Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 ESPAÑA DOMINGO 28 s 1 s 2007 ABC Rajoy ofrece un programa liberal desde la moderación y la concordia Defiende que el PP hace una oposición patriótica s El líder popular acusa a Zapatero de abdicar de sus responsabilidades CRISTINA DE LA HOZ TOLEDO. El líder del PP presentó ayer el ideario con el que piensa ganarse el apoyo popular en las próximas generales aderezado con una serie de compromisos personales que olieron a pistoletazo de salida de la campaña electoral para 2008. Mariano Rajoy apeló al bicentenario de la revolución liberal, -la que dio como resultado la Constitución de Cádiz y supuso el principio del fin del Antiguo Régimen- para expresar su deseo de liderar un programa liberal desde la moderación y la búsqueda de concordia que se traduzca en una propuesta de centro con la igualdad entre los españoles como hilo conductor. Rajoy hizo esta afirmación en un acto celebrado en Toledo destinado a presentar un conjunto de publicaciones que recogen las conclusiones aprobadas en las cuatro conferencias políticas celebradas a lo largo de los últimos meses, que formarán parte del corpus de su propuesta electoral. El Ministerio del Interior empieza a ser un problema serio para España C. H. TOLEDO. Mariano Rajoy dedicó una parte significativa de su intervención de ayer a analizar la situación de la política antiterrorista y de seguridad ciudadana para acabar coligiendo que algo pasa en Interior. Algo no se está haciendo bien. Empieza a ser un problema serio para España El PP ha convertido a este Ministerio y a su titular, Alfredo Pérez Rubalcaba, en la diana preferida de sus invectivas. ¿Los motivos? A juicio del primer partido de la oposición muchos y muy variados, a saber, el chivatazo policial que puso en peligro una operación contra el entramado financiero de ETA, la fuga de 19 dirigentes de Jarrai, la protesta de los guardias civiles, la destitución de mandos antiterroristas o los acontecimientos de Alcorcón contra las bandas latinas. Garantizar la seguridad, explicó Rajoy, significa que la ley está para ser cumplida y respetada. Quiero un Ministerio del Interior respetable y respetado para garantizar la seguridad, la libertad y la Justicia, sin que pasen cosas no aceptables en la España democrática AFP Abbas confía en la ayuda del PP El portavoz de exteriores del PP, Gustavo de Arístegui, aseguró ayer que el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (APN) Mahmud Abbas, confía en que los populares ayuden a desbloquear el proceso porque se llevan bien con palestinos e israelíes Rajoy se reunió ayer con Abbas, de visita en España. Respuesta a los problemas Somos ante todo la alternativa, que es más necesaria que nunca, porque tenemos respuesta a los problemas reales de la gente dijo el líder del PP para expresar a continuación su deseo de que los españoles sepan lo que pueden esperar de nosotros, sin dar sorpresas, bandazos o cambios de criterio, sino garantías y seguridad a los españoles Defendió que el suyo será un proyecto para todos de modo que nadie quedará abandonado en el camino Para ello, abogó por el diálogo y el consenso, por recuperar el espíritu de la Constitución, mirar al futuro y no crear división entre españoles que ha sido, en su opinión, el gran error del Gobierno Zapatero. También habló de un Ejecutivo que actúe con rigor, sensatez, sentido común y perseverancia y no uno de ocurrencias o más pendiente de la prensa de que lo que importa de verdad al conjunto de los españoles Tras enarbolar la bandera de lo llamó la labor patriótica de la oposición -por la cual apoyará al Gobierno en todo aquello que redunde en beneficio del país y le dirá no cuando el Ejecutivo se equivoque -dijo no tener más interés que el que la gente confíe en mí incluso aquellos que no comparten su posición política. Rajoy recordó a los millones de españoles que se levantan pensando en su salario, en su puesto de trabajo o en la educación de sus hijos y no en la República, en Franco o en las naciones Agregó que el gran objetivo nacional no es la Alianza de Civilizaciones sino el nivel de riqueza de los ciudadanos, de modo que la política económica y social será una de sus prioridades. Señaló que nadie nos puede negar la capacidad para hacer política económica de verdad porque la hemos hecho en referencia a la gestión de los gobiernos del PP. La defensa de España como una sola nación, la viabilidad y eficacia del Estado, la igualdad o la importancia de una política exterior propia de una España moderna fueron otros asuntos que presentó como ejes de su oferta. Todo ello, prosiguió, a través de un Go- bierno que gobierne y no se dedique a arbitrar Cuando uno gobierna no puede pretender contentar a todo el mundo. Usted es presidente para gobernar- -dijo a un invisible Zapatero- para explicar qué piensa y para hacerlo, no para abdicar de sus responsabilidades y, si no, que se vaya a su casa Bajo la idea de que otra España es posible se despidió con un mensaje de optimismo, convencido, dijo, de que las cosas cada vez nos van a ir mejor y también con el deseo de ser el futuro presidente del Gobierno porque los españoles confíen en mí y porque me lo tome en serio, no porque el otro lo haga mal Ni gales ni roldanes Esa fue precisamente la fórmula que se comprometió a recuperar en caso de que el PP gane las próximas elecciones generales, para lo que puso como ejemplo que en los ocho años que gobernaron los populares no hubo gales ni roldanes ni fondos reservados, ni chivatazos en referencia a los escándalos que jalonaron la última etapa de los ejecutivos socialistas. Sin querer hacer, por otro lado, referencia explícita a la prevista reunión de la comisión de seguimiento del Pacto Antiterrorista- -para la cual siguen trabajando Pérez Rubalcaba y el portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Eduardo Zaplana- -aseveró que nadie en nombre de una unidad ficticia o en interés de un partido puede apoyar la negociación con los terroristas o la excarcelación de De Juana La verdadera labor patriótica de la oposición- -idea recurrente sobre la que giró el espíritu de su discurso de ayer en Toledo- es cuando el Gobierno lo hace mal, exigirle, y eso es lo que haré con la política antiterrorista aunque ayer ahorró los descalificativos más gruesos que ha dedicado a este capítulo. Blanco tacha de caradura a Aznar y dice que negoció tras el asesinato de Ordóñez ABC SEVILLA BILBAO. El número dos del PSOE, José Blanco, tachó ayer de caradura al ex presidente del Gobierno José María Aznar por haber afirmado que José Luis Rodríguez Zapatero pretende canjear el Pacto Antiterrorista por un proceso que reafirma a ETA. Basta ya de tantas mentiras y de tanta hipocresía. Eso lo dice Aznar, que después del asesinato de Gregorio Ordóñez, de Jiménez- Becerril y de Miguel Ángel Blanco- -militantes del PP- -llamó Movimiento de Liberación Nacional Vasco a ETA, excarceló a 200 presos, pidió generosidad para la banda terrorista y se sentó a negociar con ella dijo el secretario de Organización del PSOE durante un acto en Sevillla. Desde el PSE, su portavoz en el Parlamento vasco, José Antonio Pastor acusó a Aznar de hablar movido por el rencor y la venganza y calificó sus críticas al Ejecutivo de inmorales