Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 OPINIÓN VIERNES 26 s 1 s 2007 ABC DIRECTOR: JOSÉ ANTONIO ZARZALEJOS PRESIDENTE DE HONOR: GUILLERMO LUCA DE TENA PRESIDENTA- EDITORA: CATALINA LUCA DE TENA DIRECTOR GENERAL: JOSÉ LUIS ROMERO Área Financiera: Jorge Ortega Área de Márketing: Javier Caballero Área Técnica: José Cañizares Área de Recursos Humanos: Raquel Herrera DIRECTOR GENERAL DE DESARROLLO: EMILIO YBARRA Director Adjunto: Eduardo San Martín Subdirectores: Santiago Castelo, Fernando R. Lafuente, Alberto Pérez, Alberto Aguirre de Cárcer Jefes de Área: Jaime González (Opinión) J. L. Jaraba (España) Miguel Salvatierra (Internacional) Ángel Laso (Economía) Juan Cierco (Cultura, Ciencia y Deportes) Mayte Alcaraz (Fin de Semana) Jesús Aycart (Arte) Adjuntos al director: Ramón Pérez- Maura, Enrique Ortego y Ángel Collado Redactores jefes: V. A. Pérez (Continuidad) A. Martínez (Política) M. Erice (Internacional) F. Cortés (Economía) A. Puerta (Regiones) J. Fernández- Cuesta (Sociedad) A. Garrido (Madrid) J. G. Calero (Cultura y Espectáculos) J. M. Mata (Deportes) F. Álvarez (Comunicación- TV) A. Sotillo (S 6 y D 7) L. del Álamo (Diseño) J. Romeu (Fotografía) F. Rubio (Ilustración) y S. Guijarro EL FUTURO QUE SE DEBATE EN DAVOS ACE 35 años que se celebra en Davos (Suiza) una reunión de líderes mundiales en la que se debaten los principales asuntos de la actualidad internacional. Durante muchos años era también el escenario de una protesta tenaz de los grupos antiglobalización y, a veces, lo único que se retenía de las reuniones en esta exclusiva estación invernal suiza eran los enfrentamientos con la policía. Con el tiempo, el foro se ha convertido en un lugar de discusión con una sorprendente capacidad de adaptación a las corrientes mundiales, tal vez porque no está constreñido a las rigideces institucionales. Hasta las fuerzas antisistema han aprendido el modelo y han construido su propio que se celebra en Brasil o en Kenia como este año. La canciller Merkel, la estrella indudable de la reunión de este año, ha sido la primera en reiterar el mensaje de que en este mundo cambiante las viejas posiciones ya no se pueden dar por ganadas porque las sociedades y las economías evolucionan a velocidad de vértigo y siguiendo caminos que no se pueden prever fácilmente. Las nuevas tecnologías llevan a nuevos tipos de relaciones entre los individuos y entre las sociedades y éstas, a nuevos resultados económicos y geoestratégicos. Es necesario que aquellos que de alguna manera son responsables de parte de esta maquinaria que hemos bautizado como mundialización o globalización puedan buscar alguna luz para intentar de entrever el futuro. En este contexto, el Gobierno español ha ignorado deliberadamente esta reunión en la que participan aquellos que de alguna manera cuentan en el mundo actual, ya sea la citada canciller Merkel o los fundadores de Google o el propietario de la mayor siderurgia del mundo. Si hacemos caso a la política exterior que ha inspirado el Ejecutivo socialista, da la impresión de que el presidente Rodríguez Zapatero se encontraría más a gusto en el fórum alternativo, donde se elogian las políticas del venezolano Hugo Chávez en favor de las renacionalizaciones revolucionarias y en contra del libre comercio. Hay muchos a los que no les parece adecuado que se celebre la reunión de Davos, aunque lo que nadie puede evitar es que existan problemas globales que requieren soluciones globales, muchos de los cuales no están ya bajo el control exclusivo de los dirigentes políticos. La contaminación, el cambio climático, los desafíos energéticos, los riesgos de confrontación global en Oriente Próximo, etcétera, no pueden ser solventados ni por un país ni por una región ni por una religión. Los que tengan algo que decir para desentrañar los nuevos desafíos de la humanidad deben ser escuchados y aquellos que siguen presos de las rancias concepciones ideológicas que una y otra vez fracasan bajo formas diversas, harían bien en prestar atención, si fueran capaces de desembarazarse del miedo a la libertad creadora del ser humano. H DE JUANA NO SOMETE A LOS JUECES L A decisión mayoritaria de los magistrados de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, por la que mantienen a De Juana Chaos en prisión provisional y en ingreso hospitalario, se ajusta estrictamente a los principios de legalidad y humanitarismo de la Ley de Enjuiciamiento Criminal sobre esta medida cautelar. La ley procesal sólo permite el arresto domiciliario cuando el preso preventivo esté enfermo y el internamiento carcelario entrañe grave peligro para su salud Los magistrados han puesto las cosas en su sitio: ni De Juana Chaos está enfermo, sino en huelga de hambre; ni la prisión provisional tiene que ver con su padecimiento, resultado exclusivo de la voluntad del etarra de presionar con una huelga de hambre al Gobierno y a los jueces para obtener su impunidad. Al fallar el requisito de la enfermedad, era innecesario alegar que la vigilancia policial del arresto domiciliario y el deterioro físico del etarra impedirían su fuga. En todo caso, conviene no olvidar las fugas de Josu Ternera- -otro enfermo ilustre- -y de Jon Salaberría. Por tanto, el respeto a la legalidad exigía que De Juana Chaos permaneciera en la misma situación, entre otras razones, porque si su vida está en peligro, lo más indicado es que permanezca en un hospital. Los perjuicios para su salud no serán consecuencia de una enfermedad previa o sobrevenida, ni de falta de atención médica, sino del empecinamiento del etarra por echar un pulso que ayer, afortunadamente, perdió. Aunque la aplicación de la ley no es automática y normalmente permiteun cierto margen de discrecionalidad, el caso de De Juana Chaos no ofrecía mejor alternativa legal a la decisión mayoritaria de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional. Por eso, laFiscalíaha vistocómosu criterio erarechazado absolutamente por los jueces, al pretender que se concediera al etarra una prisión atenuada que, conforme a la ley, no merecía en absoluto, salvo que se aceptara su chantaje. Es la segunda vez que la Fiscalía tropieza con De Juana Chaos- -la primera fue el baile de acusaciones por las amenazas vertidas en dos artículos publicados en el diario Gara zanjado con una condena a más de doce años- lo que es motivo suficiente para que Conde- Pumpido asuma definitivamente su deber de garantizar, en todas las causas contra ETA y la izquierda proetarra, el principio de legalidad como criterio de funcionamiento del Ministerio Público, renunciando al principio de oportunidad que tanto ha menoscabado la confianza en la Fiscalía. Para el Gobierno y los responsables socialistas que durante tanto tiempo han reclamado de los jueces sensibilidad con el proceso de diálogo y con la oportunidad para la paz representada por el alto el fuego del 22 de marzo pasado, el auto de la Sala de lo Penal es un duro recordatorio de que, contra el Estado de Derecho, no hay proceso viable. Y el Gobierno lo sabe y por eso manifiesta habitualmente que acata las decisiones de los jueces. Sin embargo, sus actos discurren en sentido contrario, porque, por ejemplo, la sentencia del Tribunal Supremo que ilegaliza y disuelve a Batasuna, prohibiendo su actividad política, no ha sido óbice para que el Partido Socialista de Euskadi haya rehabilitado políticamente a la coalición proetarra, convirtiéndola en interlocutor no sólo del proceso de paz sino también de los cambios institucionales futuros en el País Vasco y en España. El respeto a los jueces no se predica; se ejerce con hechos. Si el Gobierno fuera realmente respetuoso con la independencia judicial, afirmación con la que anteayer se obsequió a sí mismo Rodríguez Zapatero, no endosaría a los jueces la responsabilidad de facilitar el proceso con decisiones contrarias a las leyes. Debería asumir su propia responsabilidad, abandonar el doble lenguaje al que nos ha habituado y tener el valor de ir al Parlamento a proponer reformas legales que den a los terroristas el trato judicial que considera coherente con un proceso de negociación. En definitiva, es probable que los dirigentes socialistas que abogaban por la libertad provisional o el arresto domiciliario deDeJuana Chaos tuvieran muypresentela exigenciadeimpunidad que ETA ha reiterado en sus comunicados y que, según las filtraciones al diario Gara habría sido convenida con el Gobierno en los contactos previos al alto el fuego del 22 de marzo. Lo que queda claro es que la impunidad de los terroristas es imposiblegraciasalEstado deDerecho, alaindependenciajudicial y a las oportunidades que ofrece el sistema procesal penal españolpara el ejercicio dela acciónpopular, quesehaconvertido en el paliativo de la cada día más incomprensible actuación del fiscal general del Estado. ENGAÑOS DEL PSOE EN ALCORCÓN CULTAR la realidad a los ciudadanos es un arma política intolerable en una sociedad democrática. El candidato Rafael Simancas, la delegada del Gobierno en Madrid y el alcalde socialista de Alcorcón han engañado a la gente en relación con los graves sucesos de los últimos días. Hablan, en efecto, de hechos aislados y niegan la existencia de bandas juveniles en esta localidad madrileña cuando resulta que el PSOE había encargado y asumido un informe que expone la situación de forma concluyente. En Alcorcón hay al menos ocho bandas y tribus urbanas operativas, unas de origen latino, otras formadas por skins de uno y otro signo y algunas de nombre tan expresivo como la banda del chupete El informe describe con todo rigor sus zonas de influencia y su forma de operar, formulando también recomendaciones para luchar contra esta cultura de la violencia entre ellas, la elaboración de un plan integral y el incremento de la presencia policial y de los recursos públicos. Dadas las circunstancias, era cuestión de tiempo que saltara la chispa como ocurrió el pasado fin de semana, con el agravante de que las cosas van a peor ante la convocatoria de grupos radicales de otros lugares de Madrid y de toda España. El Gobierno está demostrando una vez más una incapacidad alarmante para O aplicar la ley con rigor y eficacia. Los responsables del Partido Socialista parecen más preocupados en culpar al PP por una supuesta falta de colaboración que en asumir su obligación de frenar de forma tajante este tipo de actos que van mucho más allá del simple gamberrismo Ningún político que merezca credibilidad ante los ciudadanos se presta a una operación de esta naturaleza. No importa que ya estemos en la precampaña electoral ni sirve la falsa justificación de que es preciso tranquilizar los ánimos. Simancas, Mestre y los alcaldes socialistas que definen la zona como un espacio de convivencia pública están comportándose con un algo grado de cinismo. Están faltando a la verdad intencionadamente, como bien demuestra el informe referido. En el colmo de la falsedad, Simancas habla de hechos puntuales y niega la existencia de bandas y de cualquier género de racismo o xenofobia, cuando debería conocer de sobra el documento que demuestra lo contrario. La mentira tiene un coste muy alto en democracia, porque el único patrimonio válido para un político es la confianza de sus electores. El futuro de algunos socialistas madrileños queda así seriamente comprometido por su actitud ante una crisis cuya explosión era algo muy previsible.