Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
62 DOMINGO 4- -2- -2007 ABC MADRID www. abc. es madrid Gallardón propone a la Comunidad y Fomento un Metro bajo Serrano La oferta incluye recalificar 90 hectáreas en Abroñigal para financiar una estación de AVE MERCEDES CONTRERAS MADRID. La unión de todas las líneas del AVE en la estación de contenedores de Abroñigal (Vallecas) así como la concentración en Atocha del conjunto de las Cercanías, junto a la construcción de una nueva línea de Metro sobre el túnel del AVE bajo la calle de Serrano, son algunos de los proyectos del alcalde, Alberto RuizGallardón, para mejorar la movilidad. Con ello se enfrenta al proyecto de Fomento que pretende, tal y como informó la ministra Magdalena Álvarez, convertir Atocha en un gigantesco complejo ferroviario, con otra nueva terminal para separar los tráficos de llegada y salida y un gran aparcamiento que pase de las 1.000 a las 3.500 plazas. Pese a ello, el alcalde busca un gran acuerdo a través de la Mesa de la Ley de Capitalidad (que no se ha reunido nunca) que le permita alcanzar ese consenso con el Ministerio y la Comunidad, ya que en la mayoría de los grandes proyectos las competencias son compartidas. Aun así, el Ayuntamiento está abierto a cualquier tipo de escenario en el que pueda alcanzarse ese acuerdo en el ámbito de la colaboración. Está claro, como ha dejado patente en las alegaciones presentadas, que a los responsables municipales no les gusta el proyecto de Fomento para ampliar Atocha porque interfiere con el modelo de movilidad, medioambiental y planificador que está desarrollando el Ayuntamiento. Aunque hay una parte, el túnel de 7 kilómetros bajo la calle de Serrano, que es del agrado de Ruiz- Gallardón. CONEXIÓN ATOCHA- CHAMARTÍN BAJO SERRANO Calle de Serrano Chamartín Nueva línea de Metro La conexión entre Atocha y Chamartín por Metro podría tener una parada intermedia Túnel del Metro El alcalde quiere aprovechar el nuevo túnel que unirá Atocha y Chamartín para construir una línea de Metro Fomento rechaza la idea del alcalde y prefiere ampliar Atocha para recibir a las nuevas Líneas de Alta Velocidad ciados los usuarios del aeropuerto, puesto que se propone que la línea ferroviaria cuente con un ramal a Barajas. Por lo demás, el proyecto de Fomento, tal y como lo presentó la ministra Magdalena Álvarez en marzo del pasado año, no concuerda para nada con el deseo municipal. El alcalde no quiere que Atocha se convierta en un gigantesco complejo ferroviario que, al duplicar sus terminales, atraiga más y más gente a un punto de la ciudad ya de por sí bastante congestionado. Por el contrario, su objetivo es reducir el impacto del tráfico en la zona centro. Otro de los puntos de las alegaciones municipales es para recordar al Ministerio lo que supondrá el Plan Prado- Recoletos, con una reducción de 40.000 vehículos diarios en la zona, así como para informar sobre la afección negativa que tendría para conductores y usuarios del transporte público la intención de Fomento de convertir el paseo de María Cristina y la avenida Ciudad de Barcelona en calle con un sólo sentido de circulación. Calle de Serrano Túnel del AVE Gallardón propone recalificar suelo en esta zona para construir una gran estación para los AVE Abroñigal Capacidad de crecimiento Atocha so de las líneas del AVE y, en la parte superior, el trazado de la línea del Metro. Todo en el mismo hueco. De esta forma, con una misma actuación se cubrirían dos sistemas de transporte distintos. Esta línea del suburbano, según fuentes municipales, podría construirla incluso el Ministerio y luego ser explotada por la Comunidad y el Ayuntamiento. Es sólo cuestión de acuerdo con Fomento, ya que su coste podría salir del aprovechamiento lucrativo que se acordara en Abroñigal. Ramal a Barajas Para Pilar Martínez, responsable del Urbanismo municipal, estas dos líneas tendrían un be- neficio triple. Por un lado, la línea de Metro podría beneficiar a los habitantes de la zona Este ya que, además de las paradas de Atocha y Chamartín, podría tener otra intermedia. Por otro lado, la conexión para alta velocidad, con el mismo tipo de paradas, beneficiaría a los viajeros del tren y, por último, se verían también benefi- La propuesta municipal, según Pilar Martínez, es además beneficiosa para el Ministerio porque cuenta con visión de futuro y evita que la ampliación que han proyectado quede corta. La intención- -aseguró- -es permitir en Atocha la ampliación necesaria para cubrir todas las Cercanías que, incluso pueden duplicarse si siguen creciendo al ritmo de los desarrollos de la región y, al mismo tiempo, concentrar en el Abroñigal la llegada de todos los trenes de alta velocidad. Así se haría una gran estación que se convertiría en una nueva centralidad del Sureste Lo que está claro- -dijo la concejal de Adiós a los aparcamientos en la reforma de esta calle SARA MEDIALDEA MADRID. El proyecto de remodelación de Serrano va a cambiar. Es una de las consecuencias de la propuesta de Ruiz- Gallardón de aprovechar el túnel del AVE bajo Serrano para construir una nueva línea de Metro. El espacio que ocuparía bajo tierra esta nueva línea hace imposible que se construyan los aparcamientos previstos inicialmente: nada menos que tres estacionamientos subterráneos de más de un kilómetro de longitud, que se situarían entre la Puerta de Alcalá y el cruce con la calle de María de Molina, y que iban a proporcionar 1.595 nuevas plazas para vehículos. La desaparición de los estacionamientos supone, de paso, una importante simplificación de la reforma, que se quedará sólo en la superficie de la calle. Resultará, de este modo, sensiblemente más barata y también más rápida en su realización: los años de obras que supondría la opción A se verán reducidas a sólo unos meses en este nuevo proyecto. Algo a tener en cuenta cuando se sale de un mandato en el que lo que han abundado, hasta el cansancio, han sido las zanjas. La calle de Serrano es la segunda más importante de la capital desde el punto de vista comercial, tras la de Preciados. El proyecto ganador del concurso que se convocó para su remodelación- -firmado por Miguel Tejada y Clara Eslava- -incluía operaciones en superficie para incrementar el espacio para los peatones, y reducir los carriles de circulación a cuatro más el carril bus, uno menos que en la actualidad. El problema del aparcamiento se resolvía mediante la construcción de estos tres estacionamientos subterráneos sucesivos. Pero el proyecto definitivo se va a alterar, por esas dos causas: por un lado, será imposible construir los aparcamientos por falta física de espacio bajo el asfalto- -ocupado por la nueva línea del Metro que propone el alcalde- por otra, por el ahorro de tiempo y dinero que supone la actuación sobre una calle que es, hoy por hoy, una vía neurálgica para la circulación en la ciudad. En el mismo hueco Es más, la comunicación entre las dos grandes estaciones madrileñas, Atocha y Chamartín, a través de este subterráneo (un tercer túnel de la risa destinado sólo para líneas de alta velocidad quiere completarla el alcalde con la construcción de una nueva línea de Metro, norte- sur. El uso de una gran tuneladora, como las que se han utilizado para la M- 30, que cuentan con un diámetro de 15 metros, permitiría el pa-