Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
88 CIENCIAyFUTURO Salud JUEVES 1 s 3 s 2007 ABC La primera vacuna contra la hepatitis E muestra una eficacia del 95 N. R. C. MADRID. Una vacuna experimental podría poner fin a la primera causa de hepatitis en adolescentes y jóvenes adultos de la mayoría de los países en desarrollo y, en especial, de Asia y África. Los resultados del primer ensayo clínico a gran escala de la que puede ser la primera vacuna contra la hepatitis E son más que esperanzadores. Probado en 2.000 voluntarios en Nepal, el fármaco ha demostrado que con tres dosis se puede prevenir la infección en el 95 de los casos, según el estudio que hoy publica la revista New England Journal of Medicine En Nepal la presencia del virus es tan común que el 7 de los voluntarios que recibieron un placebo (una sustancia sin valor terapéutico) en lugar del fármaco enfermaron durante el año y medio que duró el estudio. Los que recibieron las tres dosis tuvieron la respuesta más alta, y la eficacia disminuyó al 85,7 cuando se administraron sólo dos dosis. No hubo efectos secundarios llamativos. Sólo un 0,3 notaron molestias tras la vacunación, como pérdida de apetito, dolor abdominal o fatiga. El virus de la hepatitis E se transmite a través de alimentos y agua contaminada. No hay tratamiento y la única prevención válida, como extremar las medidas higiénicas o beber agua purificada, no está al alcance de muchos habitantes de África y Asia. La infección produce ictericia, fiebre, dolor abdominal... La enfermedad pasa desapercibida en niños, pero puede ser muy grave e incluso letal en los adultos; sobre todo en mujeres embarazadas. El contacto con el virus E de la hepatitis también puede empeorar el daño del hígado de los enfermos que ya tienen otras hepatitis como la B o la C. La vacuna será extremadamente valiosa en los países más desfavorecidos, aunque como la mayoría de los nuevos fármacos su elevado precio podría hacer insostenible la vacunación de grandes grupos de población. GlaxoSmithKline, la compañía que la desarrolla, estudia la colaboración de una fundación filantrópica que permita la inmunización donde más se necesita. Hospital de campaña en Fort Riley, en Kansas, en una imagen tomada en 1918, en plena pandemia de gripe española ABC La exhumación de un cadáver de 1919 podría arrojar luz sobre la gripe aviar Sir Mark Sykes murió en París por la llamada gripe española s Su cuerpo, conservado en un féretro de plomo, puede ofrecer muestras víricas de gran valor EMILI J. BLASCO. CORRESPONSAL LONDRES. Será un último servicio, en este caso post mortem, el que tras casi noventa años enterrado preste el diplomático inglés sir Mark Sykes, quien en vida contribuyó a dibujar el mapa de Oriente Próximo al término de la Primera Guerra Mundial. Sykes murió en 1919 en la habitación de un hotel de París, a los 39 años de edad, a consecuencia de la llamada gripe española una pandemia que causó la muerte de unos 30 millones de personas en todo el mundo por la actuación del virus H 1 N 1, de características similares al H 5 N 1 que está detrás de la gripe aviar actual. Un equipo de investigadores del Queen Mary s College de Londres está recabando los permisos necesarios para exhumar los restos de Sykes, enterrados en el cementerio de una iglesia del norte de Inglaterra, con el fin de obtener datos científicos sobre cómo actuó la gripe española y así poder evitar una pandemia similar casi cien años después. Será la primera exhumación en el Reino Unido por motivos de investigación médica. El hecho de que el diplomático fuera enterrado en un féretro de plomo sellado da esperanzas de poder contar con muestras de gran valor para la investigación. El profesor John Oxford, que dirige el equipo, ha manifestado que sólo existen cinco muestras útiles en todo el mundo de la epidemia de 1918- 1919, y ninguna procede de un cuerpo que hubiera guardado cierta preservación por ser enterrado entre paredes de plomo. El profesor Oxford, que considera alta la posibilidad de que en la actualidad se desate La gripe de 1918 La gran pandemia de gripe mató entre 25 y 40 millones de personas en todo el mundo entre 1918 y 1919. Considerada una de las más letales pandemias en la historia de la Humanidad, fue causada por el tipo H 1 N 1 del virus de la gripe. España fue uno de los países más afectados, con cerca de 8 millones de personas infectadas en mayo de 1918, y se calcula que se produjeron alrededor de 300.000 muertes. Valiosa pero muy cara misión a los humanos de la actual gripe aviar. Se trata de determinar ahora si las muertes que se produjeron a comienzos del siglo XX se debieron a una extrema infección viral, si hubo una combinación de infecciones de virus y bacteria, o una vulneración del sistema inmunológico que dañó seriamente los tejidos del pulmón. Un comité ético Sólo existen cinco muestras El virus H 1 N 1 es de características similares al H 5 N 1, el causante de la actual epidemia de gripe aviar Más información sobre la vacuna: http: content. nejm. org un pandemia de gripe aviar, confía en que los restos de Sykes aporten una valiosa información sobre el modo en que se produjeron los fallecimientos por la gripe de 1918, y así intentar encontrar un tratamiento para una posible trans- Para la exhumación, el equipo del Queen Mary s College ha necesitado el permiso de los seis nietos de sir Mark Sykes, así como de las autoridades de la Iglesia de Inglaterra, que han accedido debido a la utilidad científica que puede tener la investigación. Todavía está pendiente la preceptiva autorización del Ministerio del Interior, y la de un comité ético. Para remover el féretro será necesario extraer primero el de la esposa del diplomático, fallecida en 1930 y sepultada en la misma fosa, si bien sus restos se volverán a enterrar en la misma fosa sin ser tocados. Más información sobre la enfermedad: http: www. infogripe. com