Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 ESPAÑA MARTES 13 s 2 s 2007 ABC Los artistas del Nunca Máis hacen caja con el programa cultural del Gobierno gallego La Consejería controlada por el BNG gasta 1,5 millones en el ciclo A Cultura Circula JOSE LUIS JIMÉNEZ SANTIAGO. La Consejería de Cultura gallega se ha convertido en el hogar- refugio de numerosos activistas de los colectivos Nunca Máis y Burla Negra. Así queda demostrado con la documentación oficial que obra en poder de ABC referida al programa A Cultura Circula una iniciativa del departamento que dirige la nacionalista Anxela Bugallo y que ha costado a las arcas públicas un total de 1.597.276 euros. El citado programa se puso en marcha el 29 de abril de 2006, y hasta el 4 de junio del mismo año llevó por 21 concellos gallegos distintas actividades culturales en sus más distintas disciplinas: actuaciones callejeras, conciertos, teatro, talleres de creación audiovisual y mesas redondas para coloquios, con adultos y menores, sobre asuntos tan dispares como identidad lingüística, sexo, acupuntura o el trato a los pies Uno de los principales beneficiados en este programa fue Arredemo, que facturó 88.268 euros por el diseño de la página web de A Cultura Circula así como por su difusión, coordinación y mantenimiento Arredemo es la red de información, acción y distribución creada por Burla Negra- -grupúsculo de Nunca Máis que agrupa a los sectores artísticos de la plataforma- -para hacer oposición al anterior gobierno de la Xunta. Este colectivo, igualmente, estaba detrás del polémico Hai que botalos documental que animaba a defenestrar a Manuel Fraga. Arredemo percibió otros 11.600 euros por trabajos específicos de carácter parcial que la Consejería no detalla en la documentación oficial que posee este periódico. También se encuentra en la lista de colectivos agraciados Berrobambam, por su proyecto de programación familiar y la actividad Circo Lar 70.093 euros. Esta compañía teatral está integrada por Paula Carballeira, Anabel Gago, Chiqui Pereira y Teresa Rodríguez, protagonistas del corto documental Untos incluido dentro de Hai que Botalos y que denunciaba las guerras internas del PP gallego. Berrobambam recibió, además, 27.600 euros de la Consellería de Cultura para la obra A cabana de Babaiagá una producción para el Centro Dramático Gallego. Carballeira, igualmente, participó en la serie Pepe O Inglés que la pasada temporada se emitió en la Televisión de Galicia. Además, al igual que Arredemo, Berrobambam recibió 6.420 euros más en concepto de trabajos específicos de carácter parcial La compañía teatral Chévere percibió 64.670 euros por la elaboración de material publicitario, comunicación y escenografías Este grupo también participó en diversos actos vinculados a Nunca Máis, e incluso concluía sus actuaciones con la lectura de manifiestos de apoyo a la plataforma nacionalista. Quintana desgranó ayer los contenidos de la guía Defiende tus derechos contra la violencia sexista EFE La Xunta considera violencia contra la mujer que el marido controle sus gastos y amistades Recomienda en una guía entablar un lenguaje de signos con los hijos para avisarles de una situación grave ÉRIKA MONTAÑÉS SANTIAGO. Previa entrada de la Ley Gallega contra la Violencia de Género al Parlamento autonómico, la Vicepresidencia de la Xunta ha decidido publicar una guía práctica para que las gallegas sepan identificar si se encuentran bajo el yugo de la violencia machista. En esa publicación, el área de Igualdad del bipartito describe qué es la violencia de género para aprender a detectarla, dando una vuelta de tuerca a las situaciones que convencionalmente se inscriben dentro de esta clase de violencia. Así, define como violencia psicológica el control del varón sobre los gastos y las amistades de su pareja, las humillaciones sobre su aspecto físico o carencia de habilidades, así como los celos y las amenazas de quitarle los hijos. La descripción al milímetro de cada manifestación de violencia sexista (física, psicológica, sexual y familiar) se hace, según el responsable de las políticas de Bienestar e Igualdad Social de la Xunta, el vicepresidente Anxo Quintana, porque desgraciadamente, en muchos casos, no sólo la mujer que padece maltrato, sino su propio entorno es incapaz de describir la situación como perfil de violencia. Su objetivo principal radica, explicó ayer en su presentación el líder del Bloque Nacionalista Gallego, en facilitar el acceso a una información rigurosa y clara como recurso clave para que se aprecie cualquier indicio de maltrato. Muchas veces la persona no ve lo acontecido como violencia, cuando sí lo es incidió Quintana, que no dudó en achacar muchos casos a la benevolencia social que aún pervive en torno a esta cuestión. Una reciente encuesta de su departamento concluyó que los gallegos experimentan un elevado rechazo a la violencia en el seno del hogar, pero también una reticencia tácita a denunciar los casos que conocen. Autores del Hai que Botalos Poner distancia con el agresor El epígrafe más novedoso de esta guía, de la que se van a distribuir 5.000 ejemplares no sólo entre las féminas, sino también entre los profesionales sanitarios y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, es el primero, donde define la violencia física como los empujones, pellizcos, zarandeos, mordeduras, patadas, golpes, intentar estrangular o apuñalar, además de lanzar objetos o causar heridas con cualquier tipo de instrumento o arma. La guía va más allá e incluye recomendaciones preventivas: la mujer debe evitar estar en la cocina cuando su agresor se enfurezca por la proximidad a objetos de filo, también debe permanecer cerca de la puerta del domicilio, refugiarse con sus hijos en casa de un vecino y cerrar todas las entradas de la vivienda si el violento se halla fuera de ésta. Singular es el consejo de la Vicepresidencia a la hora de establecer una suerte de lenguaje de signos o código de señales entre madre e hijos, para poderles comunicar la progenitora en un segundo la situación de gravedad por la que atraviesa o la que sospecha se va a producir de inmediato. Ayudas públicas a talleres sobre pornografía Mención aparte en el apartado de gastos de A Cultura Circula subvencionado por la Xunta merecen los 45.733 euros que se adjudicaron a la compañía Lilith por la programación del apartado Educaacción Consistían en talleres y conferencias para menores y adultos, con temáticas singulares. En el caso de los más jóvenes, existían cinco talleres: educación afectivosexual, medioambiental, juegos cooperativos, lengua y cultura y un espectáculo final. Pospornografía ofertaba un paseo por las nuevas corrientes de creación en el campo de la erótica. Existen otros caminos para el deseo más allá de los sexismos, tópicos y repeticiones Qué informaba sobre las nuevas masculinidades La oveja que tiene pareja abría un debate sobre sexualidad y análisis de la pareja si bien matizaba que no es necesario tenerla ni venir con ella es eso de ser hombre en 2006