Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 28 s 1 s 2007 MADRID 63 El PP repite receta: habrá menos impuestos Un equipo de cien personas prepara el programa electoral de los populares, con Antonio Beteta a la cabeza s Aguirre quiere aumentar las deducciones del IRPF y rebajar el Impuesto de Patrimonio POR MARIANO CALLEJA MADRID. En la mesa del despacho de un alto dirigente del PP descansan cuatro tomos con propuestas electorales sólo del distrito de Carabanchel. Estos días están llegando al cuartel general del PP miles de ideas para incorporar al programa que presentará para las elecciones autonómicas y municipales del 27 de mayo. Un equipo de cerca de cien personas, encabezado por Antonio Beteta, como coordinador general; David Pérez, coordinador del programa autonómico, y Bartolomé González, coordinador de la parte municipal, se encarga de hacer la limpia y redactar el contrato final para la cita electoral. Una de las grandes promesas que prepara el PP ante las elecciones será, de nuevo, la de llevar a cabo una bajada selectiva de impuestos, al mismo tiempo que no subirá ni un tributo. Para el periodo 2007- 2011, los populares quieren aplicar nuevas deducciones en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) alguna de ellas dirigidas a los jóvenes, y también pondrán su punto de mira en el Impuesto del Patrimonio. El número de declarantes de este impuesto en toda España fue de 895.950 en 2003. Las ayudas por hijos y las que vayan dirigidas a la conciliación de la vida familiar y laboral estarán también incluidas. En el programa electoral del PP para las elecciones autonómicas no faltarán dos proyectos que han sido caballos de batalla en los últimos años y que han motivado roces y enfrentamientos continuos con el Ministerio de Fomento. Se trata de la Radial 1 (la de Burgos) y el cierre de la M- 50 por el norte, bajo el Monte de El Pardo. La autopista radial seguramente se llamará de otra forma para evitar la injerencia de Fomento, que en teoría tiene los derechos de la R- 1. Es probable que Esperanza Aguirre recupere también una promesa que lanzó en la campaña electoral de mayo de 2003 en el último momento: la M- 60. Simancas ya tiene blog El candidato del PSOE a la Comunidad ya tiene su blog. De momento hay dos entradas, una para presentarse y otra para relatar su visita al 12 de Octubre, el día 23, y ahí dejó de escribir. Incluye comentarios de simpatizantes, de este cariz: Simancas se ve cada día con más fuerza y capacidad para ser presidente Vamos a por ellos, el 27 de mayo no pueden ganar la sanidad privada, la educación del Opus Deis donde separan a niños y a niñas, el transporte para los obreros cada vez más caro, el negocio de los grandes empresarios del ladrillo El Metro seguirá creciendo, pero menos, los próximos años. Será una legislatura para disfrutar lo ya hecho La mejora de la red de carreteras será uno de los pilares en el programa del PP. También habrá Metro, que no se preocupe nadie, pero desde luego no tanto como en los últimos años. En los ocho años de Alberto Ruiz- Gallardón se construyeron 114 kilómetros de la red del suburbano, y en esta última legislatura con Esperanza Aguirre como presidenta se van a hacer otros 90. Es decir Esperanza Aguirre más de 200 kilómetros en 12 años. El Metro seguirá creciendo, pero menos. Se construirán nuevas estaciones en algunos barrios de Madrid y la red se llevará a municipios muy concretos, donde se demuestre que hay una demanda cierta de este medio de transporte. Así, Metrosur ganará, posiblemente, alguna estación más. La dirección del PP resume así cuál es la idea: Ésta ha sido la legislatura de la construc- Los populares se miran en el espejo de Nicolas Sarkozy Dicen que las comparaciones son odiosas, pero muchos en el PP de Madrid miraron con auténtica envidia la proclamación de Nicolas Sarkozy como candidato del centro derecha francés para las elecciones presidenciales. Fue el mismo día que los populares presentaban a Alberto Ruiz- Gallardón y Esperanza Aguirre como candidatos para el Ayuntamiento y la Comunidad, en un acto- festival que no convenció a muchos dirigentes del partido. Los populares han tomado buena nota de lo que significa organizar un acto a lo grande, con altura de miras, que convierte en líder al candidato desde la misma puesta en escena, antes incluso de que comience a hablar, arropado por decenas de miles de personas. En el PP gustó mucho la gran bandera francesa que dominaba el escenario, con el líder en solitario delante, solo ante todos, sin el típico público amontonado detrás. El PP de Madrid se ha fijado también en el discurso del ministro de Interior francés. El congreso de Sarkozy marcó un giro al centro, abierto a todas las sensibilidades, con este eslogan: Juntos, todo es posible El proyecto de Sarkozy quiere unir a todos los franceses y propone liberar la economía. Aquí, los populares tomaron apuntes. ción, la próxima tiene que ser la de poner en marcha todo lo construido, con calidad, para disfrutarlo Así, este año se terminarán de construir ocho hospitales, y habrá que ponerlos en funcionamiento, con los médicos necesarios. Algo nada fácil. Lo mismo ocurrirá con los colegios bilingües, que ya son 122, y que seguirán incrementándose en los próx i mo s años. La enseñanza en español y en inglés ha comenzado por los cursos inferiores, pero según pasan los años y los niños crecen, el bilingüismo en las escuelas también va subiendo de grado, con todo lo que eso supone a la hora de buscar profesores cualificados. Aquí, en esta Comunidad tan especial, la reforma global del Estatuto de Autonomía no interesa ni a los políticos, que ya es decir. Los madrileños están a otra cosa. Y el PP no va a proponer, por eso, ningún cambio de calado en el Estatuto, aunque lo esté haciendo el resto de las regiones en un efecto claro de dominó. En su programa, el PP hará un alarde de patriotismo y defenderá el papel fundamental de Madrid en la nación española. Los populares pedirán, previsiblemente, alguna competencia que han recibido ya otras comunidades autónomas, aunque para asumirlas no hará falta una reforma del Estatuto. Los pequeños cambios que puedan proponer- -relacionados con la división de la Comunidad en circunscripciones electorales para acercar los políticos a los ciudadanos- -no centrarán en ningún caso el mensaje del PP. Los años que se avecinan no serán de abundancia presupuestaria, como los anteriores. Los programadores de los partidos también tendrán en cuenta que los recursos de la Comunidad de Madrid no crecerán al ritmo espectacular de los últimos años. Ante las elecciones de mayo, el optimismo cunde en el PP. En el Grupo Parlamentario han echado cuentas y les sale que ganarán por diez diputados a la suma del PSOE e IU (ahora mismo tienen 57 frente a los 54 de la oposición) Sólo podemos perder si bajamos los brazos y no hacemos nada, o si la liamos advierten en el PP.