Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 19 s 2 s 2007 MADRID 49 Un trampolín para llegar a lo más alto Cuatro millones de euros y 234 mujeres formadas en cursos de posgrado en dos años. Todo ello, responde a una iniciativa de la consejería de Empleo para paliar el déficit de féminas en puestos directivos POR M. J. ÁLVAREZ FOTO ERNESTO AGUDO MADRID. Jóvenes y sobradamente preparadas ya lo están. Pero no se conforman. Aspiran a más. Sus vidas personales, familiares, las circunstancias, o, simplemente, razones económicas les han cortado las alas en sus trayectorias profesionales. En algunas ocasiones, a todo ello se ha aliado el machismo imperante en nuestra sociedad, que se revela con toda su crudeza en la jerarquía del poder y en sus más altas esferas del mundo de los cargos ejecutivos y de liderazgo. Ahora, figuran entre las 159 elegidas para dar el salto definitivo, y utilizar todas las herramientas de las que disponen. El programa LiderA de la Comunidad de Madrid, que se puso en marcha en 2006, va a ser su trampolín: podrán hacer el máster elegido por ellas (MBA) en tres de las más prestigiosas escuelas de negocios del mundo: el Instituto de Empresa, Esade e Iese. Y todo ello, a un precio supereconómico solo abonarán el 30 de su coste; el resto, corre a cuenta de la Consejería de Empleo y Mujer, que preside José Manuel Güemes, que ha destinado este ejercicio 2,9 millones a una iniciativa que tiene como objetivo formar a 800 mujeres para que sean directivas. A continuación, cuatro historias de alumnas o ex alumnas: ¿Qué es liderA? Es un programa de formación, a iniciativa de la Consejería de Empleo, que pretende potenciar el liderazgo en puestos directivos. Concede becas (el 70 del coste del curso) a mujeres para que realicen un MBA en el Instituto de Empresa, Esade e IESE. Comenzó en 2006 y concedió 75 becas, frente a las 159 de este año, más del doble. La inversión global en estas dos anualidades asciende a 4 millones- -1,3 millones y 2,9 millones- La Comunidad de Madrid financia el 70 del máster al conceder las becas, 159 en 2007, frente a las 75 de 2006 podido cambiar, incluso, de empleo. Ahora, soy coordinadora académica de AEDE. Mi meta es ocupar un cargo en el que de verdad decida yo, y no mi pararé hasta que lo logre Mónica y Mercedes (arriba, de izquierda a derecha) y Rosa María y Leire (abajo) cé, mi primer impulso fue salir corriendo: ¿A dónde voy yo a estas alturas? pensé. Superé el miedo escénico inicial y en la actualidad estoy emocionada y encantada. Es la primera vez que ir a clase constituye un auténtico placer para mí. Voy a aprovechar al máximo esta oportunidad de enriquecerme a nivel laboral y personal, y, de paso, cambiaré de área dentro de la misma compañía. Además, quiero aprovechar para dar las gracias a mi madre; sin ella, no habría salido adelante. A pesar de contar con más oportunidades que las que tuvo su generación, la mujer lo sigue teniendo más difícil... ción es tremenda y tuve la suerte de figurar entre las escogidas. Es mi momento de actualizar mis conocimientos y herramientas para abrir mi abanico curricular hacia puestos de mayor responsabilidad Rosa M Frías: La formación es la base para estar en la cúspide (Informática. Coordinadora académica de AEDE. 25 años) Después de trabajar en el área de sistemas informáticos de la Federación Española de Baloncesto quería ascender en mi carrera. Sin embargo, ese deseo lo iba aplazando siempre por una u otra razón. Me enteré de la existencia del programa LiderA y me dije: ¿Y por qué no? Si tengo claro el objetivo sólo tengo que luchar por alcanzarlo. Y me puse manos a la obra. Me sometí a las pruebas para los cursos y fui seleccionada. La formación en habilidades ha superado mis expectativas. Siento que he dado un salto cualitativo importante y he Mónica Cazorla: No pararé hasta que logre un puesto importante (Directora de Calidad de General Electric. 35 años. 1 hija) Soy Ingeniero Industrial, pero, gracias al MBA que realizo desde hace un mes en el Instituto de Empresa, voy a poder cambiar de puesto sin abandonar mi compañía. Cuando comen- Leire Abásolo: Es la primera vez que ir a clase es un gran placer (Psicóloga industrial. 43 años. 1,5 en paro) La reconversión de la plantilla en la multinacional americana en la que trabajé 16 años me dejó en el paro en teoría, porque realice numerosas colaboraciones. Solicité esta beca para el máster de Dirección de Empresa y Recursos Humanos en Esade por su precio. La selec- Sólo un 14 por ciento ocupa puestos de dirección en la región Una representación formada por cinco de las 159 mujeres formadas en habilidades o becadas por la Comunidad de Madrid para realizar un máster en dirección de empresas (MBA) fue recibida por el consejero de Empleo, Juan José Güemes el pasado martes. Éste señaló que, pese a que el número de mujeres con carrera universitaria en la región ya supera al de los hombres, sólo ocupan el 14 de los cargos sobre un total de 23.000 puestos de decisión según un estudio de ese departamento. Las becas se han concedido a través del Programa Lidera, cuyo objetivo es fomentar el liderazgo femenino mediante formación y paliar el déficit de mujeres en los puestos de decisión El número de estas becas se ha duplicado respecto a 2006, año en que se puso en marcha, así como el presupuesto destinado a las mismas (75 y 1,3 millones, frente a las 159 becas y 2,9 millones) No obstante, no todo es negativo en el plano laboral para ellas. Ahora trabajan en Madrid casi 63 mujeres de cada 100, frente a las 35 que lo hacían hace 10 años, y el 85 de la reducción del paro femenino en toda España se debe a la contribución de la Comunidad de Madrid recalcó el consejero de Empleo. (Responsable de un Centro Especial de Empleo. 47 años) Me pase media vida, a medida que avanzaba mi carrera profesión, respondiendo que no a muchas e interesantes ofertas. O bien por que suponía un cambio de país, de continente, por mi separación, por mis niñas... No me estrujaba el trabajo, lo que me ponía de los nervios eran cuestiones domésticas: llevar a mis hijas al dentista, no saber cómo hacerles un disfraz... Ahora estoy orgullosa de lo que hice. Y ha llegado la hora de decir sí Tenemos que devolver a la sociedad todo el potencial que llevamos dentro y ofrecer nuestros valores y visión. No tenemos que tirar la toalla, aunque el mundo de empresa es tremendamente machista. Me he metido en un lío mucho mayor, pero ahora soy más persona Mercedes Cubillo: No tenemos que tirar la toalla nunca