz y objetiva Jesús de Polanco manifestó el jueves durante una reunión de la junta general de accionistas de Prisa que la manifestación convocada por el PP el pasado día 10 fue franquismo puro y duro al tiempo que dijo de los populares que les vale absolutamente todo para regresar al Palacio de la Moncloa No es esta la primera vez que se produce un desencuentro que alcanzó su máxima expresión durante los días que siguieron a los atentados del 11- M. También durante la guerra de las plataformas digitales en la primera legislatura de José María Aznar siendo vicepresidente Francisco ÁlvarezCascos; pero ni siquiera en esos momentos se optó por romper toda comunicación con el Grupo Prisa. Elorriaga agregó que las declaraciones de Polanco suponen además una agresión injustificada contra millones de españoles que se ven reflejados en los valores de libertad y democracia que representa y defiende el Partido Popular Es por ello que decidieron comunicar a los ciudadanos y, de manera especial a los accionistas, anunciantes y clientes de este grupo de comunicación, que desde este momento El PP tomó esta decisión en la Interparlamentaria que ayer se clausuró en Valladolid y mientras el señor Polanco no rectifique pública e inequívocamente el PP dejará de atender todas las convocatorias de entrevistas, tertulias y programas del Grupo Prisa y demás empresas controladas por Jesús Polanco Esto afectará de entrada a diputados y miembros del PP que, como Alicia Sánchez Camacho, José María Lasalle, José Luis Ayllón o Mercedes de la Merced, son tertulianos en distintos programas de la Cadena Ser. Las reacciones no se hicieron esperar. El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, consideró un ataque gravísimo a la independencia de un medio de comunicación privado la decisión del PP. Se trata de otro ataque preventivo del PP señaló Blanco en un comunicado, quien reconoció que con esta decisión, Rajoy ha ido más lejos de lo que nunca se habían atrevido Aznar o Fraga Además, la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) ha hecho un llamamiento a los partidos políticos para que no limi- CESAR MINGUELA Queda el Senado ten el acceso de los periodistas a la información, a la vez que lamenta la desmesura de recientes declaraciones y decisiones que afectan al libre ejercicio del periodismo. Gabriel Elorriaga precisó después que su partido no limitará el acceso a la información de ningún medio de comunicación En ese sentido, aseguró que todos los profesionales podrán asistir a sus convocatorias y hacer su trabajo, ya que su partido tiene un profundo respeto por los lectores y oyentes de todos los medios El portavoz de Defensa del PP en el Senado, Alejandro Muñoz- Alonso, destacó que su Grupo está realizando un esfuerzo para llegar a puntos de vista comunes por la importancia de la norma, pese a que la Ley no nos gusta y no nos parece necesaria en este momento Martínez- Alonso aseguró que si la la norma no llega al Senado con las reformas que el PP considera necesarias mejoraremos la ley en su aspecto técnico para lograr unas Fuerzas Armadas que estén a la altura de los tiempos modernos El PSOE amplió su campaña contra Telemadrid con el boicot El PSOE también decidió hace unas semanas dejar de acudir a los programas de Telemadrid, consigna que sólo rompió el ex presidente de la Comunidad madrileña y actual diputado Joaquín Leguina. A principios de febrero, el PSOE, tanto a nivel nacional como regional, dio un paso más en su campaña de desprestigio de la televisión pública madrileña y anunció que sus dirigentes no participarían como invitados en los programas de Telemadrid mientras no ponga fin a la manipulación permanente y constante de esta cadena IU se adhirió rápidamente a este plante del PSOE, aunque la dirección regional madrileña se desmarcó una vez más de Gaspar Llamazares. Además, en la televisión pública de Castilla- La Mancha, controlada por el Gobierno socialista de José María Barreda, ha optado por ignorar a la candidata del PP a la Presidencia de la Comunidad, María Dolores de Cospedal. Los populares han denunciado que su candidata no existe para la televisión pública regional, mientras que Simancas sale todos los días en Telemadrid haga lo que haga