Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 INTERNACIONAL MARTES 30 s 1 s 2007 ABC Florentino Portero ¿UNA AYUDA INÚTIL? a tensión entre nacionalistas e islamistas, entre Al Fatah y Hamás, continúa en Palestina. La violencia se ha generalizado y los actos de fuerza se suceden cada día. Los programas políticos de ambas formaciones resultan incompatibles y la crisis política parece irresoluble. Israel y Estados Unidos han optado por abrir una vía de ayuda selectiva. Se envían dinero y armas a la presidencia, es decir a Al Fatah. No hace mucho ambos países denunciaban a esta formación, entonces dirigida por Arafat, por bloquear el proceso de paz, permitir una corrupción generalizada, por incompetencia gubernamental y, como consecuencia de lo anterior, por crear las condiciones para el crecimiento de la opción islamista. Tenían razón y, a la postre, Hamás ganó las elecciones parlamentarias. Hoy la situación es distinta. Hamás, desde el Gobierno, se niega a aceptar la existencia de Israel y, por lo tanto, rechaza el proceso paz. Para ellos el terrorismo es legítimo y aseguran que continuarán practicándolo. Pero Hamás es mucho más que una formación nacional. Por una parte es la expresión local de un movimiento más general, los Hermanos Musulmanes, que defienden una agenda islamista antidemocrática y antioccidental. Por otra, recibe ayuda de Irán, a través del grupo libanés Hizbolá. En estas condiciones norteamericanos e israelíes apuestan por el mal menor, más aún cuando Mahmud Abbás y el coronel Dahlan, dos de las figuras más respetadas del entorno nacionalista, controlan Al Fatah. Sin embargo, no podemos hacernos muchas ilusiones. La ayuda servirá para que Hamás no pueda avasallar por la fuerza a Al Fatah, pero poco más. Al Fatah continúa siendo una organización muy corrupta que escandaliza a la población. Aunque el islamismo no es mayoritario, los palestinos votaron a Hamás como protesta por tanta incompetencia y corrupción. La situación no ha cambiado. Los dirigentes de Hamás gozan de mejor imagen que sus rivales y, aunque considerados radicales, podrían volver a vencer en próximos comicios electorales, manteniendo bloqueado el proceso de paz. L El líder del Partido Unionista Democrático, el reverendo Ian Paisley, sale del edificio del Parlamento regional, ayer en Belfast AFP Londres acepta las garantías de Paisley y convocará elecciones El reverendo unionista está dispuesto a compartir el futuro Gobierno autónomo con el hasta ahora brazo político del IRA EMILI J. BLASCO CORRESPONSAL LONDRES. Como decisión histórica e hito recibieron ayer los Gobiernos británico e irlandés la decisión tomada el domingo por una abrumadora mayoría de los delegados del Sinn Fein de reconocer la Policía y la Justicia del Ulster. Ese paso fue seguido ayer por el del Partido Unionista Democrático (DUP) que habría dado garantías en privado a Londres de que aceptará compartir el futuro Gobierno autónomo con el hasta ahora brazo político del IRA. El mayor partido protestante, el DUP del reverendo Ian Paisley, movió ayer ficha después de que el día anterior el mayor partido católico, el Sinn Fein, cumpliera con el requisito que se le había marcado. Los republicanos, de todos modos, condicionan su decisión a que el DUP cumpla por su parte el compromiso a sentarse juntos en el Gobierno regional que salga de las próximas elecciones, si como se prevé éstas mantienen la actual correlación de fuerzas. El partido de Gerry Adams también exige tener certeza de que las competencias sobre seguridad y Justicia serán traspasadas a la Asamblea de Stormont sin excesiva dilación. Ambos partidos hablan de ejecutar sus compromisos el 26 de marzo, cuando la nueva Asamblea se constituya y deba elegirse la composición del nuevo Gobierno, pero antes quieren que el contrario muestre que no tiene las cartas marcadas. El Sinn Fein las ha enseñado más, mientras que el DUP se resiste a cualquier anuncio público. Paisley dio ayer garantías de sus correctas intenciones en un encuentro mantenido con el ministro británico para Irlanda del Norte, Peter Hain, según desveló éste. Pero el líder del DUP mantuvo un discurso público combativo. Admitió que no puede negarse que el Sinn Fein ha dado un importante paso adelante, impensable sólo hace unos pocos años. No obstante, añadió que los republicanos han firmado un cheque con fecha posterior, y ese cheque no es bueno hasta que llega el día de cobrarlo. Tienen que pagarlo ahora El caos en el Ministerio del Interior británico quema a su titular, John Reid E. J. BLASCO LONDRES. En tres años ha habido tres ministros del Interior, y John Reid se resiste a dimitir como sus predecesores. David Blunkett se fue por un favor administrativo a la criada de su entonces amante y Charles Clarke no aguantó la presión por haber perdido el rastro de cientos de extranjeros condenados en el Reino Unido. Ahora Reid no sabe dónde están 322 sentenciados por delitos sexuales, algo que se suma a la polémica de que dos jueces han dejado en la calle a dos delincuentes porque el ministro ha dado la orden de que haya menos condenas ante la saturación de las cárceles. Las cárceles en Inglaterra y Gales tienen 80. 000 presos. Reid explicó que una base del Ejército está siendo utilizada como centro de detención y que se está negociando la construcción de dos nuevas prisiones. La presión sobre el ministro ha aumentado, además, tras conocerse ayer la dimisión del responsable de Justicia para la Juventud, el profesor Rod Morgan, debido a la práctica de encarcelar a delincuentes en centros de detención para menores. Reid llegó a Interior con la fama de duro, dispuesto a poner orden. No dimite, pero ha quedado descabalgado de la pugna por la sucesión de Blair. Encuentro Blair- Ahern El primer ministro británico, Tony Blair, y el irlandés, Bertie Ahern, podrían proceder en su encuentro de hoy a la convocatoria formal de las elecciones norirlandesas para el 7 de marzo. De esta forma, el acuerdo definitivo para restituir la autonomía del Ulster y dar por concluido el largo proceso de paz avanza ajustado al calendario establecido, aunque basado en afirmaciones condicionadas, tanto por el vértigo histórico como por el temor a la reacción del propio electorado. La voluntad de las partes Es difícil saber qué hay de mensaje a la galería en todo esto, ante la proximidad electoral. El ministro británico para Irlanda del Norte advirtió que lo importante es saber la voluntad real de las partes antes de convocar unas elecciones que podrían no conducir a nada si no hay acuerdo final, pues la autonomía quedaría anulada definitivamente. Califican de histórica la decisión del Sinn Fein de reconocer la Policía y Justicia del Ulster