Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN MIÉRCOLES 21 s 2 s 2007 ABC AD LIBITUM LECCIONES DE INGENUIDAD OSEP Lluis Carod- Rovira siente una inmensa y doble necesidad: la de hacerse notar, venga o no a cuento, mientras predica por el mundo la buena nueva de una Cataluña próspera y distante de su más auténtica realidad histórica. Si no lo hiciera con cargo al Presupuesto sería un ejemplo de vocación y desprendimiento, un caso para enseñar en las escuelas; pero se da la circunstancia de que su rabia separatista, atemperada por el libre uso de los salones del Palau de la Generalitat, es lo que le da de comer, y eso rebaja un poco su grado de heroísmo de tambor y barretina. El prócer, vicepresiM. MARTÍN dente en el tripartito FERRAND que preside José Montilla, se ha ido a la India con un séquito de treinta personas. ¡Qué menos! Allí, con la asistencia de todo el cuerpo diplomático de la legación española, Carod se dedica a vender diccionarios sánscrito- catalán y, supongo, catalán- sánscrito. Hacía mucha falta un diccionario así. La vieja lengua culta de los brahmanes, la más difícil entre las dos docenas que hoy se hablan en la India, sólo tiene 37 consonantes y 13 vocales y se palpa la demanda social, desparramada por todas las comarcas catalanas, para aprender y usar tan respetable idioma. Desde que, en las elecciones de 1977, la UCD de Adolfo Suárez presentara en su lista barcelonesa para el Congreso un candidato indio, no nacionalizado español, estaba pendiente la edición de un diccionario así, que, como es costumbre, sufragaremos a escote. Parecida ternura de la que me produce el ímpetu lingüístico de Carod me la provoca el ánimo que empuja a Alberto Ruiz- Gallardón para predicar en Barcelona- -en la sede de La Caixa- -las bondades de Madrid. Se ve que Gallardón, un pundonoroso peso pesado del pugilismo político, siente vergüenza por tener que medir sus guantes con un contendiente que, como Miguel Sebastián, no es de su peso, está lejos de su categoría y arrastra un palmarés más propio para optar a dirigir unos cursillos nocturnos para la formación permanente de adultos que para gobernar una gran ciudad. Gallardón se fue a La Caixa para sugerir un eje para la vertebración de España Esa es, por su inmensa ingenuidad, una tarea más propia de un boyscout que un propósito de quien es, de hecho, un líder nacional. Las Cajas, el elemento más perturbador y menos neutral de nuestro sistema financiero, se han convertido en una herramienta fundamental del poder autonómico en el que, como se ve más claro cada día, el interés del conjunto nacional español apenas cuenta en su contraste con el propio de las otras naciones que impulsan las franquicias nacional- socialistas. El patológico federalismo que impulsa José Luis Rodríguez Zapatero no sería posible, entre otros instrumentos, sin las Cajas, y los burdeles no resultan escenario razonable para la prédica de la castidad. VISTO Y NO VISTO PEPIÑO, EL BLANCO DE LOS VISONES na, trató de contrarrestar el mal efecto producido en la S sabido que el hombre todo lo refiere a sí misopinión republicana por el gabán de Lerroux, que demo, y Pepiño Blanco lleva camino de convertirbía de estar hecho un Pitito, asegurando que sus pieles se en el Narciso del pequeño socialismo español. eran pieles de... conejo, ignorando que el conejo, y no el- -En Madrid los que me insultan llevan abrigos de toro, es el verdadero animal totémico de España, que visón- -ha denunciado con un dengue digno de Truno significa más que eso, tierra de conejos. man Capote en Un cadáver a los postres -Leoporum generis sunt et quos Hispania cunicuNo sabía uno que a Pepiño Blanco lo invitaran a los appellant. esas cenas que en La Moncloa se organizan para coCuando el cardenal Rouco, que por algo tammentar textos borgianos con Elena Benarroch. bién es suevo, dice que volvemos a los años En cualquier caso, cuando la reacción, estas cotreinta, lo que quiere decir es que estamos volsas- -las de los visones faltones, no las de los texviendo al gabán de pieles como símbolo de la lutos borgianos- -se arreglaban con un duelo: escha de clases. Los visones, en fin, desenmascatando en Gobernación, Sánchez Guerra se bararían a los ricos. O a las hienas, por emplear la tió a primera sangre con el diputado Soriano, nueva lírica de un viejo articulista que los doque había llamado hijo de Cabra al ministro, mingos vocea con Jeremías: ¡Nunca la guarielegido por aquella circunscripción cordobesa. da de la hiena será mi herencia! Y todos entenPero, en pleno progreso, ¿cómo se defiende uno IGNACIO RUIZ demos por hienas a los ricos de la reacción, porde un ataque de visones poseídos por el genio de QUINTANO que a los ricos del progreso se los conoce por un gozquecillo? standard o tipo medio de vida. ¿Que Pepiño Blanco No es posible que Pepiño Blanco confunda un visón se fija en que la reacción gasta abrigo de visón? La reaccon una bestia carnicera. Después de todo, él viene de ción contesta fijándose en que, con sólo un curso de DeGalicia, donde los visones se crían como los rodabarecho, Pepiño Blanco mora en un chalé- chi- alé dillos. A veces, un ecologista se vuelve gamberro y, al gricen los nuevos ricos- -de lujo en Las Rozas con un carto de ¡Fur is torture, fur is dead... que en suevo signitel que avisa Cuidado con el visón Ese chalé no es, fica Nunca màis libera a los infelices mustélidos padesde luego, el pisito de Ferreri que Simancas promete ra que las bondadosas gentes de las aldeas los vean. Pede balde a los madrileños sin techo, pero su posesión piño Blanco, que es de aldea, tendrá vistos, pues, unos tampoco debe causar trastornos ideológicos a Pepiño cuantos. Ahora, con eso y un curso de Derecho, ¿qué Blanco, que tiene a su favor la doctrina Araquistáin (20 idea política puede fabricarse alrededor de un visón de noviembre de 1931, en El Sol según la cual al homun jefe socialista? bre le repugna la pobreza, que oprime su personalidad- ¡Ahí es nada un gabán de pieles para un español! y la de los suyos, como lo prueba el fracaso de todas las- -exclamará Julio Camba- El español considera el gadoctrinas ascéticas: bán de pieles como una prenda suntuaria, de la que só- -Para alcanzar su plenitud, la vida exige un mínilo pueden investirse los grandes personajes. Ahí tiemo de comodidades materiales y espirituales, y todo el nen ustedes a Lerroux. Desde que se ha comprado un mundo tiene no sólo el derecho sino el deber de logrargabán de pieles ha perdido la mitad de sus partidarios. las. Cada época y cada sociedad se rigen por un stanEn los partidos monárquicos bastaba con ser un dard o tipo medio de vida, al cual no es lícito renunsimple diputado para poder usar gabán de pieles, pero ciar sin comprometer la salud de la especie o el destino en los partidos republicanos el gabán de pieles no se les personal... (de los Pepiños) permitía ni aun a los jefes, y El Progreso de Barcelo- J E -No creo en las encuestas. Dicen que estamos en empate técnico, cuando todos sabemos que nosotros crispamos mejor que ellos.