Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 16 s 2 s 2007 ESPAÑA 29 La India también da largas a España para repatriar a los ilegales del Marine I La UE espera una nueva oleada de inmigración clandestina en primavera LUIS DE VEGA ENRIQUE SERBETO RABAT BRUSELAS. La embajadora de la India en Dakar, Barbati Sen Wyas, llegó ayer a Nuadibú para cooperar en el desbloqueo de la crisis del buque Marine I Cuatro días después de que la embarcación fuera trasladada a esta ciudad del norte de Mauritania, aún no se sabe cuál es el futuro de 299 de los 369 emigrantes clandestinos que formaban el pasaje. Sólo 70 de ellos- -35 están en Cabo Verde y otros 35 en Las Palmas- -han salido del hangar del puerto que ocupan desde el lunes. Sen Ways se reunió primero con los diplomáticos de su país que llevan toda esta semana en Nuadibú y después con algunos de los representantes de los inmigrantes, pero no quiso aclarar si su Gobierno se iba a responsabilizar del retorno de estos ciudadanos. El Gobierno español mantiene contactos con India al más alto nivel para intentar solucionar el problema ante la presión de la autoridades mauritanas, que siguen insistiendo en que salgan de su territorio cuanto antes. Pero las repatriaciones están siendo mucho más complicadas de lo que se había previsto en un principio. A pesar de que la costa de Nuadibú y su entorno es un enorme cementerio de barcos conocido en todo África, la Junta Militar que se alzó con el poder tras un golpe de Estado y lleva las riendas del país desde 2005 no ha permitido a España ni siquiera que el barco se quede allí. Un remolcador se dirige con el Marine I hacia Tenerife. Todos los inmigrantes que quedan en un almacén de pescado del puerto de Nuadibú aseguran ser originarios de la conflictiva región india de Cachemira. Según ha explicado Ramshin, portavoz del grupo y enlace con las autoridades, no desean regresar porque hay muchos muertos a causa del conflicto. Ninguno de ellos había firmado ayer el documento de regreso voluntario que les ofrece la Organización Internacional de las Migraciones (OIM) Hace un año entraron en contacto con un mafioso que les ofreció llevarles a Italia. Pagaron entre 6.000 y 12.000 euros, según relataron los emigrantes a la coordinadora de Médicos del Mundo en Nuadibú, Pino González. De Cachemira a Nueva Delhi y posteriormente a Dubai, donde contemplaron y desearon sus rascacielos, su lujo y sus islas artificiales explica González. Después, Nairobi (Kenia) y de allí a Abidján (Costa de Marfil) donde pasaron meses en chozas sin agua ni luz antes de alcanzar en cayuco el Marine I fondeado en alta mar, y que recogió pasajeros también en las costas de Sierra Leona y Liberia. Los mafiosos les arrebataron sus pasaportes y el capitán del barco los abandonó en medio del océano. Mientras, en Bruselas los ministros del Interior europeos acordaron ayer reforzar la capacidad de la agencia de fronteras (Frontex) antes de que empiece la nueva oleada de inmigración clandestina que se espera para la primavera que viene. La mayoría de los países miembros ya han ofrecido medios concretos para que Frontex pueda actuar en caso de crisis aguda, sobre todo en la frontera sur, es decir en Canarias. Esta primavera podríamos tener que afrontar un aumento de la emigración clandestina reconoció ayer el ministro alemán del interior y presidente del Consejo, Wolfgang Shauble, diciendo que en abril se espera haber aprobado el reglamento de Frontex para que sea plenamente operativa antes de que se produzca la oleada. El comisario europeo de Interior, Franco Frattini, añadió que esperaba lograr que el dispositivo técnico sea operativo a primeros de mayo antes de la avalancha que se espera en primavera Diecinueve países europeos han puesto a disposición de la agencia de fronteras 48 barcos de distinto tonelaje, 13 helicópteros, ocho aviones, tres unidades móviles de radares, 150 equipos técnicos de vigilancia de fronteras y 131 equipos de control de documentos. Actuaciones en Canarias Camino de Tenerife