Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28 VIERNES 19- -1- -2007 ABC INTERNACIONAL www. abc. es internacional Edmund Stoiber habla por su teléfono móvil al abandonar ayer la sede de su partido, la CSU, en Munich AFP Stoiber, el káiser de Baviera anuncia su retirada ante las presiones de su partido Ha gobernado 14 años al frente del partido hegemónico en el land decisivo de Alemania s Se abre la lucha por la sucesión GUILLEM SANS SERVICIO ESPECIAL BERLÍN. Edmund Stoiber anunció ayer que en el próximo congreso de su partido en septiembre se retirará de la presidencia de la Unión Social Cristiana (CSU) y abandonará su cargo de primer ministro de Baviera tras gobernar durante 14 años con mayoría absoluta. Stoiber hizo este anuncio en una breve comparecencia ante la prensa convocada por la tarde en la Cancillería bávara en Múnich, en la que leyó, sin patetismo pero con cierta solemnidad, la histórica declaración de su renuncia. El miércoles, el primer ministro bávaro todavía pensaba posponer el debate sobre su candidatura a las elecciones regionales de 2008, pero las presiones le forzaron finalmente a ceder. Eso sí, lo ha hecho presentándose como timonel del proceso al decantarse por esa declaración pública. Justo después, el ministro regional del Interior, Günther Beckstein, se apresuró a proclamar en la radio Bayerischer Rundfunk su disposición a sustituirle al frente del Gobierno. Beckstein es el político más popular de Baviera, incluso más que Stoiber, y se le conoce como el sherif negro por una supuesta dureza en la política de seguridad e inmigración. La presidencia del partido se la disputan ya abiertamente el ministro bávaro de Economía, Erwin Huber, y Horst Seehofer, ministro de Agricultura en el Gabinete de Angela Merkel. Seehofer ha sido víctima de una indiscreción sobre su vida privada filtrada a la prensa sensacionalista: según Bild el ministro tiene una amante en Berlín con la que habría tenido un hijo. Las indiscreciones han marcado el principio del fin de la carrera de Stoiber. La diputada regional Gabriele Pauli reclamó públicamente el 12 de octubre pasado que Stoiber renunciara a volver a presentarse a la reelección en 2008. En noviembre, Pauli abrió por su cuenta en su página de internet un foro de debate sobre la permanencia de Stoiber en el trono del antiguo reino de Baviera. El 18 de diciembre, la diputada acusó a colaboradores de Stoiber de haberle pinchado el teléfono para desacreditarla con indiscreciones sobre su vida privada. Pauli tildó a Stoiber de autoritario y dijo que el primer ministro no ve bien la presencia de mujeres en posiciones de poder. Después del receso navideño, Stoiber y la CSU caían en todas las encuestas y la resistencia contra el primer ministro empezaba a crecer en las bases y en su propio gabinete. Ayer se produjo también la esperada primera reunión entre Stoiber y Pauli. Antes, ambos sólo habían coincidido una vez, en la recepción de Año Nuevo del Gobierno bávaro. Que se saludaran y hablaran durante 15 segundos ya era entonces suficiente para un titular. Ella dijo ayer en rueda de prensa que a pesar del escándalo nunca ha tenido problemas con Stoiber en el plano personal y humano Ha visto que ya no tiene un apoyo unánime en el partido, explicó. mócrata Cristiana (CDU) de Merkel. Beck, único primer ministro socialdemócrata que gobierna con mayoría absoluta en un land (Renania- Palatinado) pidió un adelanto electoral en Baviera. Si la CSU no se atreve a hacerlo, la Constitución bávara permite convocar un referéndum advirtió. La crisis bávara demuestra lo carcomida que está la CSU. En unas declaraciones previas a su discurso de inauguración de una feria agroalimentaria en Berlín, Merkel elogió ayer la labor de Stoiber en Baviera y expresó su confianza en que el jefe de su partido hermano contribuirá a que la CSU continúe siendo un partido fuerte en Baviera Más allá de los posibles efectos sobre el funcionamiento político de la gran coalición de Merkel, la crisis abre un escenario político excepcional en Baviera. Pero la oposición es muy débil en un land donde la CSU ha gobernado con mayoría absoluta desde 1946, exceptuando el trienio 1954- 1957. La CSU seguirá reinando La oposición socialdemócrata y verde se frota las manos. En Maguncia, el presidente del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD) Kurt Beck, declaró que la crisis bávara dificulta el trabajo de la gran coalición. En el Gabinete de Angela Merkel, dos carteras están en manos de la CSU: Seehofer tiene la de Agricultura y Michael Glos la de Economía. La CSU es la hermana menor de la Unión De-