Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 14- -3- -2007 Carlos Slim dice que Aznar propuso a Zedillo fusionar Telefónica con Telmex Carlos Slim, presidente de Telmex 47 Lagardere, socio privado francés de EADS, quiere cambiar el pacto de accionistas ABC PARÍS. Arnaud Lagardere, presidente del grupo que lleva su nombre y propietario del 7,5 de EADS, quiere cambiar el pacto de accionistas que dio origen en 1999 al grupo europeo aeroespacial y de defensa, y tiene intención de continuar en el accionariado después de haber cedido la mitad de lo que tenía. Este pacto que permitió la creación de EADS debe evolucionar afirmó en una entrevista publicada por Le Monde Lagardere. En las últimas semanas, diversos responsables políticos franceses, tanto del Gobierno como de la oposición, han hablado de la conveniencia de cambiar las reglas del pacto de accionistas, al considerar que se trata de un corsé que no permite gestionar. En todo caso, Lagardere insistió en que la crisis por la que atraviesa la filial Airbus no está sólo vinculada al pacto de accionistas de EADS, que fija una paridad entre los alemanes (DaimlerChrysler, bancos y länder) y los franceses (el Estado y Lagardere) cada uno de los cuales cuenta con el 22,5 de los títulos. El Gobierno español, a través de la Sepi controla un 5.6 y hasta ahora se ha comportado como un convidado de piedra. Un banco público ruso VTB tiene el 5 declarado, aunque el mercado sospecha que controla más títulos. Por otra parte, Goldman Sachs ha recortado el precio objetivo de las acciones de EADS de 30 a 27 euros, ante la cautela manifestada por los gestores del consorcio aeroespacial europeo sobre sus perspectivas de crecimiento. Varias mujeres de los trabajadores de Delphi se dirigen al hotel donde ayer se reunieron los trabajadores con la dirección de la empresa EFE La dirección de Delphi asegura que ni cambiando de actividad hay salida El informe de la auditora KPMG reconoce que dos de las tres líneas de producción son rentables pero insuficientes s El comité apela al Gobierno porque la solución es política BEATRIZ REVILLA CÁDIZ. Delphi lanzó ayer su primer órdago. La empresa de componentes de automoción presentó ayer a la Junta y los sindicatos la argumentación financiera, legal y comercial del cierre anunciado el pasado 22 de febrero. El informe de la compañía estadounidense, realizado por la consultora internacional KPMG, es demoledor, según reconocieron los sindicatos, aunque es más de lo mismo que llevamos escuchando desde hace años y lo mismo que dijo Ernst Young antes del último ERE El estudio pone de manifiesto las elevadas pérdidas acumuladas en los últimos años y sostiene que el actual valor de la empresa es inferior al 50 de su valor real, lo que supone un riesgo real de quiebra. Incluso, uno de los portavoces de KPMG llegó a afirmar que ni cambiando de actividad habría salida a esta situación financiera. Sin embargo, la auditoría encargada por Delphi también reconoce que dos de las tres líneas de producción son rentables y sólo una se ha mantenido deficitaria en los últimos años. La dos con resultados positivos son direcciones y transmisiones (planta 41) y rodamientos (U- 1) mientras que suspensiones (planta 40) registra números rojos porque es de menor nivel tecnológico y la de mayores costes de mano de obra. Este análisis coincide con las recientes palabras del ministro de Industria, Joan Clos, que aseguró que era posible la continuidad de dos de las tres divisiones actuales. Sin embargo, Delphi sostiene que esta posibilidad sería insuficiente para mantener toda la factoría, que tiene una plantilla de 1.600 (en torno a un millar en direcciones y otros 700 en suspensiones) Respecto al análisis del sector, Delphi arguyó que las constructoras han emigrado en los últimos años a Asia y a Europa del Este como Polonia y Rusia, dos países donde, precisamente, la compañía ha reforzado su presencia en detrimento de Puerto Real. Tras esta primera toma de contacto después de 20 días del anuncio del cierre, los sindicatos analizarán la documentación recibida y tratarán de rebatir estas cifras en una reunión durante la próxima semana. Las conclusiones más importantes del encuentro fueron dos: la apertura de una línea de diálogo e información, que no de negociación y, sobre todo, la garantía del cobro de los salarios de los meses de marzo y abril. Esto será posible porque la factoría mantiene la actividad, aunque a un ritmo inferior al normal. El comité apela a la intervención de la Administración, porque, a su juicio, la solución es política Rebaja del precio objetivo