Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
78 VIERNES deESTRENO VIERNES 19 s 1 s 2007 ABC Najwa Nimri: No es que me gusten este tipo de papeles; yo les gusto a ellos El director, Antonio Chavarrías, presume de exigir al espectador y obligarle a pensar ABC MADRID. Cuatro años después de Volverás Antonio Chavarrías regresa a la dirección con Las vidas de Celia La película surge a partir de pequeños incidentes cuenta el realizador. La primera imagen es el renacer de una persona, alguien que se quiere suicidar Chavarrías cuenta que el rodaje fue cronológico, de forma que los descubrimientos de los personajes tuviesen después sus consecuencias El filme, sin embargo, es fragmentado luego en la sala de montaje, lo que obliga al espectador a pensar, a hacer su propia interpretación. Le exige más Luis Tosar da vida al policía, personaje que a Chavarrías le daba miedo, porque no quería llevarlo al arquetipo o a la extravagancia Tosar cuenta que quien más le ayudó a prepararlo fue el jefe de la Brigada de Homicidios de Barcelona. Me enseñó el día a día, que el trabajo tiene más que ver con el papeleo y el contraste de datos en la oficina que con el cine de acción Lo que sí tiene el papel en común con otras películas es su difícil vida privada: Es un poco desastrosa, porque su trabajo es muy absorbente y extraño, en contacto con lo más horrible El personaje más complejo de la cinta es, no obstante, el de Najwa Nimri, según destaca su director. Celia es alguien sin elementos para componer el personaje. El policía investiga y el marido sabe lo que pasa, pero Najwa navega en un mar de dudas La actriz añade que el realizador y ella no quisieron concretar el tipo de esquizofrenia o enfermedad mental que padece Celia, nos la inventamos. Es una mujer que entra en shock, pero la inercia la lleva a seguir funcionando Najwa se sabe una habitual de los personajes difíciles. No es que me gusten este tipo de papeles, soy yo quien les gusto a ellos asegura. Pero no se queja. Hace poco rodé Trastorno donde todos están trastornados, salvo yo, y me aburrí terriblemente. Mi vida es idílica y me resulta apasionante escarvar en las cavernas Luis Tosar conoce a Najwa Nimri durante la investigación de un caso de asesinato Las vidas de Celia España 2006 Género- -Drama Director- -Antonio Chavarrías Actores- -Najwa Nimri, Luis Tosar, Aida Folch, Álex Casanovas, Javier Díaz, Mentxu Romero Ráfagas de una investigación F. M. B. Está de moda ofrecer la realidad fragmentada, contar un historia más o menos simple de un modo complejo, que no acomplejado. Antonio Chavarrías, acostumbrado a moverse con soltura en ambientes sin demasiado glamour, tirando a sórdidos, cuenta una investigación policial de paso tranquilo, un poco a lo Mystic river aunque comparar cualquier pe- lícula con las obras maestras de Clint Eastwood sea una canallada. Una chica ha sido asesinada, pero el criminal no ha podido ir muy lejos. A buen seguro pertenece a su entorno. La particular mirada del director de Susanna ofrece poca luz sobre los hechos. Mejor dicho, la ofrece a ráfagas, con una linterna cuyo haz no es muy potente. Deja que el espectador recomponga las piezas del puzle casi al mismo tiempo que sus personajes. Nos enseña también varios tipos de violencia, urbana, cotidiana, pero no se entretiene en catalogarlas ni en establecer cuáles son mejores o peores. Najwa Nimri y Luis Tosar llevan el peso de la interpretación, con el afortunado contrapunto de la joven Aida Folch. La primera, como el propio realizador reconoce, navega un poco a la deriva, sin referentes a los que asirse, aunque tiene el oficio suficiente para no ahogarse. La actriz convencerá, pero no sabemos a quién. El policía es un personaje mucho menos gaseoso. Tosar quizá no tenga una amplitud de registros deslumbrante, pero si el director no lo saca de sus casillas, casi siempre es la pieza más eficaz del tablero. Sabe resultar natural y a la vez intentar cosas nuevas, sin los tics chulescos que le suele colgar el cine a los agentes de policía. La película, en suma, está bien rodada, con un punto de partida original e ingredientes de sobra para gustar. Con una pizca adicional de sal resultaría más sabrosa.