Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 11- -3- -2007 11 Juana: Sabemos que es una medida impopular, no hemos tenido otro remedio que tomarla, hemos sido víctimas de las circunstancias... Ahí me parecía que existía una peligrosa similitud entre los argumentos de Rubalcaba y los argumentos habituales de los terroristas: Somos víctimas de las circunstancias -Yo creo que sí, y se estaba haciendo, aplicando estrictamente la legalidad, sin moverse un centímetro de lo establecido en la ley. Y de repente, lo que supone el cambio de alianzas con los nacionalismos trastoca todo esto y se pone en circulación esa idea de que al terrorismo no se le vence con ideas policiales. Hay casos en otros países que sí demuestran que al terrorismo sí se le vence con medidas policiales. Por ejemplo, en Italia, en Alemania, donde hubo un terrorismo mortífero. Había un terrorismo que fracasó por la resistencia del Estado de Derecho. Aquí lo que pasa es que el Gobierno que está al frente del Estado cree que no merece la pena resistir. ¿Se puede vencer al terror? Para Juaristi, la manipulación de los buenos sentimientos de la gente es un elemento fundamental de todo nacionalismo en el País Vasco de haber muerto De Juana yo creo que estaba traduciendo realmente lo que es el temor íntimo de los socialistas en el Gobierno: enfrentarse a una situación que no puedan contrarrestar, entre otras cosas, porque no tienen ninguna gana de hacerlo. Las ofensivas de ETA han sido respondidas desde el Gobierno con gestos de indignación, pero sin ninguna medida práctica. Desde el 30 de diciembre estamos metidos en una situación marciana. En todo país que se precie donde hay un Estado que asegura las libertades, y que hay que defender, los gobernantes defienden el Estado, y no se rinden sin pelear. ¿Freud entendería ese delirio de Zapatero, que pelea con un muerto- -su abuelo, el capitán Lozano- -para desposeerle de su objeto mítico, o sea, la paz entre los muertos? Juana- -de fallecer en su chantaje de hambre- -alcanzara el estatus de mártir o héroe para aquellos que exhiben su sórdida admiración por criminales, chantajistas, secuestradores? DE JUANA CHAOS ¿Por qué el Gobierno está denigrando, entonces, la naturaleza del Estado de Derecho? -En el fondo hay una desconfianza en el Estado. Ellos ven el Estado como el producto de una España que no les gusta en absoluto, de una España que consideran retrógrada, dictatorial, franquista, y entonces piensan que el Estado actual es el resultado de aquella España, y por tanto lleva el estigma del franquismo. Claro, es una verdadera locura gobernar un Estado en el que no crees, cuyo destino único y legítimo es ser desmantelado para ser montado de nuevo, cual mecano. Absurdo. ¿Hubiera sido relevante que De Nada hay más parecido al delirio de Rodríguez Zapatero que el de tres hermanos etarras presos, los Gallastegui, que heredaron de su abuelo, el precursor histórico de ETA, otro deseo asimismo insaciable escribió usted. ¿Cuál? -El deseo y las ansias infinitas de guerra. Los Gallastegui son etarras de una clase media alta -ETA tiene millones de mártires de los que se olvida al día siguiente. El nacionalismo es muy implacable y poco piadoso con sus propios adictos. No es un mundo que rinda culto a la personalidad. Es un mundo muy gregario donde quienes mandan son las bases, y por tanto lo que sucede en ETA en este sentido no es muy distinto de lo que sucede en el Partido Nacionalista Vasco. Ni los líderes ni los mártires dejan memoria de ningún tipo. El nacionalismo es una máquina de guerra contra el pasado. No tiene ningún tipo de piedad por el pasado, ni por supuesto por los muertos. Por los ajenos desde luego que no, pero tampoco por los propios. El fuerte del nacionalismo nunca ha sido la memoria de sus gentes ni la memoria de su historia o partido. Su excarcelación ha incrementado la altanería, la chulería de Batasuna y del mundo de ETA PROCESO DIÁLOGO Como ha dicho María San Gil, el terrorismo no es un problema de paz, es un problema de libertad NACIONALISMO bilbaína, con una raíz fuerte en el nacionalismo vasco- -su abuelo fue el líder radical más conocido del nacionalismo vasco en la época republicana, y que ETA ha considerado siempre como su precursor- En ese sentido, hay una cierta simetría entre el delirio de Zapatero con su abuelo fusilado, y el delirio de los Gallastegui con su abuelo derrotado, aunque él se negó a participar en la guerra en defensa de la República porque decía que era una guerra entre españoles. Esta especie de melancolía se transmite por las historias familiares, y siempre hay alguno que se la cree, y que trata de poner en obra lo que para sus abuelos era ansia, deseo. -Quizá Freud no, pero a lo mejor algunos otros psicoanalistas y antropólogos sí lo entenderían. En el delirio de Zapatero no hay otro pacificador posible que él mismo. Él va a traer la paz a los españoles, y se ha comprometido en ello, pero uno se pregunta ¿qué paz? Yo creía que vivíamos en paz, con unos problemas obvios, pero esto no es un estado de guerra. Lo que sucede en ETA no es muy distinto de lo del PNV. Ni líderes ni mártires dejan memoria alguna ESTADO DE DERECHO El flanco débil de la izquierda gobernante es su negativa a arrostrar los deberes que supone la defensa del Estado de Derecho -Ese es un elemento fundamental de todo nacionalismo, es decir la manipulación de los buenos sentimientos de la gente. El victimario haciéndose pasar por ETA, pero esto es parte de la estrategia de todo grupo nacionalista: desatar la represión con atentados, y después quejarse de que la represión se abate sobre ellos, de presentarse a sí mismos como víctimas de un estado de cosas. Pero yo creía percibir este deje victimista también en las explicaciones de Rubalcaba con respecto a la excarcelación de De ¿Por qué los terroristas primero ponen la bomba y luego se ponen líricos -Un miedo que inhibe, y que impide disfrutar de las libertades. Es lo que en el País Vasco desde hace mucho tiempo se está implantando, y que se había relajado considerablemente hace tres o cuatro años, un estado de inquietud y miedo. Pero ha vuelto otra vez con los mismos elementos que caracterizaban el miedo anterior- -kale borrokas, amenazas... ¿Un estado de miedo? -Usted abrió muchos ojos descubriendo que los elementos míticos y legendarios de la identidad vasca que se creían seculares no eran sino invenciones literarias... -Invenciones de ayer por la tarde. Hay una frase magnífica de Baroja que dice que los vascos son tan tradicionalistas que algunas veces se acuerdan de lo que hicieron sus padres, pero nunca de lo que hicieron sus abuelos, y por tanto tienden a improvisar invenciones del pasado. Bueno, no sé si eso es justo referido a la totalidad de los vascos, pero obviamente a los nacionalistas sí.