Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
90 DEPORTES Ajedrez LUNES 29 s 1 s 2007 ABC De nuevo bajo sospecha Un diario alemán acusa a Danailov de ayudar por señas a Topalov en el torneo de Wijk aan Zee POR FEDERICO MARÍN BELLÓN Alguien ha abierto la caja de los truenos en el mundo del ajedrez y cada vez parece más difícil cerrarla. El ciclismo agoniza a manos del dopaje y cada día aparece una nueva mancha sobre las sesenta y cuatro casillas. Mientras el periodista búlgaro Zhivko Ginchev publicaba el libro La guerra del retrete sobre el polémico Mundial que jugaron en Kalmikia Vladimir Kramnik y Veselin Topalov (quien acusó al primero de hacer trampas en sus frecuentes visitas al servicio) el diario alemán Süddeutsche Zeitung ha publicado un reportaje en el que el maestro internacional Martin Breutigam resalta el cuando menos sospechoso comportamiento de Topalov y de su ayudante, Silvio Danailov, en el torneo holandés de Wijk aan Zee. Breutigam no ha quitado ojo al tándem búlgaro en dos de las rondas de la prestigiosa competición, donde juegan los mejores jugadores del mundo, incluidos los enemigos (parece que irreconciliables) Kramnik y Topalov. Según el ajedrecista y reportero, en la partida del segundo contra el holandés Loek van Wely, una vez superada la apertura, Danailov salía corriendo de la sala de juego después de cada jugada del jugador local y hablaba desde su móvil. A estas alturas, no es descabellado imaginar que podría hablar con alguien conectado a un ordenador, que a su vez recibía por internet las partidas en riguroso directo. Lo más sorprendente, siempre según el relato de Breutigam, es que a los pocos segundos Danailov reaparecía en la sala, se refugiaba en un rincón, a unos quince metros de su compatriota, pero a la vista de él. Ambos iniciaban entonces un baile de señas no del todo imperceptibles que habría despertado las sospechas del más torpe jugador de mus. El ritual se repitió varias veces. En la siguiente partida, contra Sergey Karjakin, ambos se comportaron igual (si es que se hacían comportado de algún modo) pese a que el árbitro estaba sobre aviso. En rondas posteriores, sin embargo, Topalov jugó en otra mesa, desde donde no podía ver a Danailov, y sin embargo derrotó al español Alexei Shirov. Luego, simplemente, dejaron de hacerlo, con los resultados conocidos: varias victorias de Topalov, su derrota en la undécima ronda frente al ruso Svidler y tablas el sábado contra Kramnik, en el duelo más esperado del torneo. Triple empate en cabeza Ayer, en la partida definitiva, los colíderes Topalov y Radjabov optaron por la peor solución: tablas. Una igualada que permitió que el armenio Levon Aronian, que se impuso al holandés Sergey Tiviakov, les alcanzase en la cabeza de la clasificación. Los tres acabaron con 8,5 puntos y se reparten la gloria. Cuarto, a medio punto, acabó el campeón mundial Kramnik. El duelo entre Radjabov y Topalov no respondió a lo esperado, ya que ambos dieron la impresión de estar más preocupados de no perder que de ganar. El azerbaiyano afrontó la partida con la defensa india de rey, la misma que ha empleado en varias ocasiones a lo largo del torneo, y el búlgaro acertó a contrarrestar el juego de su rival. El pacto de no agresión se cerró en el movimiento 26 por repetición de jugadas. El único representante español, Alexei Shirov, terminó el torneo en la última posición, con 4,5 puntos y empatado con el joven noruego Magnus Carlsen, con el que hizo tablas ayer. Shirov, muy bajo de forma, intentó eludir la cola de la tabla, pero no pudo aunque alargó la partida durante 56 movimientos. La más disputada del día. Más información en www. chessbase. com