Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
50 MADRID VIERNES 26 s 1 s 2007 ABC La nieve y el hielo bloquean carreteras y dejan a vecinos en sus casas ABC MADRID. La nieve y las placas de hielo fueron ayer los causantes de diversos incidentes en la geografía madrileña. Una mujer herida en un accidente de tráfico, vehículos atascados y cerca de treinta intervenciones hasta primeras horas de la tarde por parte de Emergencias 112, es el balance de la jornada. Además, unos 200 camiones quedaron retenidos en la A- 1 (Madrid- Burgos) a la altura de La Cabrera, a consecuencia de la nevada caída durante la noche. El accidente de tráfico más importante se produjo en la A- 3 (Madrid- Valencia) a la altura de Villarejo de Salvanés, cuando un vehículo perdió el control en una salida de vía por las placas de hielo acumuladas en la carretera, lo que ocasionó heridas de diversa consideración a una mujer. Por otro lado, los servicios de Emergencias 112 también informaron de que en la sierra de Madrid, concretamente en los municipios de Cercedilla, Los Molinos, Guadarrama y Collado Mediano así como en el suroeste de la región, especialmente en San Martín de Valdeiglesias, se registraron incidentes de tráfico, por la presencia de vehículos que bloqueaban la circulación Concretamente, en Cercedilla, cerca del túnel de la estación ferroviaria, un autobús quedó bloqueado por culpa de las adversidades climatológicas, sin que se registraran ningún herido. Según fuentes de la Consejería de Transportes, se repartieron por las carreteras regionales 300 toneladas de sal para evitar en lo posible las heladas de las vías. Empleados municipales retiran a marchas forzadas los últimos kilos de desperdicios en el solar de la calle de Fuencarral Más de 50.000 kilos de basura, al descubierto en la calle Fuencarral La caída del muro en el número 24 de esta vía madrileña deja ver un inmenso estercolero acumulado durante años s Aquí vivían varios indigentes porque había tiendas de campaña y se olían sus guisos POR MARÍA ISABEL SERRANO FOTO DANIEL G. LÓPEZ MADRID. A destajo. Así trabajaban ayer diez operarios del Selur (Servicio Especial de Limpieza Urgente) en el número 24 de la calle de Fuencarral para retirar, cuanto antes, más de 50.000 kilos de basura, escombros y desperdicios acumulados durante años y que quedaron el lunes al descubierto al caerse el muro que tapaba el solar que ocupa dicho número. Más urgente y más especial no podía ser la limpieza que aquí se realizaba ayer. Los empleados del servicio municipal iban provistos de sus respectivos trajes protectores y mascarillas para poder aguantar el mal olor y el polvisco que se desprendía de tanta inmundicia en cuanto la máquina excavadora removía el terreno. Hemos visto alguna rata del tamaño de un conejo exclamaba Gonzalo, el encargado del grupo de limpiadores. Él fue quien nos confirmaba que, como poco, iban a recoger más de 50.000 kilos de basura. Lo había calculado gracias a su experiencia y, también, al número de contenedores que su cuadrilla iba llenando y llenado sin parar. Espero que hayamos terminado hoy para no causar muchas molestias a los vecinos y al tráfico rodado comentaba Gonzalo, el encargado del Selur. ban tiendas de campaña. Y es que este patético lugar había sido utilizado, durante años, por toxicómanos e indigentes como lugar de residencia La verdad, no sabría decir cuántos eran. No había un número fijo pero salían y entraban a cualquier hora del día y de la noche. Tenían un aspecto desaliñado que daba pena comenta Luis, un vecino cuyos balcones dan justo enfrente del basusero descubierto el lunes. Verónica, empleada de VAS una tienda de calzado también enfrente del 24 de Fuencarral, comenta igualmente que el muro debió caerse el domingo porque el lunes, cuando vine a trabajar, ya me percaté del panorama. Es muy fuerte. No me imaginaba tanta basura. Había hasta tiendas de campaña, mantas y ropa tendida. ¡Qué lástima que haya gente que viva así! decía. Hacían comida Esta joven asegura que, durante los últimos meses, no había notado malos olores. Tampoco vieron ratas que pudieran proceder de este insólito estercolero escondido en pleno corazón de la ciudad. Julio y María trabajan en Doble A otro establecimiento de la calle Fuencarral situado enfrente del basurero. El muro no nos dejaba ver lo que había allí dentro dice Julio. No sabemos si se cayó o es que empezaron a tirarlo para construir. Había gente dentro, les veíamos saltar de un lado a otro del muro. Hacían comida porque olía y se veía el fuego María da más detalles: Tenían escaleras para subir y bajar que luego escondían Varios indigentes deambulaban al mediodía de ayer por las inmediaciones del solar. Se les notaba enfadados y despistados. ¿Vivía usted ahí? preguntamos. No hubo respuesta. Sólo una mirada fría y desgarradora. Casi seguro: se había quedado sin su hogar Urbanizaciones afectadas A los camiones se aconsejaba no circular e, incluso, se procedía a su retención en numerosas carreteras. Los turismos eran obligados a utilizar cadenas en diversos tramos de carretera y, como es lógico, en los puertos de Navacerrada, Cruz Verde, Alto de los Leones y Santa María de la Alameda. Por otro lado, los vecinos de varias urbanizaciones de San Lorenzo del Escorial y de Cercedilla quedaron ayer retenidos en su domicilio debido a las intensas nevadas que se produjeron esta madrugada en parte de la sierra madrileña. Las urbanizaciones de San Lorenzo del Escorial afectadas están situadas en la calle Naranjos; en Cercedilla, las más cercanas a la carretera M- 601. Un paisaje desolador Desde la calle, nada hacía sospechar la cantidad de basura que acumulaba este solar. Según cuentan algunos vecinos y comerciantes de la zona, el muro que tapaba el solar del 24 de Fuencarral debió venirse abajo en la noche del domingo al lunes. Así fue cómo se pudo apreciar un paisaje que dejó boquiabiertos a la mayoría: escombros, desperdicios, cartones, plásticos, ropas y telas mugrientas, metales, cacharros oxidados... Hasta varios contenedores de basura como los que se utilizan en las comunidades de vecinos. Lo peor fue descubrir varias lonas que se mantenían en pie a duras penas y que simula- Denuncian la aparición de ratas en un colegio El Consejo Escolar del Colegio Público Cuba, de Latina, han denunciado a la Junta de Distrito y a la Comunidad la presencia de ratas en la cocina y el comedor del centro, explicó a Ep un miembro del Consejo Escolar del centro. El 8 de enero se detectó la presencia de ratas en la cocina del centro, que presta servicio a niños de entre 8 y 11 años, pero no se comunicó a los padres hasta el día 12, y no se suspendió el acceso a la cocina hasta el día 19.