Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 21- -1- -2007 Serbia renueva hoy su Parlamento bajo la sombra del nacionalismo radical Vojislav Kostunica, primer ministro serbio 35 PRINCIPALES RIVALES DEMÓCRATAS YA OFICIALES Barak Obama Senador por Illinois John Edwards Ex senador por Carolina del Norte HILLARY CLINTON, CANDIDATA A LA NOMINACIÓN DEMÓCRATA A LA CASA BLANCA LA GRAN OPORTUNIDAD Los conservadores la ven como una temible ultraliberal, pero, de familia republicana, no entró en el partido demócrata hasta sus años universitarios en Massachussets M. GALLEGO. CORRESPONSAL NUEVA YORK. Los conservadores la ven como una temible ultraliberal, pero en realidad Hillary Clinton, de 59 años, nació en el seno de una familia republicana de Chicago e incluso hizo campaña a los 16 años por el candidato republicano Barry Goldwater, que perdió las elecciones frente al demócrata Lyndon B. Johnson. El cambio al Partido Demócrata lo hizo en sus años de universidad en Massachusetts. Particularmente tras la muerte de Martin Luther King, que, confiesa, le afectó profundamente, no sólo por la sintonía con su lucha en favor de los derechos civiles sino porque le conoció personalmente. En Yale su transformación política la unió al hombre con el que habría de cruzar las puertas de la Casa Blanca, Bill Clinton. Desde el primer momento quedó claro que no iba a ser sólo consorte. Cuando su marido se convirtió en gobernador de Arkansas, ella se señaló como la primera esposa del gobernador de ese Estado que mantenía su propia carrera. Por eso antes incluso de que él se convirtiera en presidente, ella fue nombrada en 1991 una de las cien abogados más influyentes de Estados Unidos, según el National Law Journal Su trabajo con los niños le impulsó a cuestiones sociales, por eso su nombramiento al frente de la Fuerza de Trabajo para la Reforma de la Sanidad en 1993 no sorprendió a nadie. Los norteamericanos se dieron cuenta entonces de que tenían a dos por el precio de uno y quienes defendían el pa- Con 45 años, es el único afro- americano en el Senado de los Estados Unidos, el quinto en la historia de los Estados Unidos, y solamente el segundo demócrata. No ascendió a la categoría nacional hasta julio de 2004, cuando el joven y prometedor talento pronunció el discurso central en la convención de los demócratas antes de las elecciones presidenciales. Con su llamamiento a tener valor y esperanza hizo levantarse de las sillas a los miembros del partido. Y ese mismo año consiguió saltar al Senado con dos tercios de los votos, convirtiéndose en el único afroamericano de la Cámara baja. Se le ha llamado el JFK negro El 6 de julio de 2004 fue seleccionado por John Kerry para competir por la vicepresidencia de los Estados Unidos en las elecciones federales de noviembre de 2004. La derrota de Kerry empañó ligeramente su carisma, pero no su ambición de llegar a la Casa Blanca. John Edwards tuvo una brillante carrera como litigante en Carolina del Norte antes de ingresar a la política. Se especializó en obtener grandes indemnizaciones penalizando la negligencia de algunas empresas. Entre sus victorias más publicitadas se encuentra la obtención de la indemnización más alta en la historia del estado de Carolina del Norte (25 millones de dólares) jo sobre tonos pasteles y aspecto relajado, para notar lo estudiada que estaba la foto. Sin miedo a nada Hillary dice que no tiene miedo. Sabe que los republicanos más conservadores han iniciado ya campañas como Stop Hillary que financia un millonario de Texas, o la de un predicador episcopaliano que la compara con Lucifer y asegura que su presencia en la campaña estimulará a sus feligreses para salir a votar en su contra. Sin embargo esta mujer ha sido capaz de convertir su efecto polarizador en un activo que la aventaja respecto a sus contrincantes demócratas. Nunca he tenido miedo de defender lo que creo o de enfrentarme a la maquinaria republicana entona en el vídeo. Después de superar con dos triunfos aplastantes la inversión de 70 millones de dólares contra mi campaña en Nueva York, puedo decir que se como piensan los republicanos de Washington, cómo operan y cómo vencerlos pel tradicional de las primeras damas vieron con malos ojos su irrupción en el hemiciclo del poder. Un par de errores Ese iba a ser, sin embargo, el menor de sus problemas. La creación de un sistema de salud público amenazaba a importantes poderes fácticos, como el de las compañías de seguros, que se lanzaron contra ella. Hillary admite que ese gran fracaso ha sido su lección política más importante. ABC. es Página personal de la senadora Clinton en http: hillaryclinton. com Su otro gran tropiezo fue permanecer al lado de su marido cuando se le acusó de adulterio. Ella salió a defenderlo, como hizo durante la campaña electoral, y Jennifer Flowers estuvo a punto de acabar con su futuro político. Tras los muros todo era hielo, pero mientras el Congreso decidía el impeachement del presidente, ella se reunía con sus ayudantes para ocupar el escaño senatorial de Nueva York desde el que quiere volver a la Casa Blanca por derecho propio.