Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN MIÉRCOLES 24 s 1 s 2007 ABC AD LIBITUM LA NUEVA LEY DEL PÉNDULO SEGURABA el maestro Indro Montanelli que, desde la derecha, sólo hay una manera eficaz y democrática para acabar con la izquierda: Aupándola hasta el poder, donde fracasará estrepitosamente Ya no es así. José Luis Rodríguez Zapatero llegó a La Moncloa tras el 11- M y empujado por las torpezas de la derecha; pero, desde que allí anida, no da pie con bola, crea más problemas que los que resuelve, ha evidenciado su inmensa vaciedad... y crece en la valoración y aprecio ciudadanos. Lo señalan la mayoría de las encuestas que se publican. ¿Será que la ley del péndulo tenía feM. MARTIN cha de caducidad? FERRAND Si se mira con atención la lista de los aciertos del Gobierno Zapatero- -paritario, por supuesto- -cabe de sobra en unos centímetros de serpentina; pero, sorprendentemente, eso no le irrita a la sociedad española. Incluso la alta burguesía tradicional, igual que los nuevos ricos de la construcción, le ríen las gracias al presidente y, en olvido de cualquiera de los sentimientos nacionales, aplauden su prudencia y su sonrisa. Como si la primera fuera tal y la segunda tuviera explicación. ¿Tan mal lo está haciendo la oposición? Pudiera ser que sí, que esa fuera la explicación suficiente para que los fracasos de Zapatero no resulten estrepitosos y crucen por el patio de la opinión pública sin coste alguno para él. El espectáculo que ofrecen muchos líderes del PP no es de recibo y ello, a sólo cuatro meses de las próximas elecciones autonómicas y municipales, tendrá efectos fulminantes. Pero lo más sorprendente no es lo que pudiera contarse del PP en Cataluña, Valencia, Baleares o, incluso, en Madrid, donde gobierna con más tino que el que podrían augurar sus divergencias familiares; sino que, ante tan suicidas ejercicios, no intervenga Mariano Rajoy. El gallego guarda sus iras para ladrarle, sin morder, a José Luis Rodríguez Zapatero y, sin arreglar las cosas de la casa propia, predica sobre los modos de barrer el patio de vecindad. La situación marca una nueva formulación política por la vieja y citada ley del péndulo. El fracaso de una de las dos grandes mitades de nuestro espectro político puede cursar sin efectos negativos siempre que la otra parte contribuya, por acción u omisión, a que así sea. En ese caso tan singular el péndulo detiene su vaivén en el punto que mejor conviene. En la circunstancia presente, el del PSOE de Zapatero. No basta con aplicar la teoría de Montanelli. El fracaso estrepitoso del Gobierno presente no será fuerza suficiente para su caída mientras la oposición no encuentre su camino y renueve su primera línea de mando. José María Aznar llegó al poder como consecuencia de una refundación de su partido y así tendrá que hacerlo, con otra, para que se mueva el péndulo el próximo presidente del Gobierno que luzca una gaviota en la pechera. VISTO Y NO VISTO LA EXTRAÑA ELOCUENCIA DE LA FAMILIA PAZ Santo- -dijo Foxá a propósito de los pellizcos de monja N España, para hablar bien de España, no hay contra España de Pío XII- yo me hago del tiro de pique hablar de España, sino de la familia Paz. chón pero allá se las componga Tía Paz con los yihaLa familia Paz es la célula de un sociedad que distas de su Alianza de Civilizaciones. hace cosas antropológicamente tan raras que nadie saMoros o cristianos, si la familia Paz la toma con los be por qué no vienen en La rama dorada de Frazer. toros es porque el nacimiento de la fiesta de los toros coAsí, cuando la Eta asesina a un transeúnte, en lugar de incide con el nacimiento de la nacionalidad española, y salir todos corriendo detrás del etarra, la familia Paz se eso, decía Pérez de Ayala, hace que las corridas sean congrega alrededor de un tótem y, con su mejor cara de una cosa tan nuestra como el habla que hablaoveja, exige la paz... a la víctima, como esas trimos, razón por la cual la familia Paz también la bus africanas que montan un danzón para imtiene tomada con el español, que no es sólo un plorar la lluvia, sólo que en las tribus africanas idioma, sino la unidad española. La familia Paz nadie llama fascista al que no danza. Y los antroes cosmopolita y, no sé si lo hemos dicho, pacifispólogos del Comité Contra la Tortura rinden vita. El cosmopolitismo, como saben los spenglesita a Chaos- -privilegio que nunca concedierianos, es literatura, y no puede ser otra cosa: ron a Ortega Lara- -para abrirle la gatera, mas fuerte en cuanto a las razones, pero débil cuansu celda no la ocupará Ternera, el macho alfa de do hay que defenderlo, no con nuevas razones, sila paz. IGNACIO RUIZ no con sangre. La cosa viene de lejos. El mismo Américo QUINTANO- -Su éxito significa la abdicación de la naCastro admitió que los españoles son tal vez el ción en la historia, no a favor de la paz eterna, sino a faúnico pueblo del Occidente que considera nulos o mal vor de otra nación. venidos acontecimientos o siglos enteros de su historia, El cosmopolitismo de la familia Paz está enraizado y que casi nunca ha experimentado la satisfacción gozoen el viejo y trágico proverbio español que tan frescasa de vivir en plena armonía con sus connacionales: chonamente ha hecho suyo la egabrense ministra Cal Se vive entonces como si la vida, en lugar de caminar vo, que dice: Lo que es del común no es de nengún. Es hacia delante, sintiera la necesidad de desandar, de coun cosmopolitismo que ensalza la bondad democrática menzar nuevamente su curso. Y en ésas está la familia de la estulticia contra la maldad aristocrática de la intePaz. ligencia, y con tal rencor, que un personaje de natural La familia Paz es progresista, y por consiguiente, equidistante como Rajoy casi tiene que irse de España plural. Tiene un papá, Rodríguez, y varias mamás, tosólo por haberse sentado intelectualmente sobre un cosdas con aire a mamá de Brian, como corresponde a las mopolita de plastilina. El objetivo de tanto cosmopoliverdaderas fisonomías de progreso. También tiene tismo es una nueva experiencia democrática, que en abuelos: Abuelo Paz (Carrillo) y Abuela Paz (Fernánrealidad es la más vieja: la democracia sin oposición. dez) Y muchos tíos, incluido ese tío del pueblo, Revilla, Tomada al pie de la letra, esa idea fue la que llevó de maque viene con sobaos a la capital para mojar en la drugada a los prietistas a meter en una camioneta al guerra civil y esa tía de la capital, Narbona, que va jefe de la oposición. con mariconadas al pueblo para quitarle de torear. Se Lo resumió un mejicano que observaba a un grupo ve que Tía Paz no ha oído hablar del origen árabe de las de españoles exiliados: corridas de toros (tesis defendida por Moratín, padre) -Hasta los tontos se vuelven elocuentes para hablar ni se ha fijado en los adornos mudéjares de las Ventas mal de su país. del Espíritu Santo si esas cosas las inspira el Espíritu A E -No permitiré que gente desaprensiva desprestigie nuestra ciudad, intoxicando con que bandas callejeras hacen difícil la seguridad ciudadana.