Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28 ESPAÑA LUNES 5 s 2 s 2007 ABC Mauritania impide atracar a un barco negrero rescatado por España en sus aguas Doscientos paquistaníes, que se dirigían a Canarias desde Guinea Conakry, esperan a 12 millas de Nuadibú a que las autoridades portuarias les permitan desembarcar C. MORCILLO P. ALCALÁ MADRID LAS PALMAS. Seguían su pista desde que, hace una semana, el buque Marine I partiera desde las costas de Guinea Conakry bordeando la costa africana en dirección al norte. Las sospechas de que el barco fuera utilizado para transporte de drogas o de inmigrantes irregulares se concretaron el sábado cuando, a unas 450 millas de Canarias, el pesquero emitía un S. O. S. dada su inestabilidad, pero sobre todo por la falta de agua y alimentos para garantizar la salud de los cerca de 200 paquistaníes que, a bordo del mismo, aspiraban a alcanzar las costas canarias. Se encontraban entonces en aguas jurisdiccionales de Mauritania, país que, al no haber suscrito ninguno de los dos tratados internacionales de salvamento marítimo, el Solas o el SAR, deriva las competencias de sus aguas, en materia de salvamento, en España y Senegal. Correspondía a Senegal auxiliar al Marine I pero con el argumento de que carecían de medios para prestar la ayuda solicitada, trasladaron el S. O. S. a los servicios de salvamento españoles que inmediatamente pusieron en marcha el dispositivo. Al tiempo que el buque polivalente Luz de Mar con base en Tenerife acudía al rescate del Marine I el Ministerio de Asuntos Exteriores, en coordinación con el de Interior y el de Fomento, iniciaban los trámites diplomáticos y logísticos para, como dictan los acuerdos internacionales, acompañar el buque al puerto más cercano, en este caso el de Nuadibú, en Mauritania. El Ministerio de Asuntos Exteriores obtuvo, el sábado por la noche, la conformidad de las autoridades mauritanas para que el buque de salvamento español remolcase al Marine I hasta el puerto de Nuadibú, según confirmaron a ABC fuentes de este Departamento. El Luz de Mar contactó con el barco a unas 450 millas de la costa española, realizó labores de avituallamiento, entregando a sus 200 tripulantes agua y alimentos, y fijó la estabilidad del buque en peligro, cuyas condiciones de navegación sin ser extremas, precisaban sin duda de nuestra intervención relataron a ABC fuentes de Salvamento Marítimo. A doce millas del puerto de Nuadibú, el Luz de Mar recibió el aviso de las autoridades españolas de que, pese al permiso inicial, la autorización técnica, dependiente de la autoridad portuaria de Nuadibú, había sido denegada. Las gestiones diplomáticas entre ambos países para lograr el permiso del puerto mauritano no impidieron que ambas embarcaciones se vieran obligadas a permanecer en alta mar durante la noche del sábado. peos, para atender a los irregulares. Según fuentes de Salvamento Marítimo, no hay indicios de que ninguno de los tripulantes del Marine I precise de atención médica urgente, aunque las condiciones de hacinamiento hacen que una nueva noche en alta mar resulte poco recomendable La situación tiene paralelismo con la vivida por la tripulación del pesquero español Francisco y Catalina a quienes, tras rescatar a 51 inmigrantes, se les impidió desembarcarlos en el puerto maltés de La Valleta, permaneciendo durante diez días en el mar, en un pequeño pesquero con capacidad para una pequeña tripulación en espera de que cuajasen las gestiones diplomáticas. Una fuente de ingresos para el África occidental La partida cada vez más frecuente de este tipo de embarcaciones desde países del África subsahariana, responde a intereses económicos. Los asiáticos, una vez en África, se disponen a cruzar hacia Canarias en barcos de este tipo que salen de países, cuyas respectivas autoridades tratan a los buques con diferente criterio pero idéntico fin: el económico. Mientras algunos gobiernos toleran que los buques usen sus puertos a cambio dinero, otros tratan de evitar que surquen sus aguas, motivados por las compensaciones que la UE destina a sus arcas a condición de que lo impidan. Otra noche en alta mar Las gestiones realizadas por Exteriores se retomaron ayer a primera hora, sin que al cierre de esta edición se hubiera obtenido permiso de la autoridad portuaria de Nuadibú para que ambas embarcaciones atracaran en los muelles del puerto mauritano, lo que se espera ocurra en las próximas horas, previo desembolso de una compensación económica. En el puerto está preparado un dispositivo de la Cruz Roja, sufragado con fondos euro- como las cicatrices y los tatuajes, de modo que se podrán realizar búsquedas con esos parámetros. Como dice Juan Antonio Marín, responsable de la implantación del sistema, es como CSI, pero sin muertos Se acabó con la ardua labor de verificar la identidad de los presos que, cuando son recluidos, usan en ocasiones nombres y personalidades falsas. Lo primero que hace el sistema es una búsqueda que dará como resultado si esa persona ya había ingresado en prisión y si es quien dice ser explica uno de los técnicos responsables del sistema, quien añade que antes se tardaba de tres semanas a un mes en hacerlo y, en muchos casos, era imposible Además, con el incremento del crimen organizado se ha hecho más frecuente. Marín puso como ejemplo el caso de un árabe que ha ingresado con 46 nombres diferentes La directora de Prisiones con el nuevo sistema de identificación de reclusos EFE Tecnología española El sistema entrará en funcionamiento en todos los centros de España el 19 de febrero, y lo hará con las huellas dactilares informatizadas de todos los reclusos. Para que todo marche bien, trescientos funcionarios han recibido formación, aunque, como aseguró Gallizo su manejo es muy sencillo Esta nueva tecnología, completamente española y que ha tardado seis años en realizarse con una inversión de 1.200.000 euros, va a cambiar la forma de trabajar en las prisiones. El sistema está diseñado y pensado para compartir datos con la Policía, la Guardia Civil, así como con instituciones internacionales como la Europol o la Interpol. COMO CSI, PERO SIN MUERTOS Prisiones ha desarrollado un sistema automatizado que revolucionará la identificación de los reclusos s No hay un sistema semejante en Europa POR PABLO MINGOTE MADRID. A partir de ahora los presos lo van a tener más difícil para fugarse. El culpable es el nuevo sistema de identificación automático para los reclusos, pionero en Europa, parecido al que utilizan en los aeropuertos de EE. UU. Ya no quedará margen para el error o la duda y el control será mucho mayor. El sistema se basa en las huellas dactilares del individuo, pero sin tinta, todo es digital. A través de un aparato que escanea las huellas de las dos manos, en un tiempo de entre 10 y 45 segundos, se obtendrá la ficha del recluso con todos sus datos (nombre, apellidos, fotografía, marcas características, delito, pena, centro de reclusión, peligrosidad, etc. De esta forma, destacó la directora de Instituciones Penitenciarias, Mercedes Gallizo, se proporciona más seguridad La otra gran novedad es que los presos podrán ser identificados no sólo por las huellas. Además, existe un registro en el que se pueden consultar las peculiaridades de los internos