Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 ESPAÑA El Estatuto catalán, en el aire MARTES 6 s 2 s 2007 ABC El TC aparta a Pérez Tremps y rompe el equilibrio del Tribunal frente al Estatuto catalán El Pleno admite por un apretado seis- cinco la recusación presentada por el PP contra el magistrado NIEVES COLLI MADRID. El Tribunal Constitucional decidió ayer por seis votos a cinco admitir la recusación presentada por el PP contra Pablo Pérez Tremps. El Pleno ha entendido que su imparcialidad para decidir sobre el Estatuto catalán se ha visto comprometida como consecuencia de su participación en un estudio hecho por encargo de la Generalitat y utilizado por los ponentes que redactaron el texto del proyecto. Ni siquiera después de seis días de largas deliberaciones, el Pleno- -integrado por once vocales al estar ausente el recusado- -logró tomar una decisión que no trasladara al exterior una imagen de división en dos bloques bien definidos. Finalmente han sido seis los magistrados en cuya opinión existen razones objetivas que aconsejan la abstención de Pérez Tremps en este asunto- -Ramón Rodríguez Arribas, Jorge Rodríguez Zapata, Roberto García Calvo, Guillermo Jiménez, Vicente Conde y Javier Delgado Barrio- -y cinco los que han defendido que debía rechazarse la recusación del Partido Popular- -la presidenta del Tribunal, María Emilia Casas, Pascual Sala, Manuel Aragón, Elisa Pérez Vera y Eugeni Gay- Estos últimos han anunciado que redactarán votos particulares discrepantes con la decisión mayoritaria. tuaría al Gobierno en una complicada tesitura. El Estatuto ha sido la punta de lanza del modelo de Estado impulsado por Zapatero a través de la reforma de las normas autonómicas. Si cae la primera y más emblemática, el edificio político podría venirse abajo como un castillo de naipes. Del Estatuto catalán dependen también los proyectos de ley- -ahora aparcados en el Congreso- -que prevén la creación de los Consejos de Justicia autonómicos. Reequilibrar las fuerzas Fuentes consultadas por ABC expresan ahora su temor ante la posibilidad de que desde el Gobierno se busque una salida in extremis que vuelva a reequilibrar las fuerzas en el seno del TC. La solución pasaría por una renuncia de Tremps al cargo y un nombramiento inmediato del sustituto por parte del Gobierno. El magistrado forma parte del cupo de dos miembros del TC cuya designación corresponde directamente al Consejo de Ministros. El TC ha recibido siete recursos contra el Estatuto. Los de más relieve son los presentados por el PP y el Defensor del Pueblo. A ellos cabe sumar los de la Comunidad Valenciana, La Rioja, Aragón, Murcia y Baleares, por asuntos concretos. María Emilia Casas, presidenta del TC, en una reciente imagen Estatuto catalán que el TC ha admitido a trámite trasciende con creces del ámbito estrictamente jurídico y puede llegar a tener consecuencias políticas de gran trascendencia. En medios próximos al Tribunal se señala que, a la hora de tomar una decisión sobre el fondo del asunto- -el encaje constitucional del Estatuto- -el equilibrado reparto de fuerzas podría haberse traducido en un empate a seis que sólo habría roto el voto de calidad de la presidenta. Ahora, con Pérez Tremps fuera de juego y siempre según el análisis que las mismas fuentes hacen a partir de las posiciones puestas de manifiesto en el Pleno hace un año, la balanza se inclina del lado de los que más reparos mostraron en- RAÚL DOBLADO tonces en relación con el Estatuto. En el Pleno podría repetirse el seis- cinco de ayer, correspondiendo la división del Tribunal al reparto simplista de sus miembros en dos grupos: los de tendencia conservadora y los de tendencia progresista. De cumplirse esas previsiones, la suerte del Estatuto de Cataluña se encontraría en el borde del precipicio, lo que si- Posicionamiento previo La mayoría del TC cree que el caso de Pérez Tremps encaja en el supuesto de recusación previsto en el artículo 219.13 de la Ley Orgánica del Poder Judicial. Este precepto considera que es causa de abstención y, en su caso, de recusación haber participado directa o indirectamente en el asunto objeto del pleito o causa o en otro relacionado con el mismo Trasladado al caso concreto, el trabajo realizado por el magistrado- -que llegó a firmar un contrato con el Instituto de Estudios Autonómicos (dependiente de la Generalitat de Cataluña) apenas unos meses antes de ser nombrado para el cargo- -puede suponer un posicionamiento previo sobre la constitucionalidad del Estatuto catalán que le inhabilita para formar parte del Tribunal. La decisión de apartar a Pérez Tremps de la resolución de los distintos recursos de inconstitucionalidad contra el Pablo Pérez Tremps s Magistrado del Tribunal Constitucional CUANDO UNA RETIRADA A TIEMPO NO ES UNA VICTORIA Convencido de que su participación en un estudio para la Generalitat no ha afectado a su imparcialidad, ni barajó la posibilidad de abstenerse POR N. C. MADRID. Nacido en Madrid el 22 de agosto de 1956, Pablo Pérez Tremps es el más joven de los doce magistrados que forman parte del Tribunal Constitucional, cargo para el que fue propuesto por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en junio de 2004. Su participación en un estudio sobre las relaciones exteriores de Cataluña, luego utilizado como guía por los ponen- tes del proyecto de Estatuto, ha envenenado su paso por el Tribunal, legítima aspiración profesional de cualquier catedrático, como él, especializado en Derecho Constitucional. En ningún momento pensó, según confiesa abiertamente, que aceptar ese trabajo se convirtiera en motivo de escándalo a nivel nacional y en una mancha que difícilmente podrá borrar de su currículum. Tampoco, señalan quienes le conocen, que llegara a enrarecer las relaciones dentro del propio Tribunal Constitucional, donde la tensión que ha provocado este asunto es ya un secreto a voces. Convencido de que su participación en el estudio, por encargo de un organismo dependiente de la Generalitat, no ha afectado a su imparcialidad como magistrado ni a su capacidad de analizar con independencia el encaje constitucional del Estatuto catalán, Pérez Tremps se mantiene firme en sus posiciones y en ningún caso ha barajado la posibilidad de abstenerse, decisión que habría ahorrado al Tribunal las largas deliberaciones sobre su recusación y que, según varios de sus compañeros reconocen en privado, se habría esperado de él. En su caso, aseguran, vale más que nunca la máxima según la cual la mujer del César no sólo tiene que ser honrada sino, además, parecerlo Durante las últimas semanas, en las que sus compañeros han participado en Plenos maratonianos para decidir sobre la recusación que contra él ha formulado el Partido Popular, Pérez Tremps no ha dejado de ir al Tribunal y de dictar sentencias. Casado y padre de tres hijos, es doctor en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid y tiene en su haber una extensa lista de publicaciones. Es secretario permanente de la Conferencia Iberoamericana, a la que en la actualidad dedica parte de su tiempo, y, entre otros cargos, ha sido vocal de la Junta Electoral Central y, desde 2003, director del Instituto de Derecho Comparado de la Universidad Carlos III de Madrid.